En Mérida el comunismo de Chávez está asesinando a la población

En Mérida ganó la oposición porque el comunismo de Chávez está asesinando a la población. La borrachera ferial en pleno carnaval fue increíble. Hombres, mujeres, ancianos, jóvenes y hasta niños se embriagaron en las avenidas Los Próceres y Las Américas, porque el comunismo de Chávez los está matando y ni les permite libertades ni libertinajes de ningún tipo. En las Agencias de Viajes de Turismo no había opciones para viajar a ningún lado, todos los destinos nacionales e internacionales estaban agotados por los viajeros merideños, porque el comunismo de Chávez los está asediando. Los destinos más pedidos: el carnaval de Río de Janeiro, Barranquilla, Santa Marta, Margarita, Miami, Cancún, Cartagena, República Dominicana, Panamá, El Callao. No había cupo. El comunismo de Chávez hizo agotar todas las reservaciones e igual está para Santa Parranda (Semana Santa).

Mérida paralizó todas sus actividades económicas, la ULA paralizó sus actividades académicas y administrativas. ¿Por qué? Porque el comunismo de Chávez los está matando. Desde el jueves –día laborable en todas partes del mundo- y hasta el miércoles de cuaresma universidad y ciudad, juntos, de la mano, comenzaron a rendir tributo a las borracheras callejeras. El Gobernador y el Alcalde, supuestamente antagónicos, andaban abrazados coronando a cuanta reina se les apareciera y gritando ¡oleeeeeee! en ese espectáculo deprimente, terrible y dantesco en el que torturan toros indefensos. Y todo por qué? Por que el comunismo de Chávez los está matando. La plaza a reventar, el dinero surgía de cualquier parte para comprar las entradas, el licor y la ración de chuzos a la salida del patíbulo taurino. Todo porque el comunismo y el socialismo de Chávez los está matando.

Las licorerías no daban abasto y en las más cercanas al matadero monumental el licor se agotaba a diario. Las discotecas no admitían a nadie más, llenas hasta los tequeteques, los hoteles de uso rápido no cesaban de cobijar a las parejas fortuitas sin distinción de sexo, las necesidades fisiológicas al aire libre eran todo un espectáculo, que feria tan bella y buena, que se repita gritaban los borrachitos que habitan en los alrededores de las licorerías, ¡sí, que se repita, para que Mérida vuelva a mostrar lo mejor! Y todo por qué? Porque el socialismo de Chávez los está matando.

En los supermercados de la ciudad la gente comprando de todo, con o sin necesidad, no cabía un alma más. Y eso que el socialismo de Chávez los está matando.

¡Cómo detestan estos venezolanos a Chávez! Pero piden a Dios a gritos que este socialismo de Chávez no se vaya del país, y saben por qué? Porque tienen un Chávez por dentro. Hay dólares por montones. Cúcuta se bañó en diciembre de billetes verdes por esa pléyade de venezolanos privilegiados que tienen tarjetas de créditos y acceso a los dólares regulados y regalados. Vaya por Dios. ¡Qué el comunismo de Chávez no importa que los esté matando! Para eso están Cúcuta y Panamá. Para eso hay cerveza a raudales, ron de todo tipo, aguardiente ni se diga y güisqui también, vehículos lujosos, hummers y mustangs importados. Bebidas espirituosas que tienen la capacidad de pasar el trago amargo del socialismo de Chávez que los está matando. ¡Esos son los venezolanos feos, los que no quieren al país, los que usan la revolución para vivir de ella! ¡Qué viva el comunismo de Chávez que los está matando!


(*)Profesor
IUTE, Ejido
Mérida.

ncorredortrejo@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3179 veces.



Nelson Corredor Trejo


Visite el perfil de Nelson Corredor Trejo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a74041.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO