Teodoro y su condón "King"

TEODORO Y SU CONDÓN “KING”

INTROITO
Volvió el viejito a sus andadas. Se le olvidó ponerse el pañal desechable
y no solo se mió sino que se cagó encima. Y todavía anda por allí dejando
ese tufito a mierda por donde pase, y como aquel famoso Rey Midas, pero en
el espejo, todo lo que toca se convierte ipso facto en la misma sustancia
de la que está hecho él. Pero no siempre es así. Y por eso sus frustraciones
y desesperos.

DELITOS Y DELINCUENTES

Una vez estaba ayudando a una amiga, Ligia Nakada, a redactar su tesis de
maestría. Ella es sicólogo y trabajaba en la cárcel de “La Pica” para ese
entonces, y en eso estaba cuando me topé con una frase que me dejó
impactado: “…delito es lo que la Ley dice que es delito…”. Me gustó tanto
que las otras definiciones de “delito”, y hay muchísimas, quedaron por ahí,
flotando sin asidero alguno. Y para que vean, al asesor de la Tesis no le
gustó esa definición y la quitó.

Desde que se inventó, o se descubrió, la ley, comenzaron los leguleyos a
definir lo que era delito. Por supuesto, siempre jalando pa’ su lao. Pero
lo más arrecho fue definir el castigo “ejemplar” para cada delito. Y a
través de los tiempos se han ido incorporando a la ley nuevos delitos, pero
afortunadamente también se han ido eliminando algunos. Y también,
afortunadamente, el enfoque que se le da ahora al proceso delincuencial y
todo lo que lo rodea es cada vez más científico.

Por eso es que a los viejos les cuesta entender eso de que “acusado” no es
lo mismo de “sentenciado”, y “sentenciado” no es lo mismo que “penado”. Y
las nuevas leyes no solo clasifican los delitos sino también al delincuente
y a la pena. Y en esa vía vamos en esta Revolución Bolivariana. Pero esa
inmensa pared que es el sistema judicial venezolano altamente corrupto nos
ha frenado. Pero de que la tumbamos, la tumbamos. Y en ese nuevo sistema
judicial que queremos, la meta principal, la única, la absoluta, no es el
castigo, sino la redención del delincuente y su re inserción en la
sociedad. Por supuesto, esto supone que el delincuente actuó de buena fe.
Porque si actuó de mala fe, el carajo o caraja es lo que algunos llaman
“irrecuperable”, y lo más probable es que se quede viviendo per secula
seculorum en la cárcel. Mejor para él y mejor para nosotros. Y con gusto
pagaremos impuestos para que eso sea así.

Y así se entiende entonces que con el castigo el delincuente cancela su
deuda social. Y a comenzar de cero. Por supuesto, queda rayado, pero poco a
poco la gente lo va aceptando y se va olvidando del pasado. Porque todo el
mundo tiene un pasado que quisiera borrar y borrárselo a los demás.

MAKI “MISS PIGGY” ARENAS, TEODORO “EL ENCANTAO” PETKOFF Y MANUEL IQUE
CABALLERO

Ambos tres tuvieron sendos orgasmos sacándole los trapitos a Don King. Por
el simple hecho de éste haber venido a Venezuela a conocer de cerca la
Revolución Bolivariana y manifestarle a Chávez su apoyo. Por eso. La verdad
es que ya ni lástima dan estos tres seudo periodistas. Si los veo en la
calle los escupo. Y ahora que tengo catarro mejor aún. ¿Es que ellos no se
dan cuenta que todo el mundo, todo el mundo, tiene su rabo de paja y su
techo de vidrio?

TERRORISMO, REVOLUCIÓN Y ROBIN HOOD

Definición oligarca: Robin Hood era un malandro, ladrón de camino,
asaltante de carreteras, con una banda compuesta por puro lumpen, que
robaban a nosotros los honestos para meterse drogas y caña blanca y hacer
orgías con sus propias hijas, hermanas y madres. Y hasta un cura que había
sido ex comulgado los acompañaba…. Robin Hood era un terrorista. Porque le
causaba terror a los oligarcas.

Para los oligarcas del mundo, Carlos Castaño, el jefe directo de los
paramilitares colombianos, es un héroe. Para nosotros, los bolivarianos,
los paramilitares no solo son la fuerza armada tipo 007 (autorizada para
matar) para combatir a las FARC y al FLN, sino, y esto es lo más grave,
para proteger al negocio del narcotráfico. Y si causan terror, ¿qué son?
Terroristas. Al contrario de los milicianos de las FARC y del FLN que
luchan por una vida mejor para todos (todos) los colombianos. Por eso es
que no pueden ser llamados terroristas. Si alguien roba, tipo Robin Hood,
no es un ladrón. Si alguien roba, estilo carlos andrés pérez para meterse
drogas y putear, es un ladrón.

CAMBIO DE “STATUS”

En la época de la lucha armada en Venezuela se crearon las famosas UTC,
guerrillas urbanas, y algunas de ellas robaban a los ricos para dárselo a
los pobres y para financiar la revolución, y otras de ellas se enfrentaban
a policías, guardia nacional y ejército, por supuesto con muertos de parte
y parte, pero los fines eran la liberación de Venezuela. Por lo que no
pueden ser llamados ni ladrones ni asesinos ni terroristas. A ellos los
movía un sentimiento altruista, a diferencia de los corruptos tipo CAP y
Carlos Castaño que los mueve el más profundo egoísmo y desprecio por los
seres humanos. Pero cuando un guerrillero o revolucionario comienza a jalar
solo para su lado (por ejemplo, que atraque un banco y agarre el dinero
para bonches) deja de ser revolucionario y se transforma en un vulgar
malandro. Que lo fue lo que le pasó a la gente de Bandera Roja. Y cuando
uno descubre que uno de esos líderes que lo formaron a uno en las luchas
revolucionarias lo que lo movía no era el altruismo sino el egoísmo, tipo
teodoro petkoff, automáticamente lo ubica en la acera del frente. O sea,
que alguien quien fue el autor intelectual de la lucha armada en Venezuela
era considerado un revolucionario. Ahora, como se le descubre que solo lo
hacía por satisfacer delirios personalísimos en vista de sus actuaciones
hoy día agarradito de las manos con lo más rancio y putrefacta oposición
fascista venezolana, pasa a ser un vulgar delincuente. Asesino por lo del
tren donde asesinó a mansalva a unos pobres guardias nacionales. Ladrón por
lo de VIASA y prestaciones sociales de los trabajadores. Atracador por los
tantos bancos que se atracaron durante la lucha armada. MALANDRO. Un vulgar
malandro. Así que no venga teodoro ahora a erigirse en juez y condenar a
Don King. Y todo por su giga envidia -la de teodoro- a Chávez.







Esta nota ha sido leída aproximadamente 4594 veces.



Luis Rivero Badaracco


Visite el perfil de Luis Rivero Badaracco para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas