El fin del paro es un aporte sin precedentes al Movimiento por el Caradurismo Universal

Menudo detalle

"En atención a una propuesta hecha por la comunidad internacional y como una señal 'de la disposición a negociar' que manifiesta tener la oposición, el secretario general de la CTV, Manuel Cova, anunció que la Coordinadora Democrática resolvió la suspensión del paro y exhortó a empresarios y comerciantes a que voluntariamente decidieran si se plegaban al horario restringido de actividades" (El Nacional B-1, 02-02- 03)

No es que objete las recomendaciones de publicistas, de creativos, de expertos en estrategias de comunicación de masas, pero la coba que nos trata de meter Manuel, es insólita, por decir lo menos. Declarar eso, 63 días después, de los cuales al menos 50 su jefe estuvo dando partes de guerra anunciando que la huelga seguiría "hasta que Chávez se vaya", es un aporte sin precedentes al Movimiento por el Caradurismo universal.

Los "reportes gasolineros", esto es, el tiempo que tardamos en "echar" gasolina en cualquier bomba de Caracas, dan cuenta de que el paro petrolero, verdadera fuerza de la oposición golpista, fue un fracaso total. El record lo ostenta un amigo ingeniero que "echó" gasolina en 10 minutos en una bomba de Catia.

Pero para llegar allí han pasado dos meses y un pelito. El auto impuesto límite de levantar la huelga el 2 de febrero de 2003 con la celebración del referéndum consultivo, que a todas luces era insconstitucional, fue una decisión criminal y muy costosa para el país.

Pero es que los defensores de esta epopeya trágica sobran. Petkoff dice hoy en Ultimas Noticias (02-02-03, Pág. 1) que "lanzar el paro tuvo cierto espíritu aventurero". Miles de millones de dólares en pérdidas para un país, resulta que ahora pueden ser comparados con las aventuras de cualquier super héroe de comiquita infantil.

Ibsen Martínez dice (El Nacional, 01-02-03, Pág. A-9) que hay que renovar a los líderes del paro, esto es, de la oposición, entre otras cosas, por la sobre exposición televisiva que ha tenido el par obrero-patronal, en estos sesenta y pico de días. Pero extrañamente saca al Juan Fernández del paquete. Tal vez ya le ve el empaquetamiento de presidenciable. Más sincera le hubiese quedado su crónica sabatina si en lugar de recordar a Abbott y Costello, a Dean Martin y Jerry Lewis, hubiese comparado a los líderes de nuestra tragedia particular con Los Tres Chiflados. Pero eso es mucho pedirle a Ibsen y que me perdonen Moe, Larry y Curley

Pero el que se lleva la batuta en estas opiniones de paros que mueren de mengua, es la que da el mismísimo rey de la movida, Luis Giusti: "Los detalles (subrayado nuestro) del paro podrán revisarse, en busca de crear mejores condiciones para continuar la lucha, pero no puede caerse en la trampa de pensar que están dadas las condiciones para una negociación efectiva. Los derechos de millones de venezolanos que lo han dado todo por la democracia, no pueden echarse ingenuamente por la borda. ¡Ojo avizor!" (El Nacional 2-2-03 A-11)

Menudos y caros detalles. Todo para terminar recogiendo firmas por una salida constitucional, pacífica y electoral, al decir de Carter, pero de Chávez también. ¿Será a eso a lo que se refiere Giusti? Ojo avizor, señores de la oposición, les habló su jefe.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2733 veces.



Mercedes Chacín


Visite el perfil de Mercedes Chacín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Mercedes Chacín

Mercedes Chacín

Más artículos de este autor


Notas relacionadas



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a2213.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO