Me atendió Nicolás

Después de largo tiempo de espera y una cantidad de dificultades burocráticas en busca del puente, que me permitiera cruza para encontrarnos, llegue al llegadero.
Me presente, frente a ese amigo de tiempo y LUCHAS que ahora tiene responsabilidad importante y carga sobre sus hombros, el peso de lo que solo no puede y lo sabe.

Cuando me vio venir en la distancia por aquel largo pasillo, dibujo en su inmenso tamaño la alegría de aquellos encuentros, cuando deseábamos con nuestro ímpetu construir PATRIA y sabíamos que juntos era la forma; me imagine como en aquellas BATALLAS asumiendo responsabilidad.

Creo busco tiempo, dentro de esa cantidad de ocupaciones que debe tener alguien en tan alto puesto, porque lo vi venir desde lejos, con la misma prisa de siempre y nos dimos aquel abrazo de amigos que tienen tiempo sin verse.
La primera impresión que tuve cuando nos encontramos, es que no se había olvidado de mi; que seguía siendo el mismo que conocí en aquellas LUCHAS de niños, que incluso confundíamos con juegos y lo internalizamos tanto, que hoy lo hacemos en serio; el abrazo fue tan sentido que creí el tiempo no había pasado, tenía la misma fuerza con la que habíamos andado.

Después del saludo habitual, empezó a recordar detalles de nuestro tiempo, que solo recuerdan los que están llenos de LUCHA; confieso me puse nervioso, porque mostró estar bien informado de mis andanzas: le dije que mi oficio seguía siendo el mismo, incluso que ahora era más activo; le confirme que ando por toda la PATRIA, apoyado por la revolución que tanto luchamos y hoy habíamos logrado. Le confesé que sigo haciendo lo mismo, el trabajo más hermoso que puede hacer un ser humano, "REVOLUCION"

Se alegró, porque con esa simpatía que siempre mostró, me dijo; cuanto me alegro amigo mío, no te hayas cansado. Me confesó sabia, que algunos contra me escondían y otros cámaras le habían contado que necesitaba verlo y me dijo que a través del portal aporrea.org, se enteraba que mis BATALLAS, las misma de cuando estábamos lleno de sueños, haciendo lo que hoy seguimos.

Me paseó por un pasillo, mostrando gente que él no conocía ni yo tampoco, pero lo esperaban para hacer planteamientos empresariales, decían cosas inaudibles; pedían puesto, casi se arrastraban; lo que si le capte, que en un susurro me dijo "te cuento después, para que nos aboquemos" porque había mucha gente y lo único que le entendía, es que estábamos haciendo esfuerzo para poner en práctica la forma que traemos desde tiempo y solo la táctica nos permitirá la activación plena con la revolución.

En el pasillo me despidió y empezó a caminar por la PATRIA hacia dentro: me dio tiempo decirle, que no quería puesto; pero tampoco que estuviera en el proyecto tantos incapaces… sentía que por la prisa no podía oírme… mientras gritaba sin voz, en la medida que me fui despertando, había amanecido, tenia compromiso para seguir en la brega y el sueño que tuve me estimulo, porque PATRIA O MUERTE, VENCEREMOS Y HASTA LA VICTORIA SIEMPRE.
SIN PATRIA NO QUIERO VIDA.
HAZTE CONCIENCIA



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2651 veces.



Antonio Machuca

Actor y militante revolucionario

 machucamelo@cantv.net

Visite el perfil de Antonio Machuca para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio Machuca

Antonio Machuca

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a195093.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO