¿Una nueva masacre tipo 11A?

En nuestro artículo anterior nos hicimos eco de una noticia publicada por este mismo medio la semana pasada con el título "Perlas del programa de gobierno de Capriles Radonski". La misma daba cuenta de una reunión ultra secreta en la que participaron los asesores del candidato de la oposición y el propio Capriles Radonski. De acuerdo con el documento que se filtró y que sirvió de base para la denuncia, una de las conclusiones tomadas en ese cónclave o aquelarre de asesinos, fue la de acribillar a balazos a los asistentes a las reuniones del majunche y luego achacar el hecho, como suelen hacerlo, al gobierno.

La noticia, como se podrá ver, no podía ser más aterradora. Especialmente, porque ya aquí perpetraron una masacre parecida; masacre que al parecer ya también se le olvidó a mucha gente y, en particular, a quienes más obligados están en recordarla a cada momento, sobre todo, por la perversa índole asesina de sus autores. Sin embargo, nadie del mundo oficial ni de su Partido, ha hecho hasta los momentos, ni siquiera de pasada, ningún cometario ni pronunciamiento sobre tan preocupante asunto. Esta indiferencia suicida nos recuerda mucho, con las variantes del caso, el Vienes Negro.

Hasta el día anterior a esa fecha fatídica, los venezolanos se acostaron todavía aturdidos por la fiesta consumista a la que desde hacía algún tiempo, concretamente a partir del boom petrolero, se habían venido entregando. Fueron los días del "dame dos, ta'barato". De manera, pues, que los habitantes de este país se encontraban sumamente satisfechos y ahítos de felicidad, ya que en el horizonte inmediato nada parecía perturbar su muelle y sibarita existencia. Y a las voces sensatas que trataban de alertarlos, preocupadas por la indetenible fuga de divisas que se estaba produciendo, una verdadera hemorragia de dólares, como despectivamente los tildaban era de "profetas del desastre o Casandras".

Pues, bien, como era fatalmente inevitable, llegó el viernes y los que se acostaron ricos amanecieron pobres, y los que se habían dormidos satisfechos, se encontraron con que no tenían ni para el desayuno, puesto que el cierre bancario (corralito venezolano) y la brutal devaluación que se había decretado, habían volatizado sus ahorros.

Claro, con lo anterior sólo hemos querido llamar la atención acerca de las nefasta consecuencias a las que puede conducir permanecer indiferentes ante hechos que podrían significar graves problemas para el país. Y en el caso de las acciones que está preparando la oposición con el asesoramiento de los cuerpos de inteligencia de los Estado Unidos, se ha mantenido una actitud de desdén que podría resultar sumamente grave.

Ahora, ¿qué podría explicar esta actitud de las autoridades? Según nuestra opinión, eso lo estaría originando el hecho de no creer capaz a los Estados Unidos de perpetrar semejante delito. La verdad es que por más que busco y rebusco no encuentro otra explicación más o menos satisfactoria. Sin embargo, eso sería olvidar lo ocurrido el 11 de abril cuando con la mayor sangre fría y sevicia provocaron el derramamiento de sangre de todos conocido.

Pero, además, significaría también olvidar lo ocurrido con los paramilitares. Y aquí hay que aclarar algo que esos bandidos declararon en el sentido de que su propósito inicial era dirigirse a Miraflores para arrancarle la cabeza a Chávez. Por supuesto que eso estaba dentro de los planes minuciosamente preparados por los autores intelectuales, que no eran otros que la CÍA, el DAS y el Mosad israelita, pero no inicialmente. Lo que en un principio pensaban hacer, lo que desde el primer momento las acciones terroristas que pensaban realizar, consistian en acribillar a balazos a la población civil para luego culpar al gobierno de tales acciones; es decir, el mismo libreto que después aplicaron en Libia y lo están aplicando criminalmente en estos momentos en Libia.

Pero ¿por qué asegura quien esto escribe que lo denunciado en las noticias de Aporrea tiene una altísima probabilidad de ocurrir? Sencillamente, porque la oposición se saben irremediablemente perdidos en las elecciones del 14-A. Y sabiendo quienes son estos degenerados, no es muy difícil de adivinar lo que tratarían de hacer para cambiar ese panorama adverso. Así que señores del gobierno y de su Partido, pónganse pilas y denuncien por todos los medios estos planes criminales.

alfredoschmilinsky@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1416 veces.



Alfredo Schmilinsky Ochoa


Visite el perfil de Alfredo Schmilinsky Ochoa para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Alfredo Schmilinsky Ochoa

Alfredo Schmilinsky Ochoa

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a162040.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO