Doce años del cierre de la Universidad de la Tercera Edad

En 1987 comencé mis estudios formales de periodismo en la Universidad de la Tercera Edad y cursé 10 semestres, es decir, cinco años. Tanto el pensun y el nivel académico que entonces se impartía en carreras como Comunicación Social, eran similares a los de la Escuela de Comunicación Social de la UCV. Prácticamente teníamos aprobado el 10° Semestre de la carrera, trabajábamos en la Tesis de Grado, cuando, inesperadamente, el entonces Ministro de Educación de CAP, Gustavo Roosen, clausura, sin ninguna explicación válida, la Universidad de la Tercera Edad, deja en la más absoluta orfandad a 5 mil estudiantes que allí cursaban estudios en diversas carreras y se les desconoce a todas aquellas personas mayores de 45, 50, 55, 60 y más años, sus cinco años de estudio de la carrera, perdieron su inversión y el dinero aportado y, sobre todo, perdieron su fe y su esperanza en poder continuar aportándole, con un cúmulo y un conjunto de nuevos conocimientos, metodologías y saberes, al país sus conocimientos.

El cierre de la Universidad de la Tercera Edad fue una injusticia atroz, terrible contra aquellos compatriotas que en la tercera edad de su vida, ya bastante mayores, con una vida de dedicación y amor por sus familias, con hogares construidos y una vida realizada, pero que no pudieron estudiar por múltiples causas en su etapa juvenil, tuvieron la esperanza de sacar, después de toda una vida, una profesión en base al proyecto del Profesor Felix Adam, con la andragogía como soporte educativo. Una universidad que valoraba al individuo en sus saberes, en sus conocimientos acumulados, en su auto formación y auto didactismo.

Fallecido el Profesor Adam, la jauría antipatriótica que dirigía entonces el Ministerio de Educación, a la cabeza el oligarca Gustavo Roosen, de un plumazo, sin anestesia, sin aviso, sin alternativa de ningún género, mediante un vil decreto, el corrupto y criminal gobierno de CAP, clausuró el esperanzador proyecto de estudios superiores, de grado, que se conoció como Universidad de la Tercera Edad, que le abrió las puertas -en un gesto inusitadamente vanguardista en una Venezuela políticamente conservadora e ideológicamente retardataria- a un sector etareo tradicionalmente excluido como lo han sido los adultos mayores .

Hasta el presente, en el marco del gobierno revolucionario bolivariano, nadie ha levantado esa hermosa bandera de la Universidad de la Tercera Edad que, estoy seguro, encontrará eco en un gobierno absolutamente abierto a la educación en todas sus manifestaciones; que si se presenta un proyecto de este tenor, que recoja las experiencias y enseñanzas de la Universidad de la Tercera Edad que nació en 1986 y murió en 1991, y dimensione las nuevas visiones de la educación de adultos, que tome en cuenta incluso experiencias como la Misión Robinson, en donde compatriotas de 70 y 80 años han aprendido a leer y a escribir y han continuado sus estudios de primaria. Es decir, no importa la edad que se tenga para aprender e incorporar nuevos conocimientos, aprovechar los saberes y las experiencias acumuladas durante toda una vida.

Ya que la Revolución viene progresivamente pagando la enorme deuda social, acumulada, de nuestro pueblo, de más de 50 años, a los adultos mayores que la Cuarta República les cercenó su derecho al estudio superior cuando se les clausuró la Universidad de la Tercera Edad, nuestro gobierno debe considerar seriamente la posibilidad de crear una Universidad para los adultos mayores o de la tercera edad, esa es una exigencia del tiempo de cambio que vivimos, porque la Patria no puede renunciar a la experiencias de miles de adultos mayores, ese es un enorme acumulado que no se debe continuar perdiendo.


http://www.argenpress.info/nota.asp?num=015051



Esta nota ha sido leída aproximadamente 6014 veces.



Humberto Gómez García

Director de la revista Caracola. Pertenece al Movimiento de Medios Alternativos y Comunitarios (MoMAC). revistacaracola.com.ve

 humbertocaracola@gmail.com      @hgcaracola

Visite el perfil de Humberto Gómez García para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas