Barack Obama y los 5 héroes cubanos

La Corte Suprema de los EE.UU rehusó escuchar la apelación de los Cinco, mientras tanto un Tribunal Federal aceptaba la solicitud de Posada Carriles de darle mayor tiempo para preparar su defensa. No fueron suficientes las doce solicitudes de los “amigos de la corte”, ni siquiera la que enviaron 10 Premios Nobel, 5 de Literatura, 4 de la Paz y uno de Física. No fueron suficientes los millones de voces que clamaron por un nuevo juicio, ni los cientos de miles de actos de solidaridad que se hicieron alrededor del mundo. Tampoco es de extrañarse. En el fondo quizás mejor fue así. Un nuevo juicio hubiera significado volver al inicio y a un inicio sin saber de qué, ni para qué… Esto deja en el ruedo, solos, a Barack Obama y a nuestros gobiernos de América Latina. Este no es un problema legal, nunca lo ha sido, es un problema político que requiere de una solución política. Sólo Barack Obama puede darla.

Hace pocos días, la Asamblea General de la OEA derogó el decreto que expulsaba a Cuba del Sistema Interamericano. Se desagraviaron a sí mismos los países de América Latina después de 47 años de desvergüenza, gracias a un grupo de valientes y dignos Presidentes que se parecen finalmente, como alguien dijera, a sus pueblos. Cuba, como siempre, mantuvo la misma dignidad que le conocemos. EE.UU apoyó la derogación, en una posición que ellos mismos calificaron como el “mayor cambio” en su política hacia Cuba.

Ese cambio es realmente minúsculo, casi imperceptible. Es como si, a una persona, a la cual le han asediado su casa durante 50 años y la han dejado sin luz, ni agua, y sólo le permiten la visita del cartero, un buen día, su agresor le trajera de regalo un ramo de flores. El gesto es insignificante en proporción al agravio.

El bloqueo es grave, desde una perspectiva ética y humana, pero aún más grave es el caso de los 5 héroes. El bloqueo afecta a todo el país, a los 12 millones de cubanos que han sabido compartirlo, con todas las consecuencias terribles que conocemos. El encierro afecta directamente sólo a los 5 héroes. Esta condición despierta la mayor solidaridad y admiración en el mundo. Son héroes en el mayor sentido, en el sentido mítico, que refiere a la rara naturaleza de aquellas personas valientes y silenciosas que luchan, arriesgan su vida y están dispuestos a sacrificarse por los demás. Ellos se han sacrificado, no sólo por el pueblo cubano, sino por todos los pueblos de América Latina y del mundo que hemos padecido del terrorismo del dinero y la soberbia. Esta es una lucha política y nos compete a todos, a todos los Gobiernos de América Latina. Una sola voz debe escucharse en los foros, encuentros, cumbres y asambleas regionales y sub-regionales, la voz que exige y reclama una salida política en el caso de los 5 héroes. Ese es el “mayor cambio” que debe lograr América Latina de los EE.UU y del gobierno de Barack Obama. Las flores son bienvenidas pero se marchitan rápidamente. América Latina sigue en deuda con Cuba. ¡Qué no pasen otros 47 años! Un solo grito…

*Clase Media Revolucionaria


inprocoin@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1338 veces.



Reinaldo Quijada*


Visite el perfil de Reinaldo Quijada para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a80917.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO