Ahora los traidores

Esta voluntad de autodeterminación, liberándose primero de las opresiones físicas imperialistas y después de las amenazas internas al desarrollo social es la meta de nuestra revolución.

El día de quebrar las traiciones de casi doscientos años llego. Bolívar logro a medios sus objetivos. Ahora que los ideales bolivarianos conducen la revolución, necesario es eliminar de una vez por todas las traiciones. Lacra que agobia a la sociedad revolucionaria desde la independencia de la colonia española. Venezuela que aporta con revoluciones libertarias tiene un mayor compromiso de limpiar la revolución de esa mierda. No pueden seguir participando a favor de las oligarquías. Los venezolanos tienen en sus manos algo más que su propio destino

Alguien más grande que la oposición y los traidores impulsa la revolución a superar de una vez por todas las elevaciones del nivel de vida de la gente y su porvenir. Es lógico que así sea, la inspiración socialista es un producto del pueblo. No ceder a los norteamericanos el sector económico es dirigir a nuestra manera la sociedad, la economía, la cultura y la política. La comisión de esos negocios no llega a la oligarquía oposicionista y a los traidores. Continuaran con sus campañas demagógicas, votando en el vació, porque lo único que debe ser cierto es que no volverán, ya no pueden reivindicar nada. Su tiempo ya paso.

El pueblo demostró estar listo, esta movilizado voluntariamente, esta allí. Es una temeridad ir contra la voluntad de la masa. Los derechos humanos negados por la santificación de las leyes del libre mercado y del capital tienen que terminar. Limpiemos la casa Sr. Presidente Chávez. Los militares traidores deben ser fusilados, los funcionarios encarcelados si se libran de la ley del pueblo. No hay peor cosa que un traidor inmundo, es cien veces peor que la cucaracha, con el permiso de esta que realiza su trabajo en la naturaleza. Sembremos un precedente para las futuras generaciones y para el resto de la revolución. Tenemos que extirpar la traición.

El pueblo de Venezuela y Chávez han dado un paso histórico a la integración y solidaridad revolucionaria para liberarse de la colonización norteamericana. Pero será un paso incompleto si no se toman los correctivos casa adentro con los medios de comunicación, las oligarquías y los traidores. Es un factor determinante para nuestra soberanía, resolver esta situación es igual o más importante que la expulsión del embajador estadounidense, porque el imperio se alimenta de ellos.

Venezuela ha creado un mercado con el ALBA. Pero no ha creado una potencia. Y este mercado no es lucrativo en absoluto, es una organización política-social integracionista. Necesitamos arrimarnos a otros países con tecnología industrial y que puedan competir con los EEUU como potencias. Sostener esas alianzas estratégicas es nuestro deber como pueblo. Evitar el fracaso de tantas revoluciones también lo es. Empecemos con los traidores, no se pueden quedar así libres como si nada. No podemos confiar en ellos, ayudemos al gobierno. Mucho depende de nosotros. Un escarmiento revolucionario hace falta. Organicémonos.


rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2724 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: