Mira quien habla

El Sindrome de "lo que es" el disparate nediático

Tal y como van las cosas, dentro de unos años "lo que es" el Diccionario de La Real Academia de la Lengua va a pasar a ser, para los latinoamericanos, una valiosa pieza arqueológica con la que recordaremos nuestra extinta lengua madre. Tal vez una que otra palabrita permanecerá como vestigio de la involución gramatical. Rememoraremos cuando había escuelas en las que se aprendía a hablar, mientras para entonces "existirán" centros de exterminio de "lo que es" el castellano. Allí "harán vida" estudiantes "que" en un breve "lapso de tiempo" aprenderán a leer,  escribir y a hablar "lo que es" el papiamento surgido de la infusión de lugares comunes, solecismos, barbarismos, estupidismos… y demás ismos, "la cual les permitirán accesar, conjuntamente con el conjunto de las diversas personas a la era del conocimiento global".

La sintaxis ya no será un problema… por el contrario, será "bien malo" escribir coherentemente y "demasiado culto" decir "de que" uno perteneció a la "cuarenta y una brigada" de aplazados de la Misión Robinson Uno. "Vuelvo a repetir de que se aperturarán" escuelas "la cual se dotará a los estudiantes de lo que es" las herramientas básicas que les permitan "concientizar" que el futuro exige profesionales "demasiado formados" para enfrentar las exigencias "de el" mundo globalizado y "liderizar" los cambios que exige la humanidad.

"En lo que es" el surgimiento de esta nueva forma de hablar, habrá mucho "de que" agradecer a los "medios de información latinoamericanos", "la cual" han hecho un esfuerzo invalorable por enaltecer "lo que es" el legado "de el gran cultor de la palabra americano": Andrés Bello, entre un "conjunto" de maestros "que" han dejado para la posteridad, libros y documentos "donde" nos enseñan "de que" es lo mismo decir "el equipo venezolano de fútbol" que "el equipo de fútbol venezolano". O que en vez de un órgano rector, es preferible tener muchos rectores de ese órgano… como es el caso "de el" CNE en Venezuela. Es como tener en vez de uno, varios gobernadores en cada Estado… o en cada región, "puesto de que"  en esta propuesta lingüística Estado es sinónimo de Región.
También habrá que dar crédito a las universidades, especialmente a la URBE de Maracaibo, "quien" gracias a su santo patrono: San Onofre, antes  de su "quince aniversario" ya estaba dando Post-doctorados. En estas máximas casas de estudio, los estudiantes –y valga la redundancia- egresan, "no sin antes" aprender que los decimales se señalan con punto y no coma, es decir, "de que" en vez de 3.000, debe escribirse 3,000 "toda vez de que" es la forma correcta que nos viene enlatada del norte con los programas de "Calidad Total, Reingeniería y Excelencia".

Los nuevos periodistas –con título o sin él- son verdaderos maestros "de el lenguaje", de la interpretación y "de el" análisis… capaces de transformar, de un solo rebuznar, una Ley Habilitante en "veintiséis Leyes Habilitantes". O de convertir un programa para niños o jóvenes, en un "programa infantil" o una "programación juvenil", como si hubiera programas o programación adulta y no para adultos.  Cuando leemos o escuchamos a diario en nuestros medios "de que" muchas personas "se encuentran desaparecidas" gracias "a el"  flagelo del secuestro; "existen más de cuarenta muertos por semana"… o "los occisos caminaban por la calle cuando fueron asesinados" sin que haya "operativos policiales" efectivos, comprendemos "de que" es urgente hacer un "despistaje" del síndrome del disparate "a fin" de salvar a las futuras generaciones de esta gravísima afección del lenguaje, puesto "de que" Rafael Cadenas tiene razón: el problema no es la política, ni la economía… es el lenguaje.

"ESTO ES TODO POR LOS MOMENTOS… GRACIAS POR EL PASE, ESTUDIOS."
 
Glosarios de disparates mediáticos
 
1.    Existen casas. Se sustituye el verbo haber por existir.
2.    Hacen vida. Yo no sé a quien se le ocurrió que trabajar; tener residencia o vivir;  estudiar…es hacer vida. ¿Por qué no se puede decir: "la medida afectó a las personas que trabajan en ese lugar"?, en vez de: "afectó a las personas que hacen vida en ese lugar". A menos que se trate uno de esos lugares en los que verdaderamente se hacen vidas.
3.     Diversas personas. Como si hubiera la posibilidad de que fueran iguales.
4.     De el Gobernador… o de el Presidente, entre muchos ejemplos.  Disparate común de los reporteros. Se separa la contracción "al" y "del"…
5.     Accesar. Como si fuera tan difícil decir acceder… que es lo correcto.
6.     Aperturar. Disparate bancario. En los centros financieros pareciera estar  prohibido decir abrir.
7.     Puesto de que… en vez de "puesto que". Parece que el disparate se oye más elegante.
8.     Concientizar. Este es uno de los más admitidos y repetidos, porque parece que concienciar –que es lo correcto- se oye feo.
9.     Dequeísmo. Otro disparate que suena elegante: "tú sabes de que…"
10. La carta donde se dice… / se ha naturalizado la utilización disparatera de este adverbio.  Muy pocos se atreven a decir: "la carta en la que de dice…", como si la carta fuera un lugar geográfico.
11. Demasiado bueno. O sea, que esta bueno más de la cuenta. Es suficiente con que esté muy bueno… o buenísimo si la idea es magnificar… pero que no se pase de bueno.
12. Rector principal o rectores. Sólo puede haber un rector. El rector del órgano o el órgano rector. En el caso del órgano electoral el rector es el CNE… rector de la materia electoral, así como el MINCI es rector de la materia comunicacional del gobierno. Pero imagínense que cada magistrado sea rector del Tribunal Supremo de Justicia. Además si se habla de Rectores Principales, ¿dónde están los Rectores Secundarios? En el caso del CNE, si se quiere dar un rango equitativo a los principales, deberían ser Directores Principales por área.
13. Leyes habilitantes. Sólo hubo una Ley Habilitante que le permitió al Presidente promulgar 26 leyes sin pasar por los procesos burocráticos. Lo correcto sería entonces que las 26 sean llamadas Leyes Habilitadas y no Habilitantes.
14. Lo que es. Ya muy pocos reporteros van directo al grano para decir por ejemplo: "el Presidente estuvo en el Núcleo de Desarrollo Endógeno". Les parece más culto decir: "estuvo en lo que es el Núcleo de Desarrollo Endógeno"
15. Un conjunto de… otra muletilla impelable en el discurso mediático.
16. Conjuntamente con. En vez de conjuntamente a… o juntamente con.
17. Programación infantil o Parque infantil. Ni  los programas, ni ninguna cosa puede ser infantil, adolescente o adulto.
18. Bien malo. Un contrasentido muy común que se corrige sólo diciendo muy malo. Otro ejemplo: "bien fuerte", en vez de muy fuerte. Piensen en el antónimo del disparate: ¿mal fuerte?
19. Toda vez que. Otra muletilla elegante.
20. La cuarenta y una brigada. Denota la ignorancia de los números ordinales. En este caso particular lo correcto es: "cuadragésima primera" o "Brigada cuarenta y uno".
21. Se les dice regiones a los Estados. Hasta ahora el único Estado Región en Venezuela es el Zulia. Sin embargo muchos reporteros y voceros mediáticos dicen, por ejemplo: "esta región del oriente del país", para referirse a un Estado. O "la autoridad regional", para referirse a un gobernantes de Estado.
22. Lapso de tiempo. Lapso sólo puede ser relativo al tiempo, así como período. Por lo cual "periodo de tiempo" es una redundancia.
23. Vuelvo a repetir. Sólo se puede decir cuando ya se ha repetido, pero no cuando se dice por segunda vez.
24. No sin antes. Otra de las muletillas favoritas, especialmente entre reporteros. Así como: "gracias por el pase estudios" y "esto es todo por los momentos"
25. "Que" en vez de quien. "Que" es un pronombre aplicable a animales y cosas, mientras que "quien" tiene la exclusiva de su utilización cuando se hace referencia a las personas.
26. La cual. En este caso si es verdad que no se tiene la más remota idea de su uso y se aplica de maneras tan disparatadas como: "el jugador pateo el balón, la cual entró en el arco". Lo peor es que este disparate es muy frecuente. 27. El equipo de futbol venezolano. Lo que es particularmente venezolano es el equipo, no el futbol. Así que lo correcto es: el equipo venezolano de futbol.
28. Prioridades. Viene de prior…primero… singular, así que no puede haber varios primeros. Lo correcto es decir siempre "la prioridad" y no "las prioridades"
29. Existen muertos. Obviamente los muertos no existen. 
30. Se encuentran desaparecidos. Es un contrasentido muy frecuente. Si están desaparecidos, como pueden encontrarse.
31. Despistaje de cáncer. Despistaje tiene que ver con pistas de investigación. Pudiera referirse a un delincuente que despistó a la policía, es decir, escapó. Pero cuando se trata de una operación de rastreo de enfermedad, lo correcto es pesquisaje… de búsqueda.
32. "Operativo policial".  En vez de "operación policial"
 
 
 www.lataguara-darvin.blogspot.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2662 veces.



Darvin Romero Montiel


Visite el perfil de Darvin Romero Montiel para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: