La educación pertinente en la Venezuela del Siglo XXI

Primeramente, al hablar de educación, es importante tener en cuenta que el mucho o poco entendimiento de ella puede permitir que se utilice para liberar o para ser esclavizado aun creyendo ser libres, al tomar en cuenta de que esta puede ser para la liberación es si se concibe como un proceso de concienciación donde el educando donde no solo adquiere conocimiento, sino que es capaz de transformarlo para el beneficio colectivo algo concordante con lo que plantea Freire "La educación como práctica de la libertad, al contrario de aquella que es práctica de la dominación, implica la negación del hombre abstracto, aislado, suelto, desligado del mundo, así como la negación del mundo como una realidad ausente de los hombres"

En relación al otro aspecto el cual forma para ser esclavo aun creyendo ser libre se refiere a la visión tradicional que hoy todavía mantienen tercamente las universidades, no solo formando para el mercado laboral y no para una nueva y necesaria economía entre ella de emprendimiento comunal, sino pareciera que de manera premeditada con pensum del siglo pasado y con estrategias mucho más antiguas que los programas de estudios, el presente criterio se respalda en la concepción de Chomsky sobre la educación cuando deduce "el propósito de la educación es mostrar a la gente cómo aprender por sí mismos. Es uno mismo el aprendiz que va a realizar logros durante la educación y, por lo tanto, depende de uno cuánto logremos dominar, adónde lleguemos, cómo usemos ese conocimiento, cómo logremos producir algo nuevo y excitante para nosotros mismos, y tal vez para otros. Ese un concepto de educación. El otro concepto es, esencialmente, Adoctrinamiento"

Ahora bien, cuando se hace referencia a la necesidad de una educación de pertinencia en la Venezuela del siglo XXI indudablemente porque si bien es muy necesario la nueva y necesaria conciencia, también es cierto que sería una parte de la suma de todas las partes para poder crear ese modelo educativo de avanzada el cual se complementaría primeramente con el plan de que queremos lograr a través de la educación en ese contexto Morin en los 7 saberes para la educación del futuro plantea "Existe un problema capital, aún desconocido, cual es el de la necesidad de promover un conocimiento capaz de abordar los problemas globales y fundamentales para inscribir allí los conocimientos parciales y locales."

Por ello es tan necesario el plan y no las improvisaciones de algunos rectores y directores de universidades concentrados más en la fotografía que en la complejidad de los resultados, los dogmas de la academia por muchas décadas han secuestrado la verdad de los saberes populares hoy en día tan necesaria para la emancipación de nuestra sociedad, ejemplo de ello evidentemente está el papel de espectadora del alma mater mientras las comunidades producen el alimento, jabones, pañales, alternativas ante la guerra económica promovida más por nuestra incapacidad de tener voluntad para masificar y fortalecer esos medios de producción que establezcan nuevas relaciones de producción en aras de crear un nuevo modelo económico de desarrollo sostenible, dejando en evidencia lo referido por Galano "culto no es aquel que lee más libros, culto es aquel que es capaz de escuchar al otro" en ese sentido Martínez Miguelez seguramente también en esa búsqueda de métodos para la sostenibilidad social desde el humanismo, plantea, "no se trata por consiguiente, de transmisión de información o conocimientos, ni de acrecentamiento del saber por acumulación, sino de crecimiento interior por un proceso de maduración que, abriendo nuevos horizontes y señalando nuevas perspectivas, va desarrollando integralmente la personalidad del estudiante"

En ese sentido debe establecerse una triada entre el saber científico (o escolarizado) los saberes populares (comunitarios) y el momento histórico o realidad social para no solo vencer la tan mencionada cultura rentista sino concretar el cimiento de libertad el cual mediante una acción integradora transdisciplinemos de manera sostenible en los objetivos planteados, de igual manera este planteamiento amerita un inclaudicable compromiso en lo político, educativo, social, con lo que se aspira, con lo que se planifica, con lo que resulta y con la determinación de crear el futuro no solo desde el presente sino entendiendo de dónde venimos para no repetir los errores, de los cuales destacan:

· La formación con mentalidad reduccionista a nuestros estudiantes universitarios los cuales hacen al entorno parte del problema y decepcionalmente no se ven como parte de la solución y deciden lavar baños en el extranjero.

· La centralización de los planes educativos lo cual hace que muchos programas de estudios no se correspondan con las condiciones culturales, sociales y productivas de la región mermando el desarrollo regional y promoviendo las migraciones a distintas áreas del país en busca de mejores beneficios económicos.

· El paternalismo estatal sin mecanismos de control el cual auspicia la corrupción en las casas de estudios universitarias en relación a la facturación fantasma de alimentos, transportes, HCM, programas culturales, deportivos, asistenciales etc.

· La desorganización Política de ARBOL el cual solo es útil para ruedas de prensa y no para establecer núcleos políticos en las regiones para la transformación universitaria.

· La estática posición de las universidades aparentemente nuestras en aras de proponer ante la falta de una ley de universidades adaptada al momento histórico y contando desde por lo menos 3 meses con una asamblea nacional constituyente, un capitulo Constitucional para la transformación universitaria y su incidencia en la sociedad. etc

Por último, seria ingrato no decir que mucho se ha hecho en materia reivindicativa, pero más es lo que se puede hacer profundizando en otros aspectos necesarios como un modelo educativo acorde al proyecto país, y eso es más importante, estoy convencido que la educación de pertinencia es una excelente hoja de ruta para concretar esa nueva sociedad donde ante el ataque imperialista por nuestros recursos naturales porque como dijera Ribas "no se puede optar entre vencer o morir porque necesario es vencer", el cual es posible con el compromiso de todos.

"Nos forjaremos en la acción cotidiana creando un hombre nuevo con una nueva técnica" Ernesto Che Guevara



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2924 veces.



Marcel Doubront

Profesor UNESR Bolívar

 marceldoubront@gmail.com

Visite el perfil de Marcel Doubront para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: