El paquetazo de Moreno nos distrae del paquetazo de Maduro

Maduro no necesitó del FMI para aplicar su paquetazo neoliberal. Y es que el modelo de maduro está inspirado en el capitalismo chino. La trampa está en decirle a los chavistas de forma reiterada que, la de China, no es una economía neoliberal, que China no es un imperio, inclusive que china no es capitalista.

Hay antecedentes claros que justifican de este engaño. Lo primero que hizo el gobierno de maduro en el primer año de su gobierno fue enviar a China una delegación encabezada por Jorge Arreaza para certificar el fenómeno chino. Arreaza regresó de allá obnubilado con todo lo que vio del "milagro económico chino", o más bien del lado dulce del milagro maravilloso, y de forma casi que inmediata hubo licencia gobernamental para etiquetar de "Shandong" a todo aquel territorio tocado con la "imposición de mano" de los santos chinos: este es el "Shandong de Aragua". Y es el segundo antecedente, una valla inmensa a la entrada del estado Aragua que decía "Bienvenidos al Shandong de Aragua".

El Tercer antecedente es la creación o modificación de la Zonas de desarrollo estratégico ZDE (o zonas estratégicas de desarrollo ZED, no recuerdo) de Chávez en Zonas Especialesde desarrollo económico. Maduro las convirtió en "zonas liberadas" de todo tipo de controles estatales a fin de "estimular las inversiones extranjeras", ¡como en la provincia china de Shandong! (léase el Decreto Ley que crea las Zonas Especiales de… etc. etc., 27 de noviembre de 2014). Para eso hubo que adulterar antes el Plan de la Patria original redactado por Chávez; luego, hacer del plan falsificado una Ley de la república, con la intención de que lo escrito ahí tuviera carácter obligante.

Sin embargo, siendo aún una ley inconstitucional de acuerdo a su contenido neoliberal, hubo que crear otra ley, esta vez una "ley constituyente", para hacer de ese plan chimbo, de entrega de país a las trasnacionales y de traición a la revolución, un plan legal, "constitucional". Así fue como emergió de la ANC la "Ley de inversiones extranjeras" o "Ley de estímulo y protección a las inversiones extranjeras" (léase, y léanse los comentaros de Luis Brito García al respecto), como la denominaron en un principio…

El espíritu reformista y felón estuvo presente mucho antes de la muerte del comandante Chávez. A este proceso legalista le debemos sumar el primer acto público de acercamiento del gobierno a la empresa privada, acto protagonizado por Lorenzo Mendoza con su sermones, regaños y manoteos, los cuales se repetirían cada tanto tiempo, según como le fueron otorgando dólares baratos a los "empresarios honestos" y a todo bicho de uña con plata o sin plata pero vivo y oportunista (a pesar de todas las advertencias hechas por el mismo Chávez de acuerdo a experiencias pilladas por él de estafas y robos de dólares preferenciales). En estos años se nombraron empresarios ministros (Abad), se infiltró el gobierno de agentes del capitalismo financiero e industrial (¿?), se nombraron asesores franceses y españoles teóricos del pragmatismo oportunista, un pragmatismo hecho a la medida de los gobiernos que quieren permanecer en el poder por mucho tiempo y nada más y deslastrarse del socialismo y de las engorrosas revoluciones, en sustitución de los equipos originales de Chávez. Más tarde se liberaron los precios, hasta hoy día, usando eufemismos ridículos como "sistema de precios acordados" y otros más cínicos que ahora no recuerdo (¿Quién se acuerda de los precios acordados o regulados, o del "mercado socialista" y todas esa paja loca?)

Más tarde apareció de la nada la transferencia de la propiedad socialista a los privados hecha y justificada por el filósofo Castro Soteldo; el debacle de PDVSA y su eventual privatización, por Quevedo-maduro-rodríguez (hoy se discute en la AN la modificación de la ley de hidrocarburos para privatizar definitivamente a PDVSA, es posible que la bancada de Maduro vote a favor, ¡Qué más da!, ya el trabajo está bien adelantado).

El dato que marca la diferencia con el FMI (además de la ausencia del FMI) es que todas las decisiones están disimuladas detrás de medidas llamadas socialista, detrás de motores, congresos, y una choricera de nomenclaturas y nombres que esconden esos momentos nodales en los cuales se ha entregado la revolución en nuestras propias narices, sin que ningún diputado, ministro o dirigente político, o madurista "de a nada" (de gratis), protestara. Y se han entregado muchísimos dólares junto a 110 mil kilómetros cuadrado de nuestro territorio en el "arco minero". De eso no se habla, está prohibido.

El caso es que el resultado ha sido el mismo o peor que en Ecuador y Argentina. La hiperinflación, la escases, la pobreza, el sub empleo o esclavitud de los trabajadores y empleados públicos, el contrabando de extracción, la fuga de capitales, la corrupción y la imputación y persecución de los trabajadores en el desastre administrativo del gobierno neoliberal de maduro, ¡Ah!, la pérdida de nuestra soberanía por despojo, por voluntad del gobierno, y por voluntad de los migrantes ramplones de corazón mercenario.

Otra mentira sagrada del gobierno es hacer creer a la gente que China y Rusia no son países capitalistas, que no compiten por el petróleo, por los recursos hídricos y mineros, por los mercados mundiales… Escuchen a Delcy Rodríguez diciendo que el modelo capitalista de Estados Unidos es "generador de desigualdad social", y frente a sus narices tiene un país abismalmente desigual: de trabajadores muriéndose de necesidades y comerciantes, banqueros y BURÓCRATAS haciéndose cada vez más ricos, o por lo menos viviendo como ricos, eso no es un secreto. O diciendo que el "modelo capitalista ve en la revolución una amenaza", como si este mamarracho, el "nuevo modelo económico" adeco copeyano de maduro fuera una revolución. La estrategia política del madurismo dirigida hacia el chavismo es vender el modelo chino como revolucionario y socialista y vender su versión neoliberal de socialdemocracia, que ellos llaman "Nuevo modelo económico" (o sea, viejo modelo económico), como socialismo.

Es aquí, en este punto donde debemos hacer memoria y reconstruir el camino recorrido; de dónde viene el chavismo, el bolivarianismo, o, de dónde viene el Bolívar de Chávez, el socialismo de Chávez, el marxismo de Chávez, develar el engaño. El gobierno de maduro ha persistido gracias a que grita duro y mucho el socialismo, para que no se escuchen las registradoras de los mercachifles, los bulgdoser de la devastación, la risa de los ladrones de la "burguesía revolucionaria", mofándose de Castro Soteldo y del rey desnudo.

Este gobierno es reformista (pregúntenle a Jesús Farías, a Aristóbulo Isturiz, a los hermanos Rodríguez), pero a la vez es neoliberal con trazas de dictadura. Hermanos chavistas, no se engañen. No hay patria si no es socialista, o si no es humanidad; no vale defender los intereses de nuestros enemigos ideológicos y de clase. Volvamos a Chávez, unámonos en defensa de la revolución socialista chavista. Acabemos con la mentira y los mentirosos que ahora calumnian a Chávez y al socialismo. Salvemos el socialismo de Maduro.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1129 veces.



Marcos Luna


Visite el perfil de Marcos Luna para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /economia/a283224.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO