Hacia dónde vamos

Han pasado casi 15 años, y muchos y muchas nos preguntamos ¿hacia dónde vamos?; yo particularmente creo que a todas partes, menos al socialismo, por supuesto que el socialismo no es un proceso que se decreta, sin embargo en algún momento pensamos que estábamos dando unos pasos hacia allá, pero este folclorismo social, cada día se va aburguesando más; ahora además de poseer y defender un lenguaje utópico, estrafalario y barroco, que sólo deja ver el nivel de ignorancia que se posee y los grados de adulancia esquizoide que se practica; algunos personeros del gobierno se han dado a la tarea de defender lo indefendible, por ejemplo a Simonovis, por una “medida humanitaria”, y quien defiende a los muertos que ocasiono este sátrapa asesino, hoy con cara de yo no fui.

Cuidado, Cuidado, los errores políticos se pagan, y quienes no somos de derecha y jamás lo seremos, nos quedamos atónitos, pues, a la larga, será sobre nosotros (as) que recaerá la consecuencia de estos errores, tal y como ha sucedido siempre; pero eso no queda allí, y ayer nuestro presidente dice, ante el cumpleaños de Winston Vallenilla dijo que este es un hombre maravilloso, supongo que casi como Marx o Lenin, o Bolívar, y del canal que dirige también habla maravillas; que vaina tan seria, no sabe el presidente que siendo un medio de difusión de información, debería formar a ese hombre o mujer nuevos, y si lo que se pasa por allí es porquerías, que se puede esperar para el país, pero sólo, les voy a reseñar algunas de las barbaridades de dicho canal: 1) han creado un magazine mayamero donde abiertamente se práctica la “Violencia de Género”, con unas jóvenes antítesis de las venezolanas, pintarrajeadas, con rellenos y poses de muñequitas al mejor estilo barbie; b) se maltrata a los jóvenes sometiéndolos a concursos donde son objeto de burla; c) La música es deprimente; d) se promociona cosas fatuas y poco realistas como el aromaterapia y las cartas, muy lejos del socialismo, etc.; y se pretende adorar al “JEFE”; peor imposible.

La verdad es cruda y duele, uno escribe a ver si alguien hace uso de la crítica y la autocrítica y retoma el camino; pero eso es casi imposible, es más fácil despotricar y ejercer la violencia contra quien sólo quiere que las vainas no empeoren más, y retomemos el camino hacia el socialismo, ¿si es que algunas vez lo transitamos?; pero a donde se han ido las medidas socialistas de tomar los medios de producción y colocarlos a orden del estado, todas y todos sabemos que al carajo; ahora se le dan dólares a los ricos, y nos quieren hacer creer la sandez de que éstos son “empresarios humanistas”, a sabiendas que a la burguesía no le importa nada más que aumentar sus riquezas, y habría que decir otras cosas, pero mejor lo dejo hasta aquí, y no por temor a que me pase lo que le pasó a Mario Silva o a Vanessa Deibis, sino porque sería una larga pero muy larga lista; lo que si no puedo es quedarme callada, pues se está aupando un país consumista, socarrón, permisivo y endeble donde los pobres seguimos jodidos, y los ricos cada día mejor.

ibarraelena@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1064 veces.



Elena Ibarra

Licenciada en Educación egresada de la Universidad de Carabobo, Doctora en Psicología Educativa y especialista en violencia de género

 ibarraelena@gmail.com

Visite el perfil de Elena Ibarra para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: