Cuando la canalla nos aplaude…

Consideramos indispensable e irremplazable la crítica en tanto la utilicemos como herramienta para corregir errores y desviaciones, o cuando se hace conjuntamente con soluciones a problemas de cualquier índole, lo cual sería lo más deseable, que persisten en el tiempo no obstante haberse puesto en marcha acciones muchas sin éxito alguno, pero nos molesta en grado superlativo cuando se la utiliza como un proyectil para sostener de manera reiterada que nada, absolutamente nada se hace bien en este país mientras el chavismo se mantenga en el poder y es en eso donde todos quienes defendemos este proceso Bolivariano que nos ha permitido decir a voz en cuello que tenemos Patria, que estamos con éxito derrotando el hambre, la miseria, el desempleo, que somos el segundo país en el Continente con la matrícula universitaria más alta y el quinto en el mundo y de que ya nos sacudimos el tutelaje gringo, más allá de que, por ello, se burlen los escuálidos, tenemos la obligación revolucionaria de estar alertas para que desenmascaremos a algunos cuantos “críticos” que se visten de rojo rojito y que lejos de apuntar con sus críticas a cooperar con honestidad, rigurosidad y seriedad para enderezar entuertos que nos permitan superarlos, andan algunos cuantos en la honda de generar la desconfianza buscando la desbandada de la militancia revolucionaria y con ello la desestabilización del país. Es gente que, a no dudarlo, anda armando "sotto boche" espacios de salvaguarda por si acaso, en esta ocasión, la derecha logra lo que no pudo ni durante el mes de abril del 2002, ni durante los eventos terroristas y golpistas de diciembre/02 y enero/03, momentos esos durante los cuales, es bueno recordarlos, se buscaron a los chavistas como alimañas para liquidarlos…!!!

Preámbulo que hemos considerado necesario a las “expresivas” palabras de elogio a columnistas de este medio de Aporrea que hace el diputado Julio Borges, bajo el título “Quieren callar a Aporrea” en su columna de ayer 9 de febrero, la cual le publica semanalmente el diario Últimas Noticias y que las copiamos textualmente:

“En el portal www.aporrea.org proliferan las críticas al gobierno de Nicolás Maduro, muchas de ellas bien fundamentadas. Día tras día insisten en la necesidad de rectificar, sin que Maduro haga el menor caso. Por el contrario, les pide que se callen y sean “leales. Chavistas y no chavistas coinciden en su apreciación del desastre al que nos conducen políticas equivocadas, corrupción desbordada y el deseo de controlarlo todo. Cualquier venezolano de buena fe sabe que este gobierno traicionó los ideales de progreso e igualdad. Hoy Venezuela, como nunca antes, tiene una “nueva clase” enriquecida por el robo, la comisión y el abuso de poder y una mayoría empobrecida, desempleada, y sin seguridad para su familia. Si Maduro no escucha a Aporrea, imagínense si podrá escuchar al resto de Venezuela.”

Ciertamente para la mayor reflexión estas palabras de Borges en los ámbitos de la Revolución, pero que, por favor, al hacerla, no olvidemos, pues no creemos que sea posible hacerlo por el enorme daño que se le hizo al país, que ese sujeto de Borges fue factor de primera línea en el golpe y el paro terrorista petrolero del 2002 y quien había sido, además, parte del liderazgo del más alto nivel en la costosa campaña opositora que batalló para que no se aprobara la Constitución Bolivariana en 1999…¿Estamos claros…?

En nuestro criterio bastan sólo esas dos conductas “políticas” de Borges (si es que cabe el término de políticas) que hemos mencionado (son muchísimas más), como contundentes evidencias de la catadura moral de un sujeto que ahora pretende mostrarse ante el país como una persona impoluta, seria y respetable…

Pero no queremos concluir sin ratificar nuestra convicción de que la crítica constructiva es una herramienta necesaria e insustituible para garantizar la segura marcha hacia el socialismo y esta, obviamente, reclama que quien la haga no solamente tenga autoridad moral para hacerla, sino que sea para la sociedad modelo de integridad y ejemplo inigualable de probidad, de manera que es un deber estimularla cada día más como una de las tareas que se impuso en sus discursos el Comandante Eterno, Hugo Chávez y jamás descalificarla, porque eso sería un gravísimo error…!!!




Esta nota ha sido leída aproximadamente 1474 veces.



Iván Oliver Rugeles


Visite el perfil de Iván Oliver Rugeles para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Iván Oliver Rugeles

Iván Oliver Rugeles

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /medios/a181693.htmlCd0NV CAC = Y co = US