Moral “periodística” es como el gas de los pantanos

Los periodistas son la excepción. En Venezuela, por regla general, los “periodistas” y los editores- salvo escasísimos casos respecto a estos últimos- son como bestias sueltas clamando “libertades”.

Editan titulares que no sustentan verdades, a sabiendas de que lesionan intereses de la Patria, tal la soberanía, la autodeterminación y la identidad cultural pero, esa es la alocada meta que el gringo les ha asignado como tarea.

Por ese camino, el “periodismo” terminará destruyéndose a sí mismo puesto que soslaya el principio que, teóricamente, debería sustentarlo: la verdad.

Insistir con embustes, a nivel de titulares de prensa, parece ser una alocada carrera autodestructiva, por lo irreflexivo e inmoral. Es lo que hace Últimas Noticias, El Nazional, El Universal, Meridiano y, pare de ver.

La “prensa” privada es un serio instrumento de guerra contra el Estado y contra el pueblo. De no hacerle contrapeso, podríamos reingresar a la crisis que desató el “caracazo” y, en consecuencia, se obstaculizaría el camino hacia una paz sustentable.

Los titulares de “prensa” hablan de violencia pero deliberadamente ignoran que acá no ha habido mayor violencia que las promesas incumplidas por AD-Copei.

Cuarenta años de rumba y derroche no le bastaron a los referidos editores para disfrutar de manguangas y demás guisos, por lo que ahora contratan a periodistas de reconocidos méritos para que sean “Directores” de sus parapetos y así, tratar de convertirlos en “pintores ciegos”.

Esos sinvergüenzas hablan de violencia pero, aquí no ha habido mayor violencia que las promesas incumplidas por AD-Copei, compinches de ellos, por lo que lo ocultan.

Violencia es, mentir para ahondar las naturales diferencias entre los venezolanos. La “prensa” no respeta constituciones, esos periodicuchos van por el camino equivocado al estar- a diario- metiendo embustes.

Si tú marchas por el camino equivocado nunca vas a llegar a la meta. Entre decir embustes y decir verdades, a nivel de titulares de prensa, la diferencia es, ser o no, inmoral.

Chávez puede haber cometido aciertos y errores en la conducción del país, pero esto no es contradictorio sino, complementario al trabajo político y esa es esencialmente, dialéctica, que es otra cosa.

oceanoatlanticoguillermo@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3497 veces.



Guillermo Guzman


Visite el perfil de Guillermo Guzmán para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /medios/a51704.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO