Globovisión, una fuerza de ocupación declarada, convicta y confesa

En una carta suscrita por el dueño de Globovisión, Guillermo Zuloaga dirigida a sus trabajadores, este destaca:

“El año pasado, tomé la decisión de hacer todo lo que estuviera en nuestro poder, a riesgo del capital de los accionistas y conscientes de las implicaciones que esta actitud podría traer, para lograr que la oposición ganara las elecciones de octubre. Era la oportunidad, como venezolanos, para recuperar nuestro país. En Globovisión lo hicimos extraordinariamente bien y casi lo logramos, pero la oposición perdió”

Sobre este párrafo, bien vale la pena realizar algunos comentarios:

En primer lugar, esta decisión debió ampararse en la fuerza de intereses más poderosos desde el punto de vista político y financiero a nivel internacional, principalmente el Departamento de Estado de los Estados Unidos y las trasnacionales, así como, el apoyo de densos sectores de la burguesía nacional y de otros medios televisivos, escritos y radiales a nivel local, regional y nacional, en coordinación con sus homólogos en el plano internacional, sin embargo, no pudieron con el Comandante Chávez con la guerra de cuarta generación y dentro de estas las operaciones psicológicas.

En segundo lugar, reconoce que la oposición perdió las elecciones ante el gigante Chávez, saliéndose del guión de Capriles en el 14-A, que no reconoce los resultados del CNE, y se empeña en mantener un clima permanente de desestabilización, de deslegitimación del Presidente Maduro, así como, del resto de las instituciones, situación que continúa en pleno desarrollo.

En tercer lugar, se demuestra que la mayoría de los medios de comunicación privados, en este caso encabezados por GLOBOVISIÓN; el quintacolumnismo y los paramilitares constituyen tres fuerzas de ocupación que en la última década han operado abiertamente contra la revolución bolivariana.

La gran tarea hoy, realizar un balance de los resultados electorales y prepararse para la resistencia política a nivel local, regional, nacional e internacional, con una dirección colectiva, para ello se demanda la necesidad de organizar, politizar e ideologizar al pueblo; único antídoto para derrotar en cada espacio territorial a la ultraderecha y sus dueños imperiales.

Ing. Roger Lázaro

lazaroroger@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1934 veces.



Roger Lázaro


Visite el perfil de Roger Lázaro para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: