Agresores como víctimas

Estados Unidos y Georgia, aprovechando un supuesto descuido ruso por encontrarse fuera de la confederación su Presidente y su Primer Ministro, invaden Osetia del Sur, una pequeña nación que se niega a ser incorporada como parte de Georgia y que se ha declarado independiente y expresado su deseo de unirse con Osetia del Norte y formar parte de la Confederación Rusa, mediante un referéndum realizado el 21 de noviembre de 2006, en el que participó el 91 por ciento de la población y se pronunció favorablemente el 99 por ciento de los participantes.

Las tropas de Georgia invaden Osetia del Sur la noche del 7 de agosto, con el propósito de acabar definitivamente con la independencia de esta república y poder entonces ingresar a la OTAN. Se presentaría la situación como un hecho cumplido ante la comunidad internacional, la cual, bajo la guía estadounidense, convalidaría de inmediato la nueva situación. El resultado de la misma incrementaría, en forma importante, el cerco militar que Estados Unidos le tiene a la Federación Rusa utilizando a la mayoría de los antiguos miembros de la extinta Unión Soviética.

La capital de Osetia del Sur, Tsjinvali, es bombardeada y prácticamente destruida por el ejército de Georgia, el número de muertes es cercano a los 2 mil, en su mayoría civiles, y el éxodo de decenas de miles. Se les oponen los nacionales independentistas de Osetia, soportados por las fuerzas de paz rusas, en la región como producto de los choques armados previos. Se les unen combatientes de Abjasia, también independentista con respecto a Georgia. Finalmente, el ejército ruso entra en acción atendiendo la solicitud de Osetia, derrota al ejército georgiano, penetra en Georgia y toma nuevas posiciones militares en la región.

La aventura georgiana-estadounidense crea una situación ventajosa para Rusia respecto a la existente previamente. Los agresores han comenzado a chillar tratando de aparecer como víctimas cuando fueron los victimarios. Las transnacionales de la información han presentado el caso exactamente al revés como película americana de la Segunda Guerra Mundial. De nada les sirve pues esta guerra no es mediática y al imperio le salió el tiro por la culata. Dejó, afortunadamente, de estar sólo en el mundo.   

 

lft3003@yahoo.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2117 veces.



Luis Fuenmayor Toro


Visite el perfil de Luis Fuenmayor Toro para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Fuenmayor Toro

Luis Fuenmayor Toro

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


Revise artículos similares en la sección:
Internacionales



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a62745.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO