Ciudado José Vicente ¿Diálogo con quién?

Hay oportunidades en la vida, en las cuales la prudencia y las experiencia vividas deben estar por encima de cualquier apreciación o intención espontanea. Querer establecer un clima de paz es una meta que cualquier ser humano razonable, busca de manera solicita y apremiante para lograr la armonía social. Pero cuando esa paz o armonía pasan por tener que arriar las banderas de la dignidad y la libertad, no es procedente su implementación.

Luego del retorno del presidente Chávez a Miraflores aquel 14 de abril en la madrugada, lo primero que hizo fue tender puentes de dialogo y perdón a ese sector de la oligarquía venezolana, servil de intereses foráneos. La respuesta fue bien clara y definida, no dejó lugar a interpretaciones o dudas. Si quieres dialogo : vete ya, desde ese momento, una nueva escalada de agresión en contra de todo lo que representara revolución, tenia una carga de odio destructivo, se llegó a rogar por los diferentes medios de comunicación al servicio de esa oligarquía sin patria, que el imperio enviara sus tropas ya, sin importar el costo en vidas o materiales. En su alocada enfermedad de poder, se invocaron espíritus terrenales y extraterrenales, a fin que acabaran de una vez por todas y por cualquier método, con esta absurda rebelión de los “pata en el suelo”, que engreídos en su ilusión, pretendían ser libres de las cadenas de dominación que por siglos arrastraban.

Esa oligarquía José Vicente, es la misma que mantiene a un amplio sector del pueblo brasileño en semi esclavitud, es la misma que asesinó hace sesenta años atrás la esperanza del pueblo colombiano. Es la misma que hoy en Bolivia, quiere partir la patria de los Aimaras , los Quechuas, etc., la hija predilecta del Libertador, en pequeñas parcelas de poder, para hacerle el juego a sus amos norteños. Esa oligarquía, no entiende de diálogo José Vicente, esa oligarquía ha bañado los campos del continente americano desde tierra del fuego, hasta la Patagonia de sangre inocente de pueblos que lucharon por ser libres, pero que cometieron el error de oír el llamado falso de dialogo que, en su momento le hicieron y las consecuencias son harto conocidas. Pueblos que en gran numero José Vicente, hoy se encuentran casi en la extinción de su gloriosa estirpe originaria y sabia. El dialogo, fue uno de los pretextos de las oligarquías, para atraer a Julio cesar Sandino, para asesinarlo a él y la esperanza que representó, el dialogo de la oligarquía ( fíjate que digo “la” en singular y no el plural, por que la oligarquía engañadora, es una sola y no tiene patria, si no intereses, tal como USA) esta basado en el sometimiento absoluto a sus designios, sin condición ni reclamo. Llamar en este momento, en el cual la pasión y voluntad del pueblo Venezolano está dispuesto a reventar definitiva y totalmente las cadenas de la opresión, es como echarle un tobo de agua fría a una hoguera, que se encienda para calentar el hogar. No y no, cámara José Vicente, en las circunstancias actuales en las cuales Venezuela ha derrotado todas las estrategias guerreristas de los enemigos internos y externos, en las cuales la capacidad de pelea del pueblo se tiempla con cada victoria, no podemos pedirles a ese pueblo que se siente a dialogar con quien lo atacado para destruirlo de por vida, no debemos decirle a ese pueblo, que apague su coraje y que repose en las mieles de un enemigo, que no escatima ni escatimara en lograr volver a someterlo para esclavizarlo y vejarlo.

Hay amores, que matan y esos llamados a dialogar con quienes, han progresado por encima de montones de cadáveres, es un amor, como el de la madama que con el puñal debajo de la almohada, llama a su victima, para en el momento mas intimo asestarle la puñalada que le quitará la vida, sus pertenencias y las de sus hijos. El calor de la lucha que se propaga ahora en nuestra nación y mas allá de sus fronteras, se debe utilizar para fortalecer la moral combativa, y tratar de una vez por todas acabar con el enemigo. Una de las causas de las caídas de otros proyectos de independencia en el mundo, han fracasado por que con el dialogo y el reposo adormecedor le han permitido al enemigo fortalecerse y atacar las debilidades de los pueblos. No podemos caer en ese error. Es el momento de atacar de frente a la oligarquía hasta lograr su total destrucción. Ahora, que tratemos de rescatar del engaño y la mentira, a ese sector del pueblo que es controlado por la oligarquía es otra cosa. Pero eso no se logra fortaleciendo con un dialogo de mentira con quienes los han engañado. La verdad y la razón se encargaran de hacerlo, pero no debemos bajar la guardia y menos en este momento. Ahora tenemos que hacer que el enemigo se ponga en la acera de enfrente, identificarlo claramente, para saber que esperar de él y evitar la traición que mata por la espalda. Esta lucha José Vicente, si queremos la victoria de verdad y contundentemente, debe ser hasta el final y con la rendición sin condición de la oligarquía, si no seguiremos en una historia de nunca acabar.

No soy anarquista, ultroso, despistado o loco. No, soy un Venezolano que se ha paseado por la historia, y no le ha gustado lo que ésta presenta como resultado con el dialogo de por medio, con una gente que no cree en eso. Esta vez el resultado debe ser el del pueblo triunfante y la oligarquía total y absolutamente derrotada. No hay alternativa. PENSEMOS EN GRANDE Y ACTUEMOS CONTRA LA LOGICA QUE NOS HA MANTENIDO EN LA SUMISION.

javiermonagasmaita@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2385 veces.



Javier Monagas Maita


Visite el perfil de Javier del Valle Monagas Maita para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a55148.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO