¿Realmente existe el Diablo? Preguntémosle a Maxwell

En 1867 el gran físico escocés James Clerk Maxwell presentaba a su demonio. Una criatura imaginaria que desafiaba la segunda ley de la termodinámica, considerada como inviolable. 150 años después, por fin los físicos han logrado demostrar experimentalmente que el diablillo de Maxwell tenía trucos.

Se parte de la premisa de que el diablo es inteligente, malicioso y eficiente; y es capaz de diferenciar entre moléculas de gas a diferentes temperaturas y separarlas en función de esta variable. Y si usted se descuida se lo lleva al infierno.

Beneficiándonos del potencial de este personaje, se podría construir una máquina térmica con el máximo rendimiento, que sería así: se toma imaginariamente la misma cantidad de moles de gases azules y gases rojos con capacidades caloríficas diferentes - sabemos que Cp = f(Temperatura)- ; contenidas en un recipiente ideal con un separador que lo divide en dos partes iguales y constituye un émbolo cuya biela sale del recipiente, y dotada de una puerta controlada por el diablo.

Si el gas azul tiene una capacidad calorífica mayor que la del gas rojo, el diablo se pondrá a trabajar y en un período determinado habrá separado los dos gases, violando la segunda ley de la Termodinámica, ya que ha disminuido la temperatura.

El ciclo de la máquina se completa abriendo la puerta, y dejando que el gas azul vuelva a mezclarse con el gas rojo. Si empleamos un pistón, para volver de nuevo para volver al estado de entropía máxima del sistema provocará un aumento de volumen del lado en que se encuentra el gas rojo. Originando así el movimiento de la pared y con ella el émbolo, generando así un Trabajo.

Cuando hay enfriamiento del gas el calor disminuye y la variación entropía será negativa.

El diablo que el físico escocés James Clerk Maxwell propuso en 1871 en su libro «Teoría del calor» era un ser imaginario inteligente capaz de ver y manipular moléculas individuales. Gracias a ello podía violar la segunda ley de la termodinámica.

En septiembre del 2012, un investigador venezolano llamado Luis Solórzano, egresado de la UCV, inventor del Motor de Aire y de la Turbina Térmica de Perfiles y ha roto también, la Segunda Ley de la Termodinámica creando un motor de energía ilimitada, capaz de transformar una potencia de 3 vatios a 130 vatios. Ha demostrado que en realidad no es una Ley, es decir, no se cumple, en el caso de la Turbina de Perfiles [1].

A continuación, quiero compartir esta fotografía de una planta hidroeléctrica turbina Pelton del siglo pasado. La primera hidroeléctrica que existió en Venezuela y una de las primeras en Latinoamérica. "El Encantado", ubicada en la Trinidad, Caracas, Venezuela. Me la enviaron por la red social.

Está abandonada; tal vez vieron al Diablo y abandonaron. De aquí en adelante, no nos queda que rezar para que no nos vaya a atrapar los diablillos de Maxwell.

REFERENCIA:

1.- https://tgacebo.wordpress.com/2012/11/27/derrumban-la-segunda-ley-de-la-termodinamica-en-serio/



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1193 veces.



Héctor Yi Durán

Ing. Luchador Social

 hectoryi@gmail.com

Visite el perfil de Héctor Yi Durán para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: