Purto Rico: ¿Atrapado sin salida?

La esperada fecha del 01 de  Agosto de  2015 para declararse el incumplimiento de la deuda de Puerto Rico llegó y todo parece indicar que las azarosas negociaciones de última hora del gobierno del Estado Libre Asociado, que dirige hoy el Gobernador Alejandro Garcia Padilla, con representantes del gobierno colonial de los Estados Unidos de América y sus acreedores privados, no alcanzaron ningún resultado y la isla de Borinquen se sumergirá en un largo y dificil proceso de crisis financiera con derivaciones políticas y sociales de gran magnitud y efectos internos e internacionales impredecibles.
 
La crisis financiera de Puerto Rico fue previsible e inevitable dada la crisis presente en el Centro Capitalista Mundial – encabezado por los Estados Unidos de América – y  por tratarse de un país sometido a la dominación colonial de ese pa país desde hace 117 años y que desde 1952 mantiene un sistema híbrido sin precedentes que lo declara como un “Estado Libre Asociado”, con muchas de  las formalidades jurídicas propias de este sistema de organización política pero sin la condición esencial de Soberanía que afirme su independencia ni tan siquiera  una relación directa de subordinación colonial  de la Jefatura del Estado estadounidense sino del Congreso de los Estados Unidos de América, lo cual lo convierte, teóricamente, en una colonia dependiente del pueblo de los Estados Unidos de América, quien ejerce tal poder colonial a través de los miembros de las Cámaras de Representantes y de  Senadores.
Esta “sui generesis” arquitectura jurídico-política fue diseñada por el colonialismo expansionista estadounidense a finales del siglo XIX, luego de imponerle al decadente imperio español la cesion de ese territorio y la imposición del Protectorado sobre la cercana isla de Cuba, y perfeccionarlo mediante el pacto las elites colonialistas liderizadas por Luis Muñoz Marin con la creación del “Estado Libre Asociado”, que reconoce que Puerto Rico no es un Estado  de los Estados Unidos sino un ente con autonomia política interna, orden jurídico propio pero sometido al control  de sus relaciones exteriores, su defensa y seguridad interna y parte de su jurisdicción judicial a la Constiotución y leyes de los Estados Unidos.
 
Fue precisamente esta amalgama jurídica lo que no solo  creó reforzó la condición colonial sino que  estableció una situación de desigualdad entre la situación colonial de Puerto Rico y los demás Estados continentales y extra-con tinentales de los Estados Unidos como Las Islas Vírgenes de los Estados Unidos en el Caribe y las islas de Hawai y Guam en el Oceano Pacífico, que le privó a Puerto Rico hasta de beneficiarse de las leyes de protección financieras frente a graves alteraciones económicas internas e internacionales y poder reclamar el auxilio de  sus leyes de quibra
 
Sin embargo, lo más importante de la actual crisis financiera  de Puerto Rico no está en su incapacidad legal para protegerse de situaciones de  deffault o insolvencia financiera mediante las leyes de quiebra de los Estados Unidos – las cuales le permitieron al presidenta Obama rescatar  Bank of America, J P Morgan, Lehman Brother, y otras entidades financieras estadounidense, entregándole  más de 800 mil millones de dólares durante la crisis financiera de 2007-2008, ocasionada por la burbuja inmobiliaria y los “rate prime” especulativo de la banca – sino la persistencia de un modelo de sometimiento colonial en lo politico, económico y financiero, que ha convertido a Puerto Rico en un gran territorio maquilador para la industria de EEUU,  una fuente de suministro de mano de obra  barata y especializada – hay mas de 4 millones de puertoriqueños en el territorio de los Estados Unidos y solo 3.7 millones en la isla), un imenso mercado laboral improductivo y de subsidio social que favorece la continuación del colonialismo, que carece de la capacidad legal de suscribir soberanamente convenios internacionales con Estados e institutos financieros internacionales, incorporarse a organizaciones de integración y cooperación como ALBA, PETROCARIBE, CELAC, SICA, etc y asumir compromisos internacionales propios en materia financiera, por cuanto para ello necesitaría la autorización y la fianza de los Estados Unidos de América.
 
En el marco jurídico y politico colonial, Puerto Rico no tiene salida posible en ésta crisis financiera estructural del centro Capitalista mundial,  por lo que hoy más que nunca, esta planteado para las fuerzas soberanistas e  independentistas construir una unidad programatica y de acción política (que incluso pueda articularse sin subordinarse en algunos temas con los sectores anti-anexionista),  que combine acertadamente las iniciativas de descolonización de las Naciones Unidas, incorpore la situación colonial en la agenda electoral de los Estados Unidos, se reclame al Reino de España – hoy en previsible proceso de transición política progresista- la denuncia del tratado de cesion de Puerto Rico como parte de la Guerra Hispano-Cubana y, la convocatoria a todos  los gobiernos y pueblos de América Latina y el Caribe a la incorporación de Puerto Rico como miembro pleno de los mecanismos de integración como la CELAC y de cooperación como PETROCARIBE, e incluso, con la participación de corporaciones públicas, mixtas y privadas de la region para impulsar su desarrollo económico  y así  romper el nudo gordiano  de la dependencia económica y la dominación politica  de los Estados Unidos de América, hasta alcanzar su declaración final como República de Puerto Rico,  Soberana e Independiente, habitada por mujeres y hombres libres, como la soñaron y lucharon Betance, Hostos, Alvizu Campo, Lolita Lebron, Juan Mari Bras, Filiberto Ojeda Rios y tantos patriotas boricuas.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1424 veces.



Yoel Pérez Marcano


Visite el perfil de Yoel Pérez Marcano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


Revise artículos similares en la sección:
Internacionales



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a211801.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO