Si la derecha ganara

Se acabaría la libertad de expresión.

Si hoy existen dos visiones sobre el país y sobre el mundo en los medios es solamente porque existe un gobierno de izquierda que ha invertido en instalar medios de comunicación para poder hacer frente al poder comunicacional del gran capital trasnacional y su soberbia red de radio, cine, televisión y prensa escrita.

En otros países con gobiernos serviles al gran capital e incluso aquí mismo, hace un par de décadas tales dos visiones no existían sino solo la visión hegemónica de los grandes intereses económicos. La razón es que, al ser el gobierno un operador político de sectores empresariales supeditados a los intereses de potencias extranjeras, el enfoque que existía en VTV y RNV en el caso venezolano era igual al que existía en los canales privados. El ejemplo más palpable fue el 27 de Febrero de 1989, cuando todos los medios de nuestro país, sin excepción, criminalizaron al pueblo. Ninguno ofreció testimonio de la gente rechazando la masacre, ni tampoco responsabilizando al Estado.

De otras masacres y desapariciones como Yumare o Cantaura gran parte del país ni se enteró y no se enteró porque ningún medio informaba sobre eso.

Las manifestaciones estudiantiles eran vendidas por los flamantes medios como actos vandálicos. Nada se decía sobre los planteamientos de las luchas estudiantiles como el reclamo por el pasaje estudiantil o la protesta contra la privatización de la educación en los años noventa. Por el contrario, la represión a punta de plomo no como ahora que es con lacrimógenas y perdigones contra los estudiantes, era presentada por los mismos medios como la justa actuación de un Estado luchando para mantener el orden.

Si la derecha regresara al poder, nuevamente no existiría ninguna diferencia entre los medios estadales y los privados.

Se privatizaría la educación.

No van a decir jamás, de manera directa, que privatizarán la educación Pero bajo cualquier tipo de término que suene bonito, eso es precisamente lo que harán.

¿O es que alguien cree que en Chile o aquí mismo en la Venezuela de los noventa cuando la derecha ha privatizado o intentado privatizar la educación lo ha dicho de forma directa? No. Se presentará algún nuevo tipo de reforma con un nombre rimbombante para impresionar, pero en algún capítulo de dicha reforma estará la privatización encubierta, a través de algún tipo de pago que habría que hacerse bajo cualquier excusa.

Y cuando los estudiantes salgan a protestar, ya no habrá ningún medio que le brinde cobertura veraz a sus luchas porque ya el gran capital habría logrado su objetivo de tumbar al Gobierno Bolivariano.

Se privatizaría la salud.

En ningún país en el que la derecha es gobierno existe nada remotamente parecido a la Misión Barrio Adentro, de manera que eso sería lo primero en desaparecer. No es cierto que la mantendrían solo con médicos venezolanos puesto que, de hecho, actualmente nada le impide a un médico venezolano participar de la Misión. El que no lo hace es porque no quiere, no porque el Estado se lo impida.

Pero mas allá de eso, el tema de la salud para el gran capital no es una necesidad que éticamente debe ser cubierta para todos, no: para el gran capital el tema de la salud es solo otra área de inversión Y la inversión debe generar ganancias, la salud pública no las genera.

- Se acabarían Mercal y Pdval.

Lo han dicho públicamente todos los voceros de la MUD: el Estado no está  para vender verduras o arepas. De manera que todas las empresas y misiones gubernamentales dirigidas a la venta y distribución de alimentos sencillamente serán vendidas a empresas privadas.

La Cantv se privatizaría de nuevo.

Del mismo modo como lo han dicho en el tema alimentario, para ellos no tiene sentido que el Estado tenga en su poder empresas relativas a un área tan estratégica como las telecomunicaciones. Ya en los años noventa vendieron la Cantv a una empresa privada extranjera, y lo van a volver a hacer, porque esa es su lógica sobre el funcionamiento de un país.

Se acabaría la Gran Misión Vivienda Venezuela.

No existe ningún precedente en la historia de un gobierno que haya entregado cientos de miles de viviendas dignas al pueblo sin costo alguno.

Para la lógica empresarial esto es una aberración Y el candidato de la derecha es un empresario, que creció en círculos sociales rodeado de quienes hoy son los más grandes empresarios de la construcción, ese sector que ataca a la GMVV porque les tumba su negocio. Capriles nunca hará nada que perjudique los intereses de sus amigos y socios empresarios.

Empezarán diciendo que luego de un estudio de la GMVV, ellos han llegado a la conclusión de que no tiene nada de malo que se paguen pequeñas cuotas de interés social cuotas que con el tiempo crecerán hasta que la GMVV sea convertida en el negocio más grande del sector empresarial de la construcción: el Estado actuando como intermediario entre el pueblo y la Cámara de la Construcción para la venta masiva y programada de viviendas Y en esa venta masiva, el que no tenga dinero para pagar, se queda por fuera.

Habría una botazón en las instituciones públicas.

Si nada más en la IV República cuando ganaban los adecos botaban a los copeyanos y viceversa, siendo ellos el mismo proyecto de nación, saque la cuenta ahora de lo que van a hacer sabiendo ellos que buena parte de los trabajadores públicos son a su vez militantes del chavismo: ese movimiento político que ellos durante 14 años han luchado por exterminar.

Basta solo recordar que en Miranda ya lo hicieron: toda clase de funcionarios fueron despedidos por su tendencia política de izquierda, y ni los bomberos se salvaron de eso.

Se desplomaría la integración latinoamericana.

Adiós a Venezuela como líder de la integración en nuestra región. Cónsono con su eterno discurso ambiguo, Capriles, como un hipotético presidente, no asumiría una postura clara sobre nada. No se opondría a la integración porque sabe que sería mal visto, pero tampoco asumiría un rol protagónico en esta, porque no es prioridad para quienes realmente dirigirían su gobierno. Para muestra un botón: ¿Capriles habla sobre la integración en su campaña? En ningún momento.

Intentarían borrarnos nuevamente nuestra gloriosa historia.

Para la derecha, Bolívar no es más que un cuadro en la pared, Guaicaipuro no existió y Francisco de Miranda no fue más que un preso en una carraca. Basta escuchar las dos o tres estupideces que el candidato de la derecha alcanza a decir sobre el Libertador para vislumbrar lo que en términos de historia volverían a implantar en nuestro sistema educativo si la derecha resultara ganadora.

Volverá la represión.

Cuando la gente vea que se está privatizando todo y que las políticas sociales se acaban, va a salir a protestar no solo la militancia revolucionaria, sino muchos de quienes hoy, engañados, luchan contra este gobierno Pero cuando lo hagan van a llevar plomo, porque amparada en el silencio cómplice de los medios de comunicación, la derecha tendrá luz verde para reprimir como le venga en gana, lo cual a su vez traerá mas protestas y hará este país ingobernable como en la IV, trayendo consigo el regreso inevitable del Proceso Revolucionario Bolivariano la única diferencia es, que para eso, serán muchos quienes habrán tenido que morir.

Afortunadamente el futuro sombrío que representa la derecha no llegará nunca porque este 14 de abril la victoria será para Chávez y Maduro, todas las encuestas lo indican.

el_iniciado@yahoo.com

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1905 veces.



Ronald Muñoz

Comunicador y escritor.

 el_iniciado@yahoo.com      @ronaldmcaracas

Visite el perfil de Ronald Muñoz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a162733.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO