Ayuda memoria de los europeos

Ya entrados los 1500 un grupo de delincuentes y asesinos encontró un nuevo continente, iniciándose 300 años de destrucción, miseria y muerte, por parte de los imperios español, francés, británico y portugués, potencias de la época. En tres siglos, los barcos llegaban de Europa cargados de enfermedades, soldados, curas oportunistas y desolación por el exterminio humano y físico a los pobladores del nuevo mundo. Esos barcos retornaban cargados de oro, plata, níquel, bronce, madera y alimentos, producto de los saqueos que financiaron las guerras entre ustedes y las invasiones a pueblos del Medio Oriente, África, Asia. Ayudándolos a pasar directamente del feudalismo al industrialismo, contando con el sistema de riqueza robado del nuevo continente, facilitaba la centralización en manos de unos pocos de una gran parte de los productos llevados a Europa, y estos pocos eran inducidos a aceptar los cambios con mayor facilidad, que a la masa de campesinos y del pueblo en general, favoreciendo la desigualdad, el feudalismo, sosteniendo las monarquías hasta el día de hoy.

En el siglo XIX, la comunidad del acero y el carbón, hoy Comunidad Económica Europea, calculo que 60 millones de personas emigraron de Europa, especialmente hacia las colonias del nuevo continente. Esas personas a menudo eran mano de obra no calificada, trabajaban, lucraban y ya viejos retornaban a Europa, así generación tras generación, inclusive actualmente.

Durante los 4 años que duro la primera guerra mundial, 1914-1918, la escasez de mano de obra en Europa, produjo una tremenda demanda de alimentos. La escasez de hombres para trabajar en las granjas, fabricas, produjo factores capaces de promover invitaciones para trabajar en Europa, llegaron asiáticos, árabes, africanos, gracias a esas cosechas de mano de obra barata el viejo continente logro rehacerse, construyeron carreteras, escuelas, hospitales, fabricas, puertos, pueblos y ciudades, recuperaron la producción agrícola desecha después de la primera guerra mundial, en todos los países que hoy practican la xenofobia y el racismo.

Antes, durante y después de la segunda guerra mundial, otra vez los europeos emigraron hacia América especialmente, fue la segunda gran oleada de emigrantes en menos de 50 años, 8-14 millones de personas nuevamente, llegaron escapando de los horrores de la guerra, fueron acogidos amistosamente, característica ancestral de este continente, y eso parece, es tomado como debilidad por la cultura monárquica europea, acostumbrados a sostener colonias de la cual se alimentaron, después de las múltiples guerras.

La América negra, india, mulata, mestiza, llena de naturaleza y paz, donde los animales y humanos vagaban y compartían amistosamente, ofrecen una ventana al pasado, donde se encuentran los emigrantes de todas partes del mundo, que llegaron a un continente libre y digno, a pesar del exterminio al que fue sometido, resurgió gracias al salvaje latino que supero la contaminación de su cultura y la afectación de su raza pura a mezclada.

Paz, naturaleza, pureza, libertad, dignidad, rebeldía, es algo de lo que Uds. Europeos no tienen, por ser súbditos de Papas, obispos, reyes, principitos… realmente me niego a escribir sobre eso, porque no se sobre su organización, además es inmoral escribir sobre monarquías en pleno siglo XXI, promoviendo, sosteniendo la desigualdad. Nunca pudieron cambiar el curso de esa historia, los que lo hicieron eran coronados emperadores. Antes, mucho antes, cuando los europeos vivían en cavernas, en otros continentes florecieron grandes culturas, como los egipcios, los incas, los mayas, los aztecas, los griegos, con conocimientos sobre astronomía, arquitectura e ingeniería, que luego Uds. Irrespetaron por creerse potencias de la destrucción y de los malos hábitos.

Esas leyes migratorias en Europa demuestran la pobreza mental y los intereses egoístas, de sus gobiernos, aglutinados en el parlamento europeo, producto de una cultura desgastada, usada para la manipulación y la explotación. Están acostumbrados a vivir solo recibiendo ordenes de sus primos los estadounidenses, siglo tras siglo ser súbditos es su futuro.

En la época de Hitler, la agricultura era paupérrima, Europa quedo destruida, así los productos producidos en los Estados Unidos, o en sus regiones dominadas por los británicos, Canadá, Australia, Nueva Zelanda, o en los grandes latifundios como Argentina, y Europa Oriental, suministraron los alimentos, cuando ustedes se morían del hambre, e igual que en la primera guerra, las emigraciones les ayudaron nuevamente ha pararse, les apoyaron moralmente con su esfuerzo, los contagiaron con su voluntad a reconstruir sus ciudades, comercios e industrias.

Los ingleses, franceses, holandeses, portugueses, exhibieron “títulos legales” de propiedad de enormes extensiones de tierras saqueadas, posteriormente las llamaron colonias, después de haberlas tomado a la fuerza, masacrando, robando, explotando, con las invasiones militares y posteriormente por las migraciones, tratando a los locales como sirvientes, irrespetando su cultura, practicando la esclavitud en pleno siglo XX, con la venia de las monarquías, los obispos del Vaticano y de los gobiernos locales, cuyos mandatarios tardaron en morir por conseguir la libertad de su patria.

La cumbre que se realiza en Tucumán Argentina, de ahí tiene que salir una resolución mas firme, que la realizada por la OEA, de no ser así, seriamos lacayos y nos prestaríamos como cómplices de un atropello más, de estos subdesarrollados mentales, acomplejados de superioridad. De continuar con esta estupidez, los gobiernos europeos, sus representantes deben ser declarados personas no gratas en Latinoamérica por los pueblos, cuando pretendan venir a las cumbres, no serán bienvenidas.

rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3955 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad