Paz y solidaridad en el Esequibo

Epígrafe afirmativo.- : "El actual gobierno guyanés elegido en mayo de 2015, y el opositor People’s Progressive Party Civic (PPPC) han dicho que es hora que la controversia sobre la frontera terrestre fijada en 1899 por un tribunal arbitral sea dirimida en la Corte Penal Internacional (CPI)". Veamos una respuesta analítica:

Independientemente de que las partes comprometidas en la contienda del Esequibo (República Cooperativa de Guyana y la República Bolivariana de Venezuela) se acojan o nó a la Corte Penal Internacional (CPI), o sigan las orientaciones del Acuerdo de Ginebra, es falso que los límites del Esequibo fueron fijados en 1899 mediante el presunto Laudo Arbitral de París (3 de octubre de 1899). Es evidente que ese Laudo fue tramposo (irrito-nulo), realidad ésta que ya tiene reconocimiento documentado por las partes en ámbitos internacionales de las Naciones Unidas (ONU).

La decisión contenida en dicho Laudo fue vilmente adulterada por conveniencias imperialista, sustentadas con alevosía por la incalificable irresponsabilidad de los árbitros. Uno de los representantes, faltando a la ética y a la buena fe, difirió el conocimiento de su decisión en un documento que por su voluntad debía ser abierto después de su muerte: Severo Mallet-Prevost, a quien el gobierno de Venezuela premió en vida con la Orden Libertador.

"Si bien es cierto que en la decisión el Tribunal le dio a Venezuela el sector el litigio más importante desde el punto de vista estratégico, como lo es la desembocadura del Orinoco, fue injusta para Venezuela y la despojó de un territorio muy extenso e importante, sobre el cual la Gran Bretaña no tenía, en mi opinión, la menor sombra de derecho" (Escrito textual del árbitro Severo Mallet-Prevost, post mortem, 1944). Este mismo año de 1944, durante el gobierno presidido por Isaías Medina Angarita, los Estado Unidos de Venezuela Venezuela pidió la revisión del Laudo, denuncia ratificada en 1948 por el gobierno provisional presidido por Rómulo Betancourt. Pero fue en noviembre de 1962, cuando el gobierno de Venezuela a través del Canciller Marcos Falcón Briceño invoca la nulidad del "Laudo Arbitral de París de 1899" ante las Naciones Unidas (ONU)..

La evidente mala fe originaria interpuesta en el Laudo arbitral que nos ocupa dio paso al Acuerdo de Ginebra (Suiza) suscrito por las partes (Venezuela, Guyana y Gran Bretaña) el 17 de febrero de 1966, publicado en Gaceta Oficial de la República de Venezuela Nº 28.008 del 15 de abril de 1966, registrado el 5 de mayo de 1966 en las Naciones Unidas (ONU). Pero dicho en Acuerdo,…"aunque invalida el "Laudo Arbitral de París de 1899", mantiene el statu quo que él derivó. Por lo tanto, el área en reclamación se encuentra bajo la autoridad del gobierno de la República Cooperativa Guyana hasta que no se resuelva algo diferente conforme al tratado", según lo documenta Jorge Mier Hoffman ( https://mail.google.com/mail/#inbox/14dedcac617730d5: 1º de septiembre de 2015). Pero en 1903, ya Venezuela denuncia ante los Tribunales de la Haya la injusticia del Laudo Arbitral de 1899, a través del cual se mutilaba con notable severidad y alevosía el territorio originario de Venezuela en 149.542 kilómetros cuadrados.

El ya nombrado historiador Jorge Mier Hoffman señala que a Venezuela le respaldan títulos históricos, registrados desde 1498, en cuanto a sus derechos soberanos sobre el Esequibo, y que culminan de manera determinante con el acontecimiento de hace más de dos siglos: desde 1777, cuando se crea la Capitanía General de Venezuela, en cuyo límite oriental se define el Río Esequibo con su desembocadura en la plataforma atlántica. Más tarde, el 24 de julio del año de 1823 con la victoria naval de los patriotas en la Batalla Naval del Lago de Maracaibo se pone fin a la guerra de independencia; esto motivó a que "el imperio de la Gran Bretaña reconociera la independencia de Venezuela y a la Guayana Esequiba como parte integral de la nueva República liderizada por Simón Bolívar El Libertador".

Cualquiera que sea el camino formal que se tome, en concordancia con el Derecho Internacional, incluyendo la figura del Buen Oficiante de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), la única salida saludable en el marco geopolítico para dirimir este aparente conflicto territorial en función de la integración y unión de América Latina y del Caribe, debe ser la paz, el camino amistoso. La paz es la ruta segura para la convivencia y la concordia en la región.

"El espacio geográfico venezolano es una zona de paz", es palabra viva de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela (CRBV,1999). Y finalmente el compromiso contraído el 29 de enero de 2014 en la Habana y que reza como sigue: "Nos comprometemos a seguir trabajando para consolidar a América Latina y el Caribe como Zona de Paz, en la cual las diferencias entre las naciones se resuelvan a través del diálogo y la negociación u otras formas de solución pacífica establecidas en el Derecho Internacional (28-29 de enero de 2014, Declaración de la Habana, n. 53: II Cumbre de los Estados de América Latina y del Caribe, CELAC).

En concordancia con la paz proclamada en los diferentes encuentros internacionales y cual principio recogido como mandato en las diversas Constituciones, el gobierno de Guyana está obligado a flexibilizar su posición, actitud y comportamiento bravucón actual. Las manifiestas bravuconadas del presidente guyanés, David Granger, tienen un marcado acento imperialista, conducta tal vez sustentada por el tutelaje egoísta ejercido por Gran Bretaña (Reino Unido): como nación presuntamente libre y soberana la República Cooperativa de Guyana está afiliada a la Mancomunidad de 53 naciones del planeta conocidas como la Commonwealth. Pero es también un hecho invariable en el tiempo y en el espacio que Guyana tiene obligaciones y compromisos geopolíticos ineludibles estrechos con la Mancomunidad de América Latina y del Caribe en donde la armonía y la solidaridad son esenciales para el Buen Vivir.

Con el río Esequibo o sin dicho factor fluvial, la República Cooperativa de Guyana estará localizada de manera inexorable (inevitable) al este de Venezuela, al noreste de Brasil, y en posición ribereña del Atlántico con jurisdicciones marítimas territoriales que requerirán esfuerzos conjuntos (cooperativos) con los vecinos para su protección, mejora y defensa.

La sana convivencia, la amistad y la fraternidad son fundamentales para darle funcionalidad social y política al Buen Vivir de nuestros pueblos. Los gobernantes son transitorios, son circunstanciales; lo permanente son los pueblos con sus propias actividades en la búsqueda de su felicidad, mediante la activación permanente de sus talentos, inteligencias, capacidades, virtudes y valores.

La tutela británica mediante integración del antiguo coloniaje en la Commonweath no impide a Guyana flexibilizar su comportamiento actual caracterizado por un exacerbado unilateralismo. Toma decisiones arbitrarias y desconsideradas sobre diversas concesiones a (agentes foráneos), a favor de naciones extranjeras, al tiempo que niega toda apertura consultiva, cortés, amistosa y fraterna hacia la República Bolivariana de Venezuela.

En tal sentido, la República Cooperativa de Guyana tiene activados alrededor de 20 convenios diferentes suscritos con entes internacionales, convenios activados en la zona en Reclamación, de manera unilateral (caprichosa, acaso provocadora), con lo cual quebranta la convivencia y las consideraciones que la patria de El Libertador Simón Bolívar ha puesto sobre la mesa en forma solidaria como expresión de acciones sanas y amistosas. Esta conducta se ha acentuado en forma notable en los últimos diez años.

En concordancia con estas realidades el ya nombrado historiador Jorge Mier Hoffman se expresa en los siguientes términos: "Y mientras Venezuela no termina por imponer su autoridad en un territorio que le pertenece, por ser parte de la Capitanía General de Venezuela desde 1777, Guyana explota las selvas en busca del Dorado ocasionando un daño irreversible a la naturaleza". .(https://mail.google.com/mail/#inbox/14dedcac617730d5; 31 de agosto de 2015).

Por lo demás, extrañamos la presencia de Brasil como partícipe en convenios unilaterales suscritos con el gobierno de Guyana en el Esequibo, sin aparente consideración consultiva con la República Bolivariana de Venezuela como nación fronteriza y amiga. Del mismo modo, llama también la atención el presunto apoyo que el gobierno de Cuba ha dado a Guyana, desde 1981, con respecto a la reclamación del territorio Esequibo por parte de Venezuela, sin que se precisen en forma franca los alcances respectivos. Tal vez, ambas situaciones y otras más pudieran estar sustentadas en la siguiente proclama atribuida al Comandante Eterno Hugo Chávez, que reza como sigue: "El Gobierno venezolano no será un obstáculo para cualquier proyecto a ser conducido en el Esequibo, y cuyo propósito sea beneficiar a los habitantes del área". (http://www.eluniversal.com/nacional-y-politica/130910/chavez-dio-el-giro-a-la-politica-venezolana-sobre-el-esequibo: 1º de septiembre de 2015; at. Theis Reyes, 10-09-2015: El Universal).

¡Por la integración y la unidad de los Estados de América Latina y del Caribe!¡ ¡Por la Paz del mundo, la Justicia y la Equidad universales.

¡Por la superación de las dificultades limítrofes entre los pueblos de América Latina y del Caribe, que pudieran perturban los procesos de integración y de unidad entre los púeblos!

¡Por el impulso y fomento de la Educación Ambiental permanente y en gran escala, como referencia esencial para la concientización del colectivo de América Latina y del Caribe, en función de una mejor calidad de vida!

¡Por la convivencia y la amistad entre la República Bolivariana de Venezuela y la República Cooperativa de Guyana, en función del fomento e impulso de programas bilaterales científico-educativos permanentes que fortalezcan la positiva interacción entre los dos pueblos!

¡Por una Patria Mirandista-Bolivariana y una Madre Tierra sanas, habitables y seguras para todos y para siempre, a los 3 días del mes de septiembre de días del mes de septiembre de 2015: aniversario 40 de la Sociedad Conservacionista del Estado Sucre (1973-2015), Venezuela. ¡Seguiremos Triunfando!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1240 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas


US mp N Y ab = '0' /actualidad/a213371.htmlCd0NV CAC = Y co = US