Las chiveras aumentan el raterismo en caseríos

Habitantes de las parroquias del Municipio Páez muestran preocupación, ante la ola de rateros que se han incrementado en los últimos meses para robar ollas, bombonas y comida sin que las autoridades competentes hagan nada para mejorar la seguridad de la región.

Son muchas las familias afectadas, que no denuncian por temor a la represaría de esta banda que utiliza a niños y adolecentes, el que vio prefiere guardar silencio y el que sabe acusa a los que no son para despistar. Esta bandita viene operando desde hace algunos meses en la zona, pero no había sido tan frecuente como en las últimas semanas donde a pleno día, encañonaron a una mujer y su bebé para robarle las ollas, la bombona y comida. Esta banda vigila las viviendas, en especial de mujeres y ancianos que quedan solos durante el día, estudian el movimiento de sus habitantes, tiran piedras en los techos para ver si hay alguien en casa y poder ingresar a pleno día y llevarse así todo lo que sea de aluminio o comida.

Hasta hace meses la Guardia del Pueblo hacia rondas nocturnas y diurnas en los caseríos, y eso parecía tener a raya a los delincuentes o los mantenía fuera de la zona, ahora volvió a aumentar el índice delictivo. Lo más preocupante del problema es que algunos involucrados son hijos o familiares de jefes de calle o de la directiva del PSUV. Aunque aparentemente han mostrado preocupación, no ha pasado mas allá de puro hablar y ninguno presenta a sus familiares involucrados, por lo que el temor de un próximo asalto está latente.

Otro problema que se ha incrementado, es la compra de aluminio en la región, donde pagan cualquier tipo de cachivache que lleve sin saber su procedencia. Sería pertinente que las autoridades revisaran el proceder de estos negocios, que le venden toda la mercancía al Gobierno, las cuales tienen unos parámetros para funcionar.

Asimismo debería haber un manual de procedimiento, para que las autoridades puedan accionar ante el robo y deterioro de bombonas en las empresas de compra de aluminio, e incluso so pena de multa, cierre o prisión para los operarios que no reporten a quienes lleven bombonas robadas o ya comprimidas a estos negocios, lo cual permitiría detener el robo de bombonas evitando así perjudicar, no sólo a los humildes habitantes de las parroquias de el Municipio Páez, si no también protegiendo estos cilindros propiedad del Estado Venezolano.

La mesa está servida.

(Licenciada en Comunicación Social-

Docente Misión Sucre-

Aspirante a Magíster en Ciencias para el Desarrollo Estratégico)

fallprensa2@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 522 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US mp N GA Y ab = '0' /regionales/a268069.htmlCd0NV CAC = Y co = US