Holocausto y ghetto autoimpuesto, en El Cafetal

Conocemos como "Holocausto", la búsqueda de muerte violenta en masa, también conocido en la terminología nazi fascista, como "solución final".

    Eso es lo que busca un pequeño sector, en El Cafetal, una zona clase media, de gente buena, en su mayoría, del Municipio Baruta, del Estado Miranda, en Venezuela.

    Ellos, los ciudadanos habitantes de El Cafetal, entre Chuao, Santa Marta, Santa Sofía, Caurimare, San Luis, Plaza Las Américas, La Guairita, han tenido que calarse, a la fuerza, el que una minoría, haya declarado zona de guerra, para la solución final, a estas localidades, con violencia, ecocidio, quiebre de semáforos, destrozos, basura, drogas, vulgaridades y armas de todo tipo, a cuenta de que "por su democracia, hablada en inglés", van a tumbar al Presidente Nicolás Maduro y van a cazar a cuanto chavista, socialista o indiferente haya, para apalearlo, colgarlo, matarlo y sacar a su familia de su zona.

     Y, a todas éstas, el Alcalde del Municipio Baruta, Gerardo Blyde, se limita a proteger las carpas de estos fascistas - terroristas y anuncia partes de guerra, que notifiquen a los familiares de los niño-consentidos que hayan sido detenidos por los organismos oficiales, para luego, salir chillando que son presos y perseguidos políticos.

     Hoy, tenemos en El Cafetal, a unos vecinos cansados hasta el hastío de: ruidos molestos, cerco a su circulación, basura, cortes de servicios, gases tóxicos, afecciones a personas de la tercera edad, cierre de comercios, suciedad, fealdad, violencia en todo sentido, es decir, todo un "Ghetto autoimpuesto" y anarquía, celestinada y teledirigida, por Gerardo Blyde y la corte de financistas de estas guarimbas criminales.

    Estos señores fascistas, tan cobardes que se esconden en la fachada de "Protesta Estudiantil", en la búsqueda de su solución final, no se han preguntado, cómo se sienten sus vecinos, si hacen daño a sus propia gente y, lo que más les enferma: saber que en El Cafetal, no solo hay escuálidos, fascistas, gente de derecha y ni-ní. En El Cafetal, también hay chavistas y patriotas, que al parecer, son muchos. Eso molesta al fascismo guarimbero. Por eso andan en su solución final.

     Nosotros, por nuestra parte, todos los ciudadanos patriotas y revolucionarios, debemos apostar por la vida y por la paz. Debemos bregar para que los vecinos de El Cafetal, sean liberados de estas huestes asesinas, criminales y guarimberas, para que su vida retorne a la paz y la normalidad, en democracia, junto con el Presidente Obrero, Nicolás Maduro. A Blyde le corresponderá rendir cuentas ante la justicia.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1326 veces.



Luis Alexander Pino Araque


Visite el perfil de Luis Alexander Pino Araque para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a185902.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO