¡Falso!, William Castillo Bollé. La manipulación que tú ejerces por Twitter sí nos hace mucho daño

William, ¿cómo se te ocurre a ti decir que los tuiteros no son tan importantes y que en realidad la mayoría de las personas los ignora? Eso es totalmente falso. No es más que una burda manipulación de tu parte para minar la moral combativa de los revolucionarios que eligieron ese frente de batalla ideológica para desenmascarar a los hijos de Chávez, que bien sabes nos impusieron un paquetazo neoliberal que tú defiendes. Esto escribiste:

"Nunca perdamos de vista el carácter ilusorio de las redes sociales: en la realidad real no somos tan importantes como creemos. De hecho, le importamos verdaderamente a muy poca gente. La mayoría nos ignora. Y hace bien... es sabia en eso... Aquí, mirándome al espejo".

No hay duda que estás agarrando línea de Nicolás cuando hizo un llamado a los jóvenes para que abandonaran twitter y se cambiaran para Tik Tok, porque según el Presidente, ya la generación Twitter pasó. Al igual que tú, Nicolás le teme a las denuncias y a las ideas que se debaten en ese terreno.

Terreno, que por cierto, utilizan muchos militantes de la base del PSUV, porque ya no encuentran espacios dentro del partido para debatir y ser escuchados por la cúpula. Ahora para colmo de males, Nicolás se le ocurrió la genial idea de promover en los jóvenes las apuestas de caballo, cuando recientemente apareció por televisión estudiando la Gaceta Hípica en el hipódromo la Rinconada. Y pensar que el mismo Chávez pidió perdón a los venezolanos por haber hecho una dupleta de caballos cuando era niño. (Aló Presidente 321).

William, no se te olvide que las ideas dominantes de una sociedad son las ideas de la clase dominante de cada época. Y lo son no necesariamente porque sean una expresión de la realidad o estén fundamentadas en ella, sino, en el caso que nos atañe, por el poder de difusión de la falsa conciencia que tiene la burguesía y el Estado burgués que controlan ustedes y se niegan a desmantelar como lo propuso Chávez en el Plan de la Patria original, y que las elites del PSUV-Gobierno borró.

Insisto, Viceministro Castillo, las opiniones que se construyen en las redes sociales no son ignoradas por la mayoría. Eso es falso. La propaganda política, las ideas y las mentiras que se difunden por las redes sociales llegan a todos los sectores de la población.

Es un hecho que las capas medias profesionales que usan twitter como herramienta política, influyen de alguna manera sobre la clase obrera, sobretodo si esta carece de conciencia de clase, y no está organizada dentro de las empresas privadas y públicas, y organismos del Estado. Todavía recuerdo cómo la mayoría de las trabajadoras domésticas, de tanto escuchar a las familias escuálidas de los urbanismos, se sugestionaron a tal punto que llegaron a odiar al comandante Chávez. Algo que a muchos les costó entender.

Entonces William, es posible que la mayoría te ignore, que no sepan siquiera que existes, pero lo que escribes hace mucho daño aguas abajo.

Lo mismo decían del portal de noticias y opinión de Aporrea. Pregonaron por todos los medios que ese espacio de debate ya no lo leía nadie y que cada día tenía menos visitas. ¿Y qué pasó, William? Bueno, que Nicolás Maduro terminó dándole órdenes a CONATEL para que lo bloqueara. Tamaña contradicción.

William, tú bien sabes que las redes sociales son importantísimas, y es por eso que te la pasas pegado a Twitter confrontando a los revolucionarios con manipulaciones. Sí William. Si los revolucionarios no hemos ganado la batalla ideológica por las redes sociales frente a ustedes y la burguesía revolucionaria, no es precisamente por la calidad argumentativa, sino por la cantidad de mentiras y medias verdades que ustedes viralizan a punta de robots pagados con los recursos del Estado Burgués que ustedes se niegan a desmantelar.

Por ciento Viceministro, tu opinión sobre las redes sociales ha cambiado mucho desde 2014 a esta parte. Para entonces estabas más casado con la verdad. Te copio:

"En términos comunicacionales las redes sociales son el mecanismo de legitimación social de las opiniones y gustos de una élite."

¡Qué vaina William! La verdad salió a flote en tu misma cuenta de Twitter.
Saludos.

#BastaDeBloquearAporrea



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1228 veces.



Fernando Saldivia Najul

Lector de la realidad social y defensor de la sociedad sin clases y sin fronteras.

 fernandosaldivia@gmail.com

Visite el perfil de Fernando Saldivia Najul para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: