"Aumentaron un poquitico el salario, pero restando bonos, primas y beneficios"...

Trabajadores de FOGADE se quejan de haber sido gravemente desmejorados

Fachada de FOGADE: sus trabajadores le recuerdan a la gerencia de esta institución que, además de la "protección bancaria", está la protección de las personas, de sus trabajadores, de la gente de la patria venezolana, que son los que están pagando la peor parte de la crisis mientras otros gozan de sus altos recursos...

Fachada de FOGADE: sus trabajadores le recuerdan a la gerencia de esta institución que, además de la "protección bancaria", está la protección de las personas, de sus trabajadores, de la gente de la patria venezolana, que son los que están pagando la peor parte de la crisis mientras otros gozan de sus altos recursos...

Credito: Agencias

Trabajadores han hecho llegar dolidas quejas sobre la política salarial aplicada en instituciones dependientes del Estado-Gobierno, dando a entender que cuando aflojan algo, con mucha retórica, por un lado, lo quitan por otro, dejando al personal incluso peor que antes del último aumento salarial (nada que ver con lo dispuesto por la Constitución y la Ley del Trabajo sobre la fijación del Salario Mínimo). Y esta parece ser una situación generalizada que están viviendo las y los trabajadores del país.

Exponen empleados de FOGADE (Fondo de Garantía de los Depósitos del Estado), una entidad vinculada con el sistema bancario estatal público venezolano, que una vez anunciado el pírrico aumento del salario mínimo en el país, quitaron todos los demás beneficios, supuestamente con el argumento de que como los trabajadores no querían bonificación del salario, ahora quedaban incorporados al salario y no se cobraban aparte; pero la suma-resta termina dejando a los trabajadores en una situación equivalente a la de una rebaja.

Tal es la supuesta maniobra que tiene indignados a los trabajadores y trabajadoras, porque dicen haber sido despojados de una bonificación de 120 días que antes les venían dado, así como de los bonos por el Día del padre, el Día de la Madre, el Dían de la Secretaria, los de Planes Vacacionales, que eran derechos adquiridos, pues se venían percibiendo desde hace al menos 4 años.

De manera que se han quedado cobrando "el sueldo mínimo, el bono de comida y el bono de transporte... y más nada"; "nos tienen a salarios que en el mes no alcanzan ni para el pasaje diario", nos dice uno de los enojados trabajadores, que piden por favor no dar públicamente su identificación para no ser objeto de represalia patronal, pues, como comentan: "hasta al sindicato se lo han volado, botaron a sindicalistas y no lo han vuelto a renovar".

Detallan que ganan unos 130 bolívares mensuales (un aproximado de 30 dólares por el salario y 10 dólares por un bono de alimentación), repartidos entre el día 15 y el último del mes, pero que solamente el pasaje diario, a los que viven en la Gran Caracas, les cuesta casi 2 dólares, mientras que los que viven en Valles del Tuy o en Guarenas tienen que gastarse como 4 dólares al día, y entonces la cuenta da que la gente está trabajando a pérdida; peor que trabajar gratis, y sólo se mantienen con la expectativa de poder recuperar el valor de su trabajo en alguna oportunidad que no termina de llegar.

Según apreciación de los obreros y empeados de esta institución financiera, no se dejan recursos para los trabajadores y todo parece gastarse en supuestas obras de infraestructuras, reparaciones de aire acondicionado, fumigaciones que no se hacen, pulitura de letras de la fachada y otros gastos que verdaderamente no se terminande de ver y sospechan que puedan servir para darles otros destinos, por lo que verían con buenos ojos una inspección contralora o auditoría.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2250 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter