El asunto es Pedro Camejo (Sería Justicia Revolucionaria su ascenso post mortem) (II)

Existe un mal dicho por ahí, que establece tajantemente que, ¡dizque! “Nunca segundas partes fueron tan buenas, sin embargo este cristiano adquirió un compromiso, con los lectores y las lectoras de la pagina web de aporrea.org…trinchera de lucha en la batalla de las ideas de muchos y muchas CHAVISTAS…que se me hace casi que imposible rehuir o correr el bulto, es decir, me corresponde asumir y horrar  el compromiso adquirido, solo espero estar a la altura del este enorme compromiso, puesto que, como lo he manifestado, en distintas ocasiones, soy muy poco dado a la investigación científica, por ser mi espíritu rebelde, pero llega en la etapa del ser humano, en donde las transformaciones comienzan a jugar un papel fundamental, para su desarrollo y evolución, al más puro principio de la evolución humana…me da la impresión que esto sonó muy rebuscado, pero en fin, ahí dejo eso.

En el proceso emprendido para desarrollar mis escritos para lograr el ascenso post mortem del camarada PEDRO JOSÉ CAMEJO (El Negro Primero), me he encontrado con algunos acontecimientos, bastante peculiares, que llaman mi atención, el primero y estimo que es el que me da impulso para haber emprendido esta travesía, se enfoca o se enmarca, en la historia del personaje que en mi escrito anterior les menciones y manifesté en su momento, que sería el pilar fundamental de mi escritos, para alcanzar mi objetivo del ascenso post mortem del camarada NEGRO PRIMERO, se trata del General de División José María Córdoba…muchos y muchas se preguntaran…¿Y por qué este general en especifico? Pues bien, la respuesta pudiera ser sencilla, pero sería faltar a la verdad y una burla a los lectores y lectoras, con los que me comprometí, a decir los resultados que mis investigaciones arrojaran…En tal sentido expongo lo siguiente:  

En un documento que me encontré por la web, en una biografía realizada por Huma José Rosario Tavera; cronista del Municipio Trujillo se dice lo siguiente:

“Antonio Nicolás Briceño “El Diablo” muere con el grado de Coronel, el cual había sido otorgado por el Gobierno de Cartagena de Indias y después de su muerte es nombrado General Post Mortem”.

http://www.efemeridesvenezolanas.com/?sec=his&id_his=299&show=2

Este salto de tiempo, se debe a que, en esta misma biografía, este cronista, señala que, en una narrativa del General (Post Mortem) Antonio Nicolás Briceño; especifica la siguiente historia… (…) “…Córdova, que estimaba a Serviez, intentó fugarse del campamento, pero fue arrestado y acusado de deserción. Cuando un consejo lo condenó a muerte, un grupo de oficiales encabezados por Juan Nepomuceno Moreno, intercedió por él. Córdova fue perdonado y obligado a incorporarse de nuevo al ejército” (…)

Como podrán observar, de acuerdo al señor Huma José Rosario Tavera (Cronista de Trujillo), sus investigaciones en relación a lo que dice Antonio Nicolás Briceño, este general de división José María Córdoba, fue salvado de la muerte por un oficial Juan Nepomuceno Moreno; claro está, el nos refiere un grupo de oficial, pero no los nombra uno por uno, sino que hace énfasis en este oficial especifico, lo que determina que fue este oficial el que abogo para la salvación de José María Córdoba…pero por el compromiso adquirido, indague, en otros documentos y me encontré “con esta perla” (José Vicente Rangel)…en un Diccionario de Historia de Venezuela, primera edición, producido y distribuido por la Fundación Polar (y disculpen que nombre el diablo en la casa de Dios, pero es absolutamente necesario), lo muy cierto del caso, es que, en ese diccionario en la página 601, no refiere la misma historia del general de división José María Córdoba…que en este diccionario nos escriben el apellido con la Ve labidental, y no con la Be labial,  en palabras y costumbres criollísimas nuestras, la “V” de vaca y la “B” de burro, bueno, en ese diccionario de la fundación polar, nos dice que, los personajes que intercedieron, para que este general, no fuese asesinado, fueron los personajes siguientes: El Presbítero TRINIDAD TRAVIESO y PEDRO JOSÉ CAMEJO ¡que por cierto!  Para eso entonces, el señor general José María era teniente.

¿Cómo les quedo el ojo?

¿Verdad que es todo un acontecimiento histórico en torno a la historia contada de nuestro invitado especial en este escrito, como lo es “El Negro Primero?

Ahora bien;  no con esto pretendo desprestigiar, y mucho menos poner en dudas, la veracidad de lo dicho por el cronista, y mucho menos otorgarle una importancia relevante al diccionario del enemigo, pero, como con la verdad ni ofendo ni debo temer, era necesario, para alcanzar mi objetivo, del ascenso post mortem, del camarada Negro Primero, que hiciera referencia de esta anomalía histórica de nuestro Pedro José Camejo “El Negro Primero”.

Seguiré insistiendo: Ascender a Pedro Camejo, a una jerarquía inmediatamente superior post mortem, sería una justicia revolucionaria para este héroe libertador de la patria venezolana.

CHÁVEZ vive en la consciencia y en la memoria de los pueblos pobres del mundo



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1865 veces.



Jesús Chua Espinoza


Visite el perfil de Jesús Chua Espinoza para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: