Siria, el último escollo antes de Irán

Toda la geopolítica que persigue Washington en el Norte de África y en el Medio Oriente esta interconectada, EEUU amplio su radio de acción controla a voluntad a Túnez, Argelia, Egipto, Libia, Sudan, Yemen, Bahréin, Afganistán, Irak; Israel con sus patios traseros en el sur del Líbano, Palestina, ajustan la nueva geopolítica para un nuevo orden mundial que persigue EEUU para el Medio Oriente, falta Siria, encargada a Turquía para que practique la extraterritorialidad, es la exigencia de Washington y Tel Aviv a Ankara antes del gran salto a Irán.

Turquía es parte del eje EEUU-Israel en esa parte del mundo, como miembro pleno de la OTAN el gobierno turco tiene la obligación de disputarle el protagonismo político que tiene Irán en la región, Teherán es el plato fuerte para EEUU e Israel, sin embargo Moscú y Pekín con su veto no permiten que Siria sea bombardeada con fines humanitarios o invadida por los mercenarios de la Liga Árabe, en ese marco la asamblea General de la ONU inoficiosamente se reunió para demostrar a Rusia y China con 138 votos a favor la resolución no vinculante de Naciones Unidas contra Damasco.

Qatar y Arabia Saudita financian al ejercito sirio de liberación de unos 20000 hombres preparados en Turquía, introducidos en Siria en batallones dice la agencia de noticias SANA “esto se proyecta desde el asesinato de Muammar Gadafi, las monarquías de Doha y saudí con el visto bueno de Washington y bajo la supervisión de la CIA y el Mossad dieron el visto bueno para la operación designando al general qatarí Hamas Ali al Attiya, para que organice esas fuerzas en Siria” que en su momento se sumaran a otros 50000 soldados del ejercito turco si este recibe la orden de invadir Siria, propósito de la Liga Árabe. El ejército turco es el segundo mayor de la OTAN.

1000 Miembros de estos mercenarios son parte del grupo islámico de combate que lucho contra Gadafi con el apoyo de la OTAN, otros 1500 forman parte de una fuerza iraquí ex combatientes del ejercito, estos hombres ya fueron transportados en aviones por Qatar desde Libia e Irak al pueblo fronterizo de Antakya en la provincia de Hatay limítrofe con Siria, con la complicidad de EEUU, Europa, OTAN y ONU, con Turquía al frente de este proyecto de invasión. Esto esta ocurriendo en estos momentos en Siria, flanco que necesitan EEUU e Israel antes de atacar Irán.

Los intereses globales de Washington, política que para el efecto sostienen satélites regionales México, Colombia, Israel, Arabia Saudita con su primo hermanos (Qatar, Emiratos Árabes Unidos, Kuwait) Japón, Corea del Sur, gobiernos que no discuten el orden establecido para un nuevo orden mundial, capaces de influir en las regiones contra Estados considerados como un peligro a la seguridad nacional de EEUU como de sus aliados como Irán, Venezuela, Corea del Norte, Rusia, países que discuten el orden establecido por la política exterior de Washington, uno de esos países que discutía ese orden era Irak, invadido y destruido, otro país Libia, en estos momentos en manos de etnias que hacen lo que quieren desplazando a poblados enteros disputándose los campos petroleros, tribus que solo Gadafi fue capaz de unir, y Siria socio económico y militar de Rusia, ultimo flanco antes de asaltar Irán a su vez perímetro ruso.

Motivo por el que hoy se apunta contra Ahmadinejad, utilizando a Ankara para que el gas y el petróleo pasen a Europa sin el control de Rusia e Irán, combustible que debe pasar por Turquía por los poliductos y oleoductos que cruzan el país simultáneamente los turcos profundizan la crisis con Siria enviando 10000 tropas a la frontera acusando a Damasco de inmiscuirse con los trabajadores del partido de Kurdistán (PKK) acusación de vieja data, para mucho analistas solo un pretexto para cumplir los mandatos de EEUU, por esas sugerencias Turquía firmo un acuerdo militar con Israel en el año 1996, sirvió de plataforma para los bombardeos contra Irak, hoy, es la base para los mercenarios de la Liga Árabe encargados de profundizar la guerra civil en Siria.

El acuerdo con Israel sirvió para que Turquía modernice sus FFAA integrándolas a maniobras conjuntas que en su momento preocuparon a Grecia e Irán, entre otros acuerdos y en caso de un conflicto entre Turquía y Siria, Israel ayudara a Ankara. Esta alianza esconde la necesidad de debilitar a Siria, Palestina y Líbano juntas para fortalecer a Tel Aviv en las negociaciones de paz, negociaciones que nunca prosperan porque los 22 miembros de la Liga Árabe o su gran mayoría son gobiernos traidores de la política y religión musulmana.

Otro de los propósitos que persigue Tel Aviv, el control del agua dulce en el gobierno de Benjamín Netanyahu, Israel ya controla el rio Jordán, los altos del Golán (Siria) con muchas vertientes y manantiales, los ríos libaneses Letani y Hasbani, el lago Yarmuk, raciona el caudal a los países vecinos en Jordania, Palestina y Líbano, por su parte Turquía, hace lo propio con el Tigris y el Éufrates, mediante las represas hidroeléctricas afectando a Siria e Irak a voluntad.

La relación militar turca-israelí es una tenaza que en estos tiempos aprieta cada vez más en beneficio de EEUU para su nuevo orden mundial para establecer una geopolítica diferente en Medio Oriente.

Turquía es otro títere asqueroso como lo es Israel, y no solo por perseguir a los kurdos regados por toda Europa, haciendo oposición política contra Ankara con ayuda de los gobiernos de la Unión Europea, en otras palabras, ni Europa ni EEUU ni Israel aseguran a Turquía un primer papel en la región, es solo un lacayo mas como lo es Arabia Saudita.

rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3896 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


Revise artículos similares en la sección:
Internacionales