Curriculos y consultas

En nuestro país desde que comencé con mis labores docentes, años 80, no he dejado de ver currículos. “Las implantaciones” durante la cuarta república -así se llamaban- no dejaban de ser sospechosas, siempre los maestros cuestionábamos las maneras en que sutílmente pretendían imponernos modelos curriculares que en nada tenían que ver con nuestra realidad en las aulas. Terminábamos por guardar los programas hasta poderlos asimilar de tanto “ dale y dale” por parte de nuestros directores o supervisores, y desde la resistencia hacíamos de la práctica pedagógica un nicho de rebeldía.

Durante la década de los 90 vino la reforma curricular de la Educación Básica, sin mucha preguntadera, se imponía el modelo neoliberal en las aulas y en los maestros. Así que bastante que fuimos a contra corriente frente a las pretensiones del Banco Mundial al querer convertirnos en mercancía. Mas sin embargo ese currículo caló en muchas escuelas y hasta el día de hoy se hace presente en muchas de las planificaciones pues fue a partir de allí que se comenzó a hablar de “Proyectos de Aulas”, Proyecto Pedagógico de Plantel”, siendo hoy en día un lenguaje común hablar de “Proyectos”, las otroras planificaciones semanales de los maestros quedaron atrás para imponerse este lenguaje surgido de la jerga mercantilista.

Luego llega la revolución y se comienza a gestar los currículos bolivarianos, uno que se comenzó hacer desde la consulta de las bases no logra sistematizarse por cambios de gestiones, para luego, salir posteriormente como de la nada de un onceavo piso del ministerio para ser desarrollado por los maestros. Por supuesto que el comandante lo mando a parar, de tanto chille por parte del magisterio.

Ahora seguimos en el mismo punto, se consulta un “nuevo currìculo” pero la pregunta de las sensenta mil lochas que se hace un maestro o maestra que piensa es: ¿De dónde salen los papeles curriculares? ¿Quién o quiénes los elaboran? ¿Por qué se dice consulta, si ya se tiene hecho?. ¿Es que caso carecemos o no contamos con una metodología que nos permita conversar por lo menos antes de lanzar documentos “bien hechos”?

Hubo en el año 1999 una Constituyente Educativa, donde se hizo una amplia consulta acerca de la educación, el currículo y otros asuntos que nos interesaban. La pregunta es ¿Esa consulta no es válida para estos tiempos? Luego, cantidades de documentos de encuentros, congresos pedagógicos hecho por docentes ¿quedan en el aire? ¿Hacia dónde van? Qué sucede con la memoria de lucha pedagógica que han hecho los docentes a través de sus sindicatos, movimientos pedagógicos, seminarios, escrítos, libros que no aparecen y se invisibilizan y pareciera que volvieramos a comenzar de cero? Es este el destino de los muchos que hemos aportado al debate para terminar consultándonos algo que ya se sabe porque documentos ruedan por toda la geografía nacional, pero que bajo ningún concepto se analizan, refieren, sistematizan?

El asunto de la educación en nuestra revolución compete a todos y todas, por tanto los mecanismos deben ser tan amplios que permita un gran debate nacional para discernir, reconocer, evidenciar, palpar los modelos construidos en 14 años del proceso, pues no estamos vacíos de experiencias y menos de teorías curriculares a lo venezolano que surgen de las practicas dentro de las escuelas, por tanto desde las experiencias se legitima las posibles pautas curriculares para hacerlas letra viva, andante, abarcantes y si se quiere “modelos” diversos, plurales, complejos, sencillos, humildes, de a pie. No alcanzarán las páginas ante tanta creación y menos aún hablaremos de “un curriculo”, sino de NUESTROS CURRICULOS BOLIVARIANOS PARA LA TRANSICION en corresponsabilidad con nuestro Estado Docente acompañando siempre.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1753 veces.



Mirna Sojo

Militante del Movimiento Pedagógico Revolucionario (MPR)- Escuela Social Rodrigueana Latinoamericana y del Caribe (ESRLC). Maestra normalista, Licenciada en Educación.

 omt991.2@gmail.com

Visite el perfil de Mirna Sojo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: