La cara agresiva del Malthusianismo

Desde hace algunos días, vuela mi pensamiento atando cabos, en torno a ciertos sucesos coincidentes, que terminan por conformar una hipótesis, la cual creo sería necesario profundizar por quienes tengan otros conocimientos al respecto.

Por una parte, llama mucho mi atención en como a la campaña antidiscriminatoria del grupo LGBTT (lesbianas gay bisexuales transexuales y transgénero), unidos a los cuales ahora los pedófilos zoofílicos y necrófilos, también exigen despenalización de sus tendencias sexuales; se ha visto auspiciada últimamente en los Estados Unidos y en Europa, por gobiernos y sectores sociales hasta hace poco de tradición conservadora.

Un ejemplo notable lo tenemos, con la nueva política de la corporación de entretenimiento conocida como: the Walt Disney company, la cual, dándole la espalda a su tradición, de edulcorar con un final feliz los cuentos para niños, comienzan a elaborar películas en las cuales se hace una abierta apología a favor de la homosexualidad. Y cuando hablo del ultra conservadurismo de dicha compañía cinematográfica, quiero como ejemplo remitirme a la siguiente historia: No recuerdo a cuantos años antes de su muerte, los dibujantes y elaboradores de las películas y cortos animados de Disney, invitaron a Walt Disney a una reunión intima, en donde en forma jocosa y solo para consumo interno, proyectaron un corto pornográfico donde los protagonistas eran el ratón Mickey Mouse y su novia Minie. Walt Disney se rio con ellos, y celebró la ocurrencia, pero al día siguiente al volver a su trabajo, todos se encontraron con su carta de despido.

Lo antes dicho me pone a pensar, en el porqué de una institución, que heredó de su fundador un conservadurismo radical, de repente cambia su patrón conductual corporativo, al extremo opuesto de su ideología tradicional.

Paralelo a lo anterior vemos como gobiernos europeos han cambiado con suma facilidad sus leyes para proteger los derechos de los "no heterosexuales" hasta extremos que lindan en un preciosismo ridículo, como ejemplo: la eliminación del término Madeimoselle de la legislación francesa por considerarlo discriminatorio. Ni hablar de la legalización del matrimonio homosexual, que desde el punto de vista legal, y valga la redundancia, tiene cierto sentido ya que protege los derechos de herencia de la pareja sobreviviente en caso de defunción del conyugue homosexual, pero no contenta con esto, la ley decide permitir a las parejas homosexuales la adopción, infringiendo los conocimientos Psiquiatricos-Psicologicos de que para la formación de la personalidad del niño, o de la niña es necesaria la presencia parental complementaria masculina y femenina, y no, la de dos papás ni la de dos mamás.

Las cosas se complicarán aún más, si los pedófilos logran les sea legalizada su preferencia sexual, lo cual dejaría totalmente desprotegido en cuanto a una equilibrada formación de su personalidad a todos los niños (a), del o los países que acepten legalizar la pedofilia.

Que existen familias heterosexuales disfuncionales que no cumplen con ofrecer al niño o niña los estímulos, ejemplos, y aprendizaje funcional adecuado, para el logro de un equilibrio emocional en su vida adulta, ya de por si ese es un problema, que no podemos agravar agregándole el riesgo de la adopción homosexual.

Quiero a este respecto que se me entienda bien: una cosa es que el niño o la niña proveniente de un matrimonio heterosexual tenga la libertad y el derecho de elegir en su adolescencia un patrón sexual determinado que no sea el patrón heterosexual, es una opción de validez humana muy diferente al niño o la niña que desde el comienzo de su vida se ve inducido directa, o indirectamente a escoger un patrón ya determinado, dado en este último caso al mandato parental, o aprendizaje conductual, fijado por observación permanente del patrón homosexual de pareja. En días pasados leí unas declaraciones atribuidas al divo homosexual Ricky Martin, quien cría con su pareja homo, varios hijos productos de la fecundación en vitro en vientre o vientres alquilados, en dicha declaración este divo refiere que, aunque sus hijos pueden en el futuro elegir la variable sexual que deseen, el preferiría fueran homosexuales.

Toda esta situación desencadenada a nivel del mundo occidental en torno a los patrones sexuales, no deja de hacernos pensar, así como a mí, a muchas otras personas, en ¿cuáles podrán ser los intereses que están privando, para que instituciones poderosas de definida ideología conservadora, cambien radicalmente su modo de pensar acerca de los patrones del comportamiento no heterosexual?

Dado que la gran mayoría de los que tienen patrones no heterosexuales, en lo que a ellos le incumbe, no les interesa la reproducción de la especie, una campaña de captación masiva hacia la no heterosexualidad significaría una notable baja en el crecimiento poblacional, por lo cual tiene algún sentido barruntar que de ahí puede provenir ese destape sorpresivo del conservadurismo mundial a favor de los patrones de comportamiento sexual no tradicionales

Lo antes expuesto pareciera tener relación con otro elemento que, atentando contra la supervivencia de los menos aptos para la producción, se compagina con la finalidad de disminuir el aumento poblacional. Esa al menos es la tesis defendida por varios intelectuales y políticos de relevancia mundial, tales como el famoso filólogo y político judeo-norteamericano Noam Chomsky, entre otros, quienes aseguran que el virus COVID 9 es un virus de laboratorio creado con una doble finalidad por el gobierno norteamericano: Tratar de frenar a la economía china, y sacar de circulación a la población mundial no productiva.

Es decir, confluyen por lo antes dicho dos situaciones a nivel mundial cuyas finalidades no son otras que las de bajar las altas tasas de reproducción humana, y la eliminación de los no productivos

Todo lo anterior no pasaría de ser trasnochadas especulaciones conspirativas, si no existieran basamentos históricos que en alguna forma pudiesen avalarlas:

Robert Malthus el creador de esta doctrina (1766-1834), plantea al inicio de la era industrial en Inglaterra, que en tanto la producción de bienes para la supervivencia humana crece de manera aritmética, la población se reproduce en cantidad geométrica, por lo tanto, llegará un momento en que la producción de bienes no alcanzará para el mantenimiento de la población. Este concepto que Marx rebate, con el argumento de que el progreso científico-tecnológico en la cada vez mayor producción de bienes de consumo compensará las necesidades creadas por el crecimiento poblacional.

Los Whigs (partido liberal británico) basándose en las ideas de Malthus, consideraban en el siglo XIX, que era un contrasentido la ayuda a los pobres porque esto contribuía a su reproducción, con la consiguiente carga ambiental no productiva.

A partir de 1850 las ideas de Malthus se ven reflejadas en un movimiento Neo Malthusiano que se ha extendido hasta nuestros días, obras como el: "Ensayo sobre el principio de la población" de Keynes (1883-1946).

Aparición del grupo de Chicago y la "Liga de la Regeneración Humana" en 1896.

"Federación Universal de la Regeneración Humana" (1900), la cual tiene lazo de unión con el Anarquismo y su tesis de la Planificación reproductiva, en este último caso el derecho de las mujeres al uso de los métodos anticonceptivos, y el derecho a interrumpir los embarazos no deseados, todo lo cual pertenece a la visión humanista del control de los nacimientos.

Ehrlich en 1968 escribe el libro "La explosión Demográfica"

En 1972 el Club de Roma publica un estudio plurifactorial titulado: "Los límites del crecimiento"

Cohen en 1995 publica un estudio titulado: "Capacidad de Carga" (tamaño máximo de la población que el ambiente puede soportar).

Todas estas organizaciones, cuyas publicaciones y estudios, a pesar de obviar el componente correspondiente a la mala distribución de las riquezas, no dejan de tener cierta base de credibilidad.

Lo asombroso es que de repente, estas ideas se vean reforzados, por medidas drásticas, para la contención del crecimiento poblacional, atribuibles estas, a los poderes conservadores que fácticamente controlan a la humanidad.

Sería muy importante que se lograra una investigación más profunda que pudiesen confirmar este planteamiento.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 588 veces.



Arnaldo Cogorno


Visite el perfil de Arnaldo Cogorno para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: