¡Esa es la juventud que queremos y soñamos!

" Se es joven por el generoso impulso del corazón,

por la desprendida forma de adhesión a la lucha por la justicia,

por la renovada manera de entender la vida como proceso de creación,
para alcanzar metas altas de felicidad para los demás".

(Maestro Luis Beltrán Prieto Figueroa).



Recientemente, sostuve un encuentro con jovenes trabajadoras y trabajadores (y estudiantes universitarios), que forman parte del Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela (Fundación Musical Simón Bolívar), Sede de Colegio de Ingenieros (Sector Quebrada Honda, Parroquia El Recreo); al facilitarles un taller sobre motivación y crecimiento personal. Conté con el apoyo del Mayor Joel Bastidas (Director de Relaciones Institucionales), quien me extendió la invitación.

Ver el rostro radiante de esta juventud, me llenó una gran satisfacción, porque representa esa juventud trabajadora, que estudia, que se incorporan a la cultura, al deporte, a construir sus sueños, a vencer obstáculos, a mantener la fe en alto y sobre todo, creer en sí mismos y dar su valioso aporte a la patria y a la familia.


Intercambiábamos conocimientos, inquietudes, conversas, emociones, sueños, retos... Me hicieron mirar más allá de los ojos del alma, que sin duda alguna ¡ESA ES LA JUVENTUD QUE QUEREMOS Y SOÑAMOS!


Es tanto el dolor y la impotencia saber cómo perdemos sin piedad, la juventud en nuestro país, por la droga, el hampa, la violencia, la indiferencia, la destrucción moral y espiritual que promueven los medios de (in)comunicación social, la voraz industria publicitaria, el internet (de forma negativa)... los que están privados de libertad, los que padecen de enfermedades (y no tienen los medios para adquirir sus medicamentos),los discapacitados, los que viven en estado vulnerable en la calle, los que promueven la paternidad irresponsable (abandonando a la futura madre y al bebé)... También los vemos que quedan atrapados en el "sueño americano" (o "el sueño sudamericano"), pensando que tendrán una mejor calidad de vida, y al enfrentarse a la dura realidad, ese "sueño" quedó roto y se convierten en víctimas de la xenofobia, de la explotación, de la falta de oportunidades... Como ciudadanas y ciudadanos venezolanos que somos, nos preguntamos ¿Qué hacemos por esta juventud? ¿Es un éxito o están fallando los programas sociales del Estado, en atención a la juventud?

Por las circunstancias que vive el país, estamos claras y claros que esto no va a arreglarse por arte de magia. Armadas y armados de valor, si somos personas capaces de perseverar, de mantener la fe viva y con una visión positiva; creemos que es posible que saldremos adelante, aunque existan otros, que nos griten: "Esto no tiene sentido". En medio de la más dura dificultad, la venezolana y el venezolano crece y se levanta con la frente en alto.

Recordando al maestro Simón Rodríguez, que en sus momentos difíciles de vida (estando ya anciano, en las cordilleras de Perú), a través de una llama encendida, donde elaboraraba velas para su venta; nos dejó como lección de vida, que en medio de tantas dificultades, hay que mantener viva la esperanza para luchar y aferrarse al conocimiento -como una poderosa herramienta de vida-, para transformar esa sociedad que habita en la oscuridad.

Esa juventud que queremos y soñamos, seguirá portando la llama encendida para la construcción de una sociedad con justicia y amante de la paz. De una sociedad que sueña con ser auténticas y auténticos líderes y con su fortaleza, nos dan su ejemplo. Esa juventud, está latente y lo ví en los ojos de Adriana, Alejandro, Arantxa, Audrey, Carlos, Cristian, Elías, Eligmary, Elsa, Gabriela, Jesús (quienes son dos), Jhonaikel, Joan, Kellygrey, Lineth, María, Máximo, Rafael, Ramyosvi, Raúl, Rosa y Stephany.


A todas ellas y ellos, les digo ¡ESA ES LA JUVENTUD QUE QUEREMOS Y SOÑAMOS! y me uno para felicitarles, con un abrazo de luz, junto a ese inmenso ejército de estudiantes universitarios del país, este 21 de noviembre, en su día.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 478 veces.



Siboney del Rey

Poeta venezolana, activista por la paz y la solidaridad con los pueblos del mundo. Productora Nacional Independiente, Guionista y Reportera. Primera poeta venezolana, en recibir en manos del Comandante Supremo Hugo Rafael Chávez Frías, la orden "Heroínas de la Patria".

 sinfronteras_al@yahoo.com

Visite el perfil de Siboney del Rey para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a272122.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO