Ah Mundo El Tocuyo… Mi Matria….actualidad y perspectivas

Concluido el proceso para elegir a los Alcaldes y Alcaldesas de los 335 municipios que conforman la expresión político-administrativa municipal de la República Bolivariana de Venezuela, parece pertinente aproximarse a la situación actual de estos espacios locales y sus perspectivas en un país donde los ingresos petroleros (96 % de sus divisas internacionales que ingresan) representan actualmente cifras muy por debajo de los requerimientos fundamentales para alimentar el funcionamiento de la economía desde lo público y lo privado. En el caso del Municipio Morán cuya capital El Tocuyo es mi Matria (patria chica) de origen, quiero aprovechar para felicitar y particularmente para desearle una gestión exitosa, en beneficio de TODA la comunidad, a la Profesora Gisela Rodríguez, quien resultó electa en estas elecciones directas y secretas. Ella al igual que el resto de los 334 triunfadores han adquirido una gran responsabilidad para ayudar a mejorar las condiciones y calidad de vida de los habitantes de sus municipios.

La situación actual no resulta fácil para cumplir con gestiones eficientes, eficaces y exitosas para las comunidades cuando nos referimos a la posibilidad de acceder a importantes cantidades de recursos nacionales, regionales y locales desde los presupuestos públicos. Esto se deriva de la baja de los precios internacionales de nuestro principal recurso de comercialización (petróleo) entre los años 2015 y mediados del 2017, así como la caída de la producción desde los 3.422.000 de barriles diarios de 2008 en forma continúa hasta la actual cifra de alrededor de 1.800.000 barriles diarios. La situación se complica cuando revisamos que el petróleo que producimos en Venezuela puede dividirse entre un 65 % de pesado y extrapesado (faja del Orinoco), un 25 % de semipesado y un 10 % de liviano. Los costos de procesamiento son mayores en la medida en que el petróleo es más pesado y requiera más procesamientos, diluyentes y mejoradores para producir los combustibles y lubricantes. El Gobierno Nacional debe continuar buscando alternativas para obtener ingresos de divisas y financiamientos capaces de superar las limitaciones que se han venido agravando con la imposición de medidas punitivas del Gobierno y el Congreso de los EEUU y las que amenaza con aplicar la Unión Europea a partir del mes de enero. En esta perspectiva seguramente se inscribe la iniciativa de diseñar una moneda virtual denominada el Petro, buscando comercializar petróleo, gas y particularmente oro a través de este mecanismo que busca evitar que los organismos públicos de EEUU y Europa, así como poderosos grupos financieros internacionales (billonarios en divisas) obstaculicen operaciones de pago, compra-venta, congelen o secuestren recursos que le pertenecen al Estado venezolano. En este complicado escenario económico internacional y nacional deben comenzar a ejercer sus funciones como máximas autoridades ejecutivas municipales los alcaldes y alcaldesas electas para el período 2017-2021.

Quiero referirme a mi Matria de origen porque desde 1975 hasta hoy he adquirido otras 2 Matrias adoptivas que amplian y complementan mis querencias por las localidades: Caracas y San Antonio/Carrizal en los Altos Mirandinos. El poeta tocuyano Roberto Montesinos escribió "En el Tocuyo cada arrabal tiene su tradición y cada uno da a la ciudad su prestigio histórico, porque El Tocuyo no es un conglomerado "arrive", sino una edificación con su data antigua y sus libros parroquiales que empiezan en el siglo XVI. (…) Calle abajo, más allá del barrio de los "Hornos", siguiendo la línea recta de la antigua Calle Real, hoy Bolívar, se sale al vecindario de "La Horca". Agrupación de casuchos horconados entre los malojales y los cujisales interminables. A veces, en la noche sigilosa, cuando aúllan larga y espantablemente los perros de vidriosas pupilas, ven los pasantes sobrecogidos, la sombra muerta del ceibo legendario arañando el aire donde oscila, colgante de una de sus ramas, con su mueca macabra de momia sonreída, Don Juan de Carbajal…" (RM, "El arrabal", La ciudad de los Lagos Verdes).

Mi interés por los temas de Historia Regional y Local es una grata y fructífera influencia de un Historiador amigo, camarada y Maestro desprendido, que trajo desde México, donde curso sus estudios de Doctorado en Historia, la motivación y la disposición para fomentar en todas las regiones y localidades de Venezuela, el estudio sistemático y riguroso de este tipo de estudios. Me refiero al Historiador Aristides Medina Rubio, quien tuvo la oportunidad de aprender de ese reconocido historiador mexicano, dedicado a investigar la Historia de la Revolución Mexicana, Luis González González (1925-2003). Este historiador con gran influencia entre los historiadores que se formaban en México en las décadas de 1960 y 1970, escribió un extraordinario libro de MicroHistoria titulado "Pueblo en vilo" dedicado al estudio de la pequeña y desconocida localidad de San Juan de Gracia en Michoacan, donde había nacido. Ese libro cuya primera publicación fue en 1968 y logró ser traducido a varios idiomas y sucesivas reimpresiones en México impactó la Historiografía Tradicional de los Pequeños Espacios. Se trataba de buscar en estos espacios explicaciones y conocimientos que se escapan en las grandes historias nacionales e internacionales. Reivindicar las culturas (formas de vida, costumbres, hábitos, creencias, símbolos, lealtades y conflictos) de estos poblados locales mayoritariamente desconocidos en las historiografías oficiales que dan cuenta y memoria de otros espacios más amplios.

Por cierto que el Maestro y Colega Aristides Medina Rubio (Puerto Cabello 1937) cumplió recientemente 80 años de vida y actividad al lado de toda su familia y afectos. Además está recibiendo en estos días el Premio Nacional de Historia 2017 por parte del Centro Nacional de Historia. Cuando regresó desde México se incorporó a la Escuela de Historia y al Instituto de Estudios Hispanoamericanos (Estudios Históricos) de la Universidad Central de Venezuela y desde allí comenzó su intenso trabajo por todo el país a favor del estudio de la Historia Regional y Local (MicroHistoria) fomentando coloquios, reuniones, congresos y publicaciones como la Revista Tierra Firme (todavía activa) y un proyecto editorial conocido como Tropykos en conjunto con su amigo y colega Pedro Calzadilla Alvarez (padre del historiador, profesor y exministro Pedro Calzadilla Pérez). Bajo este sello editorial se publicaron muchos trabajos de historia, sociología, educación, poesía y muchos otros temas de personas que por sus ideas políticas de izquierda o limitaciones económicas no tenían posibilidades de publicar en otros espacios.

Participé como muchos historiadores de distintas edades y niveles en gran parte de esas iniciativas para fomentar y consolidar en Venezuela los estudios históricos desde perspectivas profesionales de las regiones y localidades.

Es por estas razones y las que derivan del afecto orginario, familiar y amistoso con mi ciudad y municipio que quiero desearle a la Alcaldesa electa y en ejercicio del Morán, cuya capital es la ciudad de El Tocuyo el mejor de los éxitos. Esta localidad, en sus últimos 70 años ha sufrido varias acciones humanas y de la propia naturaleza que han impactado las posibilidades de desarrollo y consolidación sustentable. Muchos amigos y conocidos con quienes converso en mis visitas hablan de una "maldición" que tiene El Tocuyo y todo el Municipio. Con todo el respeto por las creencias mágicas y religiosas, yo respondo que hemos estado sometido a gobiernos municipales que no han querido esta localidad y sus inmensas posibilidades de desarrollo y transformación SUSTENTABLE.

En primer lugar, cuando se cambia la ruta occidental de comunicación entre los andes con el occidente y el centro, construyendo otra importante vialidad como la carretera o autopista Lara-Zulia, esta localidad y su entorno pierden importancia económica. Luego ocurre un devastador terremoto (1950) que según los estudios técnicos de la época afectó alrededor del 96 de las viviendas, quedando en pie muchas con afectaciones y riesgos de caerse ante futuros movimientos sísmicos y llevando al gobierno de la dictadura militar a construir a través del Banco Obrero una gran cantidad de viviendas desde la Legión de María hasta la Iglesia de San Francisco. Estas viviendas están actualmente habitadas y muchas transformadas, ningún beneficiario pago al Banco Obrero por esta construcciones gubernamentales como había sido el compromiso inicial. Luego una familia con apoyo del gobierno de la dictadura del General Marcos Pérez Jiménez logra adquirir un central azucarero en el exterior y presiona para convertir la mayoría de las tierras cultivables (Los Lagos Verdes) en sembradíos de caña de azúcar, con todo el daño sobre la tierra y con la pobreza que siempre acompaña el cultivo y corte de este rubro aliado indiscutido de la diabetes. Después han seguido una secuencia de gobiernos locales o municipales desde 1960 hasta la actualidad que no han logrado gestionar e invertir de manera eficiente y efectiva recursos públicos y privados, para ganar a las comunidades e individualidades para que conviertan la ciudad de El Tocuyo, sus alrededores y todas las parroquias del Municipio Morán en una localidad con actividades económicas sustentables que utilicen la Renta Petrolera y Minera para ARRANCAR y no para depender permanentemente de esta. La Renta Petrolera y Minera debería ser una especie de batería vdhicular que permite encender las actividades y otros componentes SUSTENTABLES logrando hacerlo funcionar o producir como un árbol de olivo por muchos años.

En este municipio como en la mayoría de los 335 que conforman nuestra territorialidad es indispensable ser creativos, asertivos, organizados, planificados, disciplinados, esforzados y evitar ser cautivados por los adulantes mediocres y aplaudidores de oficio. Es necesario abrirse al campo de la diversidad humana como hacen los mediocampistas y delanteros en el futbol o los bateadores en beisbol que son capaces de batear hacia diversas áreas del terreno y con variadas profundidades. Ojalá (esta palabra viene de la influencia árabe o morisca sobre España y el castellano Oh Alá) que se conformen buenos gobiernos locales/municipales en beneficio de las comunidades de esos espacios que merecen que se recoja la basura regularmente, que se pavimenten preventiva y correctivamente las calles y carreteras, que el suministro de agua funcione como el cobro regular del servicio, que la seguridad permita proteger a las personas y reducir el "matraqueo" policial y que los alcaldes y alcaldesas miren hacia el ejemplo de Curitiva en Brásil y otras ciudades organizadas en diversas regiones del mundo globalizado de hoy para aprovechar las experiencias útiles y aplicables alejados de prejuicios y visiones limitadas.

Finalmente quiero aprovechar para desearles a todos los seguidores y lectores de esta activa página de aporrea una Felíz Navidad y un Mejor Año 2018 para todos y todas en medio de las múltiples dificultades que diariamente afrontamos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1119 veces.



Germán Yépez Colmenares

Historiador - Profesor de la UCV

 germilio.yeco@gmail.com

Visite el perfil de Germán Yépez Colmenares para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a256771.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO