Guerra de laboratorio psicológico gringo con apoyo de la "drogoligarquía" colombiana contra el pueblo venezolano y latinoamericano

Los gringos, expertos en manipulación, utilizan todos los medios para colgar frases, elucubraciones preparadas para la intriga, por parte de sus laboratorios de guerra psicológica, que lo tienen y son muy sofisticados, y desde los cuales difunden a través de altos personeros de su gobierno los famosos Fake News (noticias falsas) para impresionar a la mayoría de los venezolanos quienes ya no se comen esos cuentos de Disneylandia; y eso por su parte lo que hace es fortalecer su fe en la Revolución Bolivariana.

Este Mike Pom-peo, Secretario de Estado de Estados Unidos, apunta sus dardos sobre personas que son bastión de la institucionalidad venezolana. Los funcionarios Como John Bolton, Elliott Abrams, Marcos Rubio y Pompeo son tan estúpidos, que siempre andan buscando la división del pueblo, como ya no pueden con los argumentos que inventaron sobre Diosdado Cabello, cuando lo atacaron con una supuesta división con Nicolás Maduro, ahora lo hacen con Vladimir Padrino López, Iván Rafael Hernández Dala y Mikel Moreno Pérez.

A futuro se seguirá viendo que otros personajes de la Revolución Bolivariana aparecerán en sus novelas de entrega por serie o que difunden por parte, para crear el desconcierto en la población, lo que no les ha resultado, pero si sirve para seguir enfermando a sus escuálidos lacayos que se creen toda la información que publican esas altas personalidades gringas y que les abrigan falsas esperanzas. El mundo sabe que los gobiernos de Estados Unidos son los causantes de las peores masacres genocidas, lo cual se hizo más evidente desde 1945 hasta nuestros tiempos (Estados Unidos ha matado a más de 20 millones de personas en 37 «Naciones víctima» desde la Segunda Guerra Mundial. Ver:

http://www.resumenlatinoamericano.org/2016/04/19/estados-unidos-ha-matado-a-mas-de-20-millones-de-personas-en-37-naciones-victima-desde-la-segunda-guerra-mundial/).

Para los que no saben, o se hacen los desentendidos, ellos bombardearon dos ciudades de Japón como son Hiroshima y Nagasaki, durante la Segunda Guerra Mundial en 1945, lugares donde lanzaron bombas atómicas, y hasta el sol de hoy los pueblos de esas zonas siguen sufriendo los efectos de esos actos de "lesa humanidad" y nadie repudió, ahora mucho menos, a los guerreristas del gobierno estadounidense. Nunca aparecieron las Organizaciones No Gubernamentales (ONG) haciendo los balances de ese acto inhumano y ni siquiera se molestaron en llevarlo a los tribunales de justicia internacional ¿Para qué, si los gringos manejan esos antros a su antojo y les ponen sanciones a quienes se atrevan? Recientemente se evidenció cuando el gobierno de Donald Trump amenazó con sanciones a la Corte Penal Internacional (CPI). Los gobiernos de Estados Unidos son los más hipócritas que existen en la tierra, por un lado ofrecen "ayuda humanitaria" y por el otro, utilizando el "Garrote", contribuyen a desestabilizar gobiernos, como ocurre en estos momentos con la República Bolivariana de Venezuela.

Para muestra un botón, de que estados unidos quiere hacer con las instituciones en el mundo lo que les venga en gana, no lo dice un periódico afecto a la Revolución Bolivariana, lo escribe el diario el País de España el 10/04/2019:

"El último episodio que conduce a Estados Unidos al reino de las sombras tuvo lugar el pasado 15 de marzo de 2019 cuando Michael Pompeo, el secretario de Estado, anunció que se prohibirán los visados al personal de la Corte Penal Internacional (CPI) que participe en la posible investigación de ciudadanos estadounidenses en cualesquiera de los territorios a los que se extienda la jurisdicción de la CPI. Tal medida también se aplicaría en las investigaciones de la CPI contra ciudadanos de sus países aliados. EE UU es coherente porque amenaza con el mismo criterio en este caso que cuando impone sanciones económicas a cualquier extranjero, Estados o entidades que considere que incurren en comportamientos reprochables según su vara de medir y sin ningún otro control que su propia voluntad. Es la fuerza de la prepotencia de quien se sabe impune"Ver en:

https://elpais.com/elpais/2019/04/08/opinion/1554738101_453213.html

En la madrugada del 30 de abril de 2019, siempre abril en las grandes decisiones del pueblo venezolano, dieron la orden de la desestabilización intentando un Golpe de Estado, de tantos que han realizado en el mundo y en esta oportunidad con Venezuela no han podido, el Presidente Constitucional Nicolás Maduro les ha demolido todos sus manuales de intervención y golpes contra los pueblos libres y soberanos, en donde han impuesto títeres como lo quieren hacer en la patria del Libertador Simón Bolívar. Lo único que han conseguido ha sido la liberación de un golpista y asesino como Leopoldo López, que al fin de cuentas ese era el premio de consolación que buscaban después de tal acción lesiva a la patria. Por supuesto que ya tenían preparadas las dos embajadas, Chile y España, en donde sería recibido.

Si ustedes se dan cuenta, en una sola declaración los gringos dejan colar sus venenos contra el pueblo venezolano, por lo de las personalidades que pudieran dar al traste con la Revolución Bolivariana, es decir Padrino López, Hernández Dala y Moreno Pérez. Luego se desplazan hacia que Nicolás Maduro tenía un avión preparado para irse para Cuba y que si ese país hermano sigue apoyando a la revolución venezolana le serán profundizadas las sanciones, un chantaje propio de los gringos contra los cubanos, y por último que Rusia no dejó que el Presidente Maduro abandonara el país.

Es fácil observar que es una digresión del juego geopolítico que los gringos dejan discurrir para seguir creando la animadversión de los pueblos de esta parte del continente contra el presidente venezolano, Cuba y Rusia, de esa manera buscar su aislamiento. Eso no pasara y la oligarquía latinoamericana seguirá rumiando su rabia al no poder apoderarse de las riquezas de la patria de Bolívar y Chávez.

Todo lo que se ha escrito, en este articulo, tiene evidencia de que ha sido una trama montada por el imperialismo y su corporocracia contra Venezuela, la cual se ha empleado a fondo para evitar que el Socialismo del Siglo XXI en construcción siguiera avanzando, buscaron por todos los medios detener las obras que se venían construyendo y la atención a los derechos sociales que es el centro de toda revolución y gobierno socialista. Con todos los atropellos a los gobiernos de Chávez y Maduro intentan romper la vitrina en que se ha convertido Venezuela para el resto del mundo.

Es fácil apreciar que con los bloqueos, las sanciones, la suspensión de financiamientos, la retención de las divisas para compra de alimentos y medicinas, los robos a las empresas del Estado venezolano asentadas en otros territorios del planeta, la inflación inducida en los productos de la cesta básica, entre otras acciones que han emprendido contra el gobierno revolucionario, son agresiones de Guerra Económica que dificulta el avance de la revolución al ritmo deseado por las naciones y pueblos amigos en el mundo. Es la muestra de que no se puede ser eficiente cuando te detienen todos los mecanismos que facilitan la atención a las necesidades del pueblo, que es el afectado en estas circunstancias ¿Entonces para que todo marche bien hay que vender la patria? Eso no lo toleraría el pueblo venezolano y por ello es que no han podido dar el Golpe de Estado tan deseado por los enemigos de la revolución.

Al éxito del socialismo es lo que le teme el capitalismo salvaje neoliberal, que ha puesto sus garras en el continente latinoamericano como su fuente segura de extracción de materia prima, a precios de "gallina flaca", para sus procesos productivos y luego llevar los productos manufacturados por las corporaciones transnacionales a las ciudades latinoamericanas con precios súper inflacionarios que afecten las economías de naciones soberanas y sigan en la dependencia del imperialismo y sus aliados. La República Bolivariana de Venezuela ha luchado contra eso y seguirá en esa batalla como compromiso histórico con el padre Libertador y Hugo Chávez.

Un punto aparte. Lo que no hay que dejar pasar es que el gobierno de Iván Duque en Colombia, esta presuroso que en Venezuela se dé un Golpe de Estado. Desde esta patria nunca se ha intentado el derrocamiento de los gobiernos colombianos, en donde hay sobradas razones para hacerlo. Si revisan la historia de los últimos sesenta años jamás ha salido un declaración de ningún presidente llamando a que se tumbe al mandatario en ejercicio de esa nación, ni cuando el Presidente Hugo Chávez, que muy bien pudo haber apoyado al Ejercito de Liberación Nacional (ELN) o a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), más bien opto en contribuir a la búsqueda de la paz en el país hermano y si a duras penas pueden convivir en un dudoso estado de calma los colombianos, ello se debe especialmente al Comandante Eterno y Supremo y a Nicolás Maduro Moros, pero así paga Caín.

Sin embargo, como venezolano, en mi caso personal, llamo a que los ciudadanos colombianos se quiten el yugo de los vende patria y dé al traste con el gobierno que los oprime y explota para beneficio de una "drogoligarquía" que nada bueno le produce al pueblo colombiano y a la humanidad.

Toda la ensalada de desestabilización la han preparado en laboratorios de guerra psicológica gringos, faltando que se ejecute la guerra civil, como la penúltima opción y la última con la intervención armada de los gringos en el territorio venezolano. Eso es lo que está planteado y la gran mayoría del pueblo venezolano puede evitarlo con la movilización permanente, como lo hizo hoy, que salió como un solo cuerpo en la defensa de la patria que es lo mismo que defender a la Revolución Bolivariana. Las fuerzas imperiales y oligárquicas han sido derrotados nuevamente, porque se ha impuesto la unidad de los venezolanos que quieren paz, estabilidad política y que se resuelva el problema económico, que es el que boicotean los imperialistas, porque no les conviene un país que se enrumbe a tener "la mayor suma de felicidad posible" como dijo nuestro Libertador en Angostura, el 15 de febrero de 1819.

Las luchas que se han librado hoy son las mismas que se hicieron en el pasado por nuestros Libertadores de América, es la pelea por una nueva emancipación, es el enfrentamiento con quienes quieren sumir nuevamente a los pueblos a los tiempos de la esclavitud para aumentar sus riquezas a cambio de vender la patria a los imperialistas. La diferencia es que hay más tecnología, más estudios de las estrategias y por supuesto que los tiempos se redujeron por los medios y formas de comunicación. Un correo electrónico tiene tanto efecto en un momento determinado como un misil. La diferencia está en que los efectos de destrucción pueden ser evaluados en términos o resultados de número de bajas y los estragos que pudiera hacer una información a la psiquis de quienes se enfrentan por el control de espacios de poder en lo político, económico o social.

omarhdez78.blogspot.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 387 veces.



Omar José Hernández Borges

Ingeniero Industrial. Máster en Agroecología y Desarrollo Endógeno.

 omarhdez78@gmail.com

Visite el perfil de Omar José Hernández Borges para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a278334.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO