En síntesis

Qué hacer antes que desembarquen los Marines gringos

Estos hechos de violencia fascista que se están suscitando tienen una clara lectura: obligar al Estado a tomar medidas de alto calibre para enfrentar los riesgos que acechan la gobernabilidad. Hoy, cuando pareciera que se activó la Operación Balboa, los hechos nos están llevando a darle toda la razón al Comandante Chávez, cuando de manera visionaria propuso la creación de un ejercito multinacional latinoamericano para enfrentar cualquier amenaza imperialista. Fue en la cumbre de presidentes sudamericanos realizada en Brasilia en el 2008, cuando el mandatario Lula da Silva planteó la imperiosa necesidad de crear un Consejo de Defensa Regional (CDR). De “OTAN de Chávez y Lula”, la calificaron algunos analistas; siendo Álvaro Uribe la único nota discordante al solicitar que su país no fuera incluido en la “OTAN regional”.

Y en todo este brollo planeado y financiado por EEUU para poner en jaque la autodeterminación de los pueblos que decidieron no ser más patio trasero de Washington, justo es reconocer que no andaban despistados Chávez y Lula, cuando proponían la creación de un ejercito multinacional regional para garantizar la seguridad y defensa de nuestras naciones. Sobre todo si tomamos en consideración que cuando fracasa la diplomacia y las negociaciones económicas, el gobierno estadounidense no vacila en emplear la fuerza para imponer a la brava su hegemonía en la región. Bastaría con solo recordar la llamada doctrina o política del Gran Garrote o Big Stick, expresión que se origina de uno de los escritos del presidente estadounidense Theodore Roosevelt, quien se copia de un proverbio del África occidental que dice: “habla suavemente y lleva un gran garrote, así llegarás lejos”. Y que conste que ésta es solo una de las atrocidades del imperialismo en su criminal carrera contra la soberanía de los pueblos.

Por la excesiva brutalidad con la que ese fascismo enloquecido arremetió a partir del 12 de febrero, se diría que el garrote gringo, esta vez, viene acompañado del “Plan Balboa”, cuya intención no es otra que derrocar al Presidente Nicolás Maduro. ¿Acaso es casual que sean precisamente EEUU, Colombia, Panamá y tímidamente Holanda, quienes en forma pública y notoria están estimulando las acciones violentas de una oposición sediciosa que intentan incendiar al país?

Refrescando la memoria, el Plan Balboa fue hecho bajo la cubierta de un ejercicio militar llevado a cabo por España desde el 3 al 18 de mayo de 2001 en simulación de una guerra de invasión del occidente de Venezuela desde Colombia y Panamá. La simulación militar o juego de guerra comprendió operaciones por aire, tierra y mar según las cuales las fuerzas de Estados Unidos junto con las de sus aliados, autorizados por una resolución de la ONU, atacarían el occidente de Venezuela. ¿Y será una mera casualidad que sea el Estado Táchira la región más asediada por el terrorismo enviado por Álvaro Uribe? ¿Qué de la Sexta flota norteamericana que después de la Segunda Guerra Mundial se había retirado, ahora su presencia infecte las aguas del Mar Caribe?

De modo que de todo lo comentado, la única gran verdad es que la situación planteada en Venezuela no es nada fácil, y cada vez se hace más compleja mientras recurramos a pañito tibios que no ataquen el fondo del mal. ¿Y cómo no ser enigmática y peligrosa nuestra encrucijada, si la oposición con su sarta de condiciones inaceptables pretende poner de rodilla a la revolución chavista? Por ello, aunque no queremos ser pájaros de mal agüero, pero por los vientos que soplan advertimos que el llamando a una Conferencia Nacional de Paz el 27 de febrero, lamentablemente no pasara de ser puro peo de agua colonia. ¿Cuándo será que entenderemos que el fascismo no se cura con paz y amor? ¿O será que las circunstancias obligaran a lo de muerto el perro se acaba la rabia? Por lo pronto, aunque no sean los deseos de este escribidor, aconsejamos cuidarse de “una evolución en la situación”, tal cual como ocurrió en diciembre de 1908. Tan sencillo como eso.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 6575 veces.



Freddy Elías Kamel Eljuri

Presidente del Instituto Municipal de Patrimonio Histórico de la Alcaldía Bolivariana del Municipio Miranda del estado Falcón. Vicepresidente de la academia de Historia del Estado Falcón. Escritor. Productor radial.

 kameleljuri@gmail.com

Visite el perfil de Freddy Elías Kamel Eljuri para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: