El dia que los sandinistas le ganaron a USA

Ahora que Daniel Ortega ha vuelto para ocupar la Presidencia de Nicaragua, muchas cosas regresarán al presente sacudiéndose el polvo del pasado y asomando de nuevo el rostro de hechos, figuras y eventos que algunos creían enterrados en el hueco negro de la historia. No hay que dudar que en política al igual que en el campo de batalla, los que triunfan son los que terminan teniendo la razón ante la historia, o mejor dicho antes los historiadores.

Daniel Ortega con su reciente triunfo, logró entrar de vuelta al Palacio Presidencial y quizás a reescribir el pasado. No en vano Oliver North, quien dirigió la campaña de la administración Reagan para desviar fondos desde Irán, para financiar los paramilitares denominados “ contras” , encargados por el gobierno norteamericano de derribar al gobierno Sandinista de los 80´; hizo todo lo posible junto con el actual gobierno norteamericano, por evitar la vuelta al poder de quien declararon hace mas de veinte años como “ amenaza mortal para los Estados Unidos”.

Dos eventos del pasado se repiten en el presente con tal precisión que es difícil no sorprenderse con su coincidencia y similitud. Por una parte en 1979 en Irán eran capturados como rehenes funcionarios de la embajada norteamericana en Teherán. Pocos años después, fondos norteamericanos eran desviados desde el país persa para financiar la campaña militar en contra del Sandinismo en Nicaragua. Iran, Nicaragua y Estados Unidos para hoy lucen igual que ayer: Nicaragua con los Sandinistas. Irán con un gobierno islámico y Estados Unidos con uno Republicano.

En razón a esta cadena de consecuencias, es por lo que creemos interesante revisar dos antecedentes judiciales del sistema internacional:

EEUU VS IRAN

En el caso del personal diplomático de los Estados Unidos en Teherán la Corte Internacional emitió el 15 de diciembre de 1979, por unanimidad, una medida cautelar en la que ordenó “que el Gobierno de la República Islámica del Irán debía garantizar la inmediata liberación, sin excepción alguna , de todas las personas de nacionalidad estadounidense que estuvieran retenidas como rehenes en la Embajada de los Estados Unidos en Teherán y que ambos Gobiernos deberían abstenerse de cualquier medida que pudiera agravar la tensión entre ellas”.

A pesar de la orden de la Corte, el 24 de abril de 1.980 el gobierno norteamericano ordenó una operación de rescate que terminó siendo un desastre militar y político, con helicópteros estrellados y soldados norteamericanos muertos, por lo que en mayo de 1980 la Corte dictó un nuevo fallo en el cual al examinar el intento de rescate de los Estados Unidos de 24 y 25 de abril de 1980, el Tribunal se sintió exigido a "advertir que una operación realizada en esas circunstancias, por cualquier motivo que fuera, está destinada a socavar el respeto del proceso judicial en las relaciones internacionales.

Luego llegó Ronald Reagan al poder en los Estados Unidos y el mismo día que recibía juramento, desde Teherán llegaba la información sobre la liberación de los americanos retenidos en Irán, y sería en una operación encubierta desde este país (Irangate), que el gobierno norteamericano financiaría el derrocamiento del gobierno de Nicaragua .


NICARAGUA SANDINISTA VS EEUU.

El 9 de abril de 1984, el gobierno de Daniel Ortega (Nicaragua) solicitó ante la Corte Internacional, abrir proceso judicial contra Estados Unidos por actividades violatorias del derecho internacional. La solicitud además peticionaba a la Corte dictar medidas provisionales de protección, específicamente, que la Corte ordenara el cese inmediato de todo apoyo de Estados Unidos al grupo de paramilitares denominados “contra”.

La Corte Internacional sentenció en favor de Nicaragua, pero los Estados Unidos se negaron a respetar la decisión argumentando que ésta no tenía jurisdicción sobre el caso. Después de la decisión de la Corte los Estados Unidos retiraron su declaración de aceptar la jurisdicción obligatoria de la Corte.

El gobierno Sandinista probó ante la Corte, el ataque perpetrado por unos 6.000 "contras" en territorio nicaragüense en marzo de 1984, el minado de los principales puertos de Nicaragua con el objetivo de aislar económicamente al país y donde resultaron dañados buques de propiedad holandesa, panameña, soviética, japonesa y británica. Esto además del abierto esfuerzo de la administración Reagan para obtener 21 millones de dólares para apoyar las actividades de los “contras” para lo cual intercambiaron armas en Irán y generó el denominado “Irangate” que terminó siendo un delito dentro de los Estados Unidos.

Para 1989 el costo de los daños económicos causados por la guerra civil en Nicaragua se calculaba en 17 mil millones de dólares, en concepto de destrucción de infraestructura (puentes, torres de transmisión de electricidad, represas, centros de salud, de educación y producción agrícola, etc.) y sus consecuencias económicas. Las víctimas se calculan en más de 38.000 personas y la Corte Internacional ordenó a los Estados Unidos el pagar la referida indemnización pero se negaron a cumplir con lo ordenado.

El 3 de noviembre de 1986 la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó una resolución para presionar a los Estados Unidos a pagar la condena de 17 millardos de dólares a favor de Nicaragua. Únicamente El Salvador e Israel, cuyos gobiernos son fuertes aliados de los Estados Unidos, votaron en contra.

Este 03 de noviembre de 2.006 se cumplieron veinte años de la Resolución de la ONU ordenando el pago a favor de Nicaragua, Ortega gana la presidencia de Nicaragua el 05 de noviembre de 2.006. ¿Fechas de coincidencias o el reinicio de una historia sin fin?.

braulio@consultoreslegales.net



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4615 veces.



Braulio Jatar


Visite el perfil de Braulio Jatar para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: