Columna Prestes: 7mo Disparo

¿Cómo defender el aumento salarial? y la critica a la crítica de los neo-westonianos de izquierda

Tras el aumento del salario mínimo decretado por el gobierno nacional se ha abierto una gran discusión en el seno del pueblo trabajador, el mismo parte por increparse si ¿es tal incremento beneficioso para los asalariados?, conduciendo tal debate a dos fuentes de opinión, la primera idea que va ganando el sentido común, es que el aumento salarial acarreará un aumento de los precios, que perjudicará en formas incalculables la capacidad adquisitiva de las masas, por el otro, se parte de aceptarlo como una victoria, sin prever las tareas que atañe a la defensa de tales beneficios, pero ¿qué es lo que esta de fondo?

Tal debate, no presenta un tema novedoso, en el seno de la internacional de los trabajadores hace 151 años, se dio lugar a una polémica en la que a causa de la exposición del obrero inglés John Weston que llamaba a sus camaradas a luchar contra los aumentos salariales, porque estos sólo conducen a un aumento general de precios que afectaba enteramente a la clase obrera, fue duramente criticado por Karl Marx quién escribió un discurso denominado “Salario, Precio y Ganancias” y que buscaba explicar esta relación, reivindicar la lucha por mejoras salariales y sobre todo escarbar en sus causas, lo que sugería el alzamiento revolucionario de los trabajadores contra la clase apropiadora burguesa.

Pues bien, Marx explicaba (Salario, Precio y Ganancias) que, el salario del trabajador y la ganancia del patrón= ese plusvalor que se embolsillan los privados, siempre están en oposición directa y permanente. Cuando suben los salarios, se elevan los costes de producción, disminuyendo la tasa de ganancias, ¿qué hace la burguesía para escamotear este déficit? Incrementa los precios de los productos; haciendo recaer nuevamente la capacidad adquisitiva de los salarios! Esto que al parecer es una ley natural en la economía, el coro de la "inflación", el suplicio para que no aumenten los salarios, en realidad es un hecho de fuerza de la burguesía sobre el pueblo trabajador, es expresión de su tiranía! esto es lo medular del asunto sobre los incrementos de precios.

Es por esto, que cuando apenas se anuncian los incrementos del salario mínimo, los transportistas privados responden pidiendo un aumento general del pasaje, ¿pero en realidad que defienden los privados cuando aumentan los precios?, es sabido que los precios entrañan, todos los costes de producción (trabajo pretérito, trabajo vivo, mantenimiento de maquinas, gastos de distribución, impuestos), Pero también Marx nos explica que los precios encubren la ganancia de los privados en los ciclos y cadenas productivas hasta la distribución final, entonces podemos deducir que la burguesía, le opone con su poderío sobre el mercado, el aumento de precios a los aumentos salariales como mecanismo de proteger intacta su tasa de ganancias; entonces concluimos que la burguesía en épocas de crisis (estancamiento de las fuerzas productivas) lucha con su arma económica= los aumentos de precios, para mantener inalterable su tasa de ganancias, a costa de arrojar a las masas trabajadoras al abismo social.

Esto plantea un nuevo escenario para los asalariados, las fuerzas trabajadoras que abogan por el aumento de salarios deben luchar con todas sus fuerzas hasta forzar a los capitalistas a aceptar una caída de su tasa de ganancias o sino la burguesía le impondrá al pueblo venezolano un nuevo ajuste que saque a las mayorías del consumo básico.

Sin embargo Marx ofrecía otra salida más allá de atacar las consecuencias de tales aumentos, veamos como planteaba las cosas: “1. Una subida general de los tipos de salarios acarrearía una baja de la cuota general de ganancia, pero no afectaría, en términos generales, a los precios de las mercancías. 2. La tendencia general de la producción capitalista no es a elevar el promedio standard del salario, sino a reducirlo. 3. Los sindicatos y las uniones sindicales, trabajan bien como centros de resistencia contra las usurpaciones del capital (…) Pero, en general, fracasan por limitarse a una guerra de guerrillas contra los efectos del sistema existente, en vez de esforzarse, al mismo tiempo, por cambiarlo, en vez de emplear sus fuerzas organizadas como palanca para la emancipación final de la clase obrera; es decir, para la abolición definitiva del sistema del trabajo asalariado.

Bien podemos y debemos defender el incremento general de salarios propuesto por el presidente Maduro, para lo cual tendríamos que reforzar la contraloría con participación protagónica del pueblo trabajador, la capacidad de supervisión popular de organismos como la REDDSA, la SUNDEE, promover sanciones ejemplarizantes para los especuladores, organizar a los consumidores (cooperativas de consumo por consejos comunales, los CLAP, el SACO), desde los consejos de trabajadores promover que una parte de las mercancías vayan a un plan supervisado entre trabajadores y comunidades de abastecimiento de alimentos, en síntesis, un proceso de defensa total contra las subidas de precios, por el control de la distribución y contra las maniobras patronales en los procesos productivos (cierres ilegales de empresas, cierres de líneas y simplificación de la producción, despidos masivos, presiones y terrorismo laboral, desvíos intencionados de mercancías etc).

Pero también, los revolucionarios debemos preparar nuestras fuerzas para el combate, comprender que la crisis actual, es la crisis del capitalismo, un escenario que nos permite construir las nuevas fuerzas y condiciones para una gran revolución proletaria que en ofensiva controle los medios de producción y reorganice la producción hacia un nuevo orden, el del trabajo asociado liberador y de satisfacción de las necesidades sociales; hacia allá deben apuntar los trabajadores, esa es su victoria para concluir con Marx: En vez del lema conservador de "¡Un salario justo por una jornada de trabajo justa!", deberá inscribir en su bandera esta consigna revolucionaria: "¡Abolición del sistema del trabajo asalariado!"

 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1865 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales


Consejo Regional del Poder Popular

El Consejo Revolucionario es un espacio de Unidad y Lucha de las expresiones del Poder Popular en la concreción del Socialismo Comunal.

 poderpopularcrpp@gmail.com      @tucampana

Visite el perfil de Consejo Regional del Poder Popular para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Consejo Regional del Poder Popular

Consejo Regional del Poder Popular

Más artículos de este autor


US Y ab = '0' /endogeno/a232672.htmlC0https://NON-VE CAC = .