Clamor popular y crisis política

"Que se vayan todos" grita Perú ante crisis por corrupción judicial al más alto nivel

"Que se vayan todos"

"Que se vayan todos"

Lima, julio 20 - Bajo la consigna “Que se vayan todos”, cientos de personas convocadas por organizaciones civiles y partidos, marcharon el jueves en forma pacífica en las ciudades peruanas de Tacna, Arequipa, Puno, Cuzco, Ayacucho y Cajamarca en protesta contra la corrupción de las instituciones en el país.

La crisis en el sistema judicial de Perú por denuncias de tráfico de influencias escaló con la renuncia este jueves del presidente del Poder Judicial, Duberly Rodríguez y otros influyentes magistrados. Fue el último capítulo de una seria crisis institucional.

Pacto de ascensos y sentencias

Todo comenzó con las escuchas telefónicas ordenadas por un juez en el marco de la investigación a una organización dedicada al narcotráfico. Las escuchas pusieron al descubierto que los contactos legales de esta organización para asegurarse impunidad llegaban hasta altos funcionarios judiciales. Los audios se filtraron a la prensa y estalló la crisis.

El sitio web IDL-Reporteros comenzó a difundir conversaciones telefónicas de jueces que parecían pactar ascensos y sentencias.

El primero en caer por los audios fue el juez superior Walter Ríos, quien fue detenido luego que se le escuchara negociar sus sentencias y vender sus influencias para designar jueces y fiscales. El magistrado de la Corte Suprema, César Hinostroza, también involucrado en la negociación de sus sentencias -en un audio ofrece la rebaja de pena o la absolución de un condenado por violar a una niña- fue suspendido y se prohibió su salida del país.

El escándalo también alcanzó al Ejecutivo cuando un audio puso en evidencia una conversación entre el hoy ex ministro de Justicia, Salvador Heresi, con el cuestionado juez supremo Hinostroza, en la que le pide su asesoría para sacar adelante una ley que pondría trabas a las investigaciones judiciales por lavado de dinero.

El último capítulo, hasta ahora, fue la renuncia del presidente del Poder Judicial, Duberly Rodríguez, quien hasta el momento no está directamente involucrado en las denuncias, pero ha terminado arrastrado por las maniobras puestas al descubierto en la institución que preside.

Duberlí Rodríguez presentó su renuncia a la Corte Suprema del país “dada la crisis institucional que atraviesa” el sector, en una carta difundida en la cuenta de Twitter del organismo rector de justicia.

Frente a la crisis, el presidente Martín Vizcarra ha convocado para hoy a un pleno extraordinario del Congreso –en receso en estas fechas– para que se debata la destitución de los siete miembros del Consejo de la Magistratura. Ese sería el primer paso para una reforma integral de este cuestionado organismo.

“Tenemos un énfasis para combatir la corrupción, pero no sólo el Poder Ejecutivo, sino también debe estar el Judicial y el Legislativo”, dijo Vizcarra en un discurso. Y alentó a los ciudadanos a participar de las marchas convocadas, en forma pacífica y dentro de la ley.

La corrupción es un problema recurrente entre los altos cargos peruanos. El ejemplo más conocido, el del exmandatario Pedro Pablo Kuczynski (PPK), quien renunció el pasado 21 de marzo de su cargo, tras la publicación de un vídeo que mostraba la presunta compra de votos de parlamentarios en contra de su destitución.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3575 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




US mp N GA Y ab = '0' /contraloria/n328485.htmlCd0NV CAC = Y co = US