Conductas sexuales fisiopsicopatológicas, frecuentes en la actualidad. Sus significados y usos confusos

Parte 1. Sexo y Género

Las conductas sexuales fisiopsicopatológicas tienen una clasificación amplia, en esta primera parte, trataremos lo referido a los conceptos sexo, género; en la segunda parte aspectos relacionados con la transexualidad y en la tercera parte, el tema de la pederastia y la pedofilia.

El objetivo es ofrecer a la Comunidad Educativa y Comunidad general a través de este medio, información básica de alcance científico que le permita comprender la manifestación de conductas sexuales que pueda observar en su cotidianidad, discriminar su normalidad-anormalidad y si es el caso, canalizar la situación a favor de posibles víctimas.

A manera de introducción:

La intersexualidad con todas sus diferencias, la transexualidad y con ella el llamado cambio o reasignación de sexo y/o género o sexogenero; la heterosexualidad, homosexualidad, la bisexualidad y las parafilias, algunas con denominaciones diferentes a como se les conoce hoy, el caso es que en su configuración, siempre han subsistido desde que existe la humanidad; así como, el hecho de que los seres humanos somos seres sexuados desde que estamos en el vientre de nuestras madres, con sus excepciones. Dependiendo del momento histórico, algunas han sido aceptadas por la sociedad, otras no. Posiciones a favor o en contra que han rodeado al contexto de las expresiones sexuales humanas de un halo de mitos, falsas creencias y actitudes de aceptación o rechazo, inductoras de errores conceptuales y conductuales.

A medida que la Medicina, la Biología Celular, la Biología Genética, la Neurociencia, la Sexología, entre otras ciencias, se han desarrollado y han dado explicaciones desde la investigación científica, mucho hemos aclarado, sin embargo, no todo está dicho, ya que son ciencias muy jóvenes y el camino del conocimiento por aclarar es arduo, de allí las confusiones a las que estamos sometidos; no obstante, lo más pertinente es estar atentos a lo que dictan las fuentes científicas y dentro de esas fuentes, las más reconocidas.

Todos nos hemos podido dar cuenta que durante los últimos dos años, aparte de convivir con la pandemia, hemos tenido que afrontar como nunca, una avalancha de situaciones que involucran conductas transexuales y últimamente, conductas tipificadas de pedofílicas y pederastia. Con respecto a la transexualidad, observamos a mi modo de ver una inclinación por parte de las redes sociales y de las actuaciones de hecho y de derecho en algunos países, en tratar de convencernos sobre la normalidad que en apariencia tiene el que muchísimos niños en la actualidad declaren querer pertenecer al sexo opuesto, lo que ha generado una gran confusión, si lo contrastamos con lo que nos plantea la ciencia en su investigación.

Algunos Fundamentos científicos:

Desde el punto de vista biológico, existen suficientes evidencias científicas que demuestran que nuestro organismo es capaz de adquirir información, tanto del medio externo como del interno, a través de la organización neuroanatómica y los procesos electroquímicos en el ámbito molecular y celular del sistema nervioso; procesos que son los fundamentos de los estados mentales y son generadores de una significativa cantidad de conductas innatas y aprendidas.

Las doctoras López y Calleja (2016) Investigadora en el área de la Bioquímica y biología molecular y Calleja, especialista en endocrinología, plantean que…" actualmente las neurociencias describen con precisión la interacción de las áreas cerebrales que procesan el sentido de la identidad; esto es, la conciencia del propio cuerpo y la percepción de existir en ese cuerpo. En esta línea del conocimiento, estaremos reconociendo la identificación sexual cerebral.

La médico ginecólogo del Hospital Miguel Servet de Zaragoza, España, Marcuello y la Profesora Titular de Filosofía del Derecho, Facultad de Derecho de la Universidad de Zaragoza, Elósegui , nos recuerdan que el diccionario de la Real Academia de la Lengua Española divide los sexos en dos: varón y mujer o macho y hembra. El término género se refiere a la lingüística y se aprecian tres géneros: masculino, femenino y neutro…el término género proveniente del campo de la literatura se aplicó a partir de los años sesenta a la psicología y a la antropología. Mientras el primero (el Sexo) es biológico, el segundo (el género) es una construcción cultural correspondiente a los roles o estereotipos que en cada sociedad se asignan a los sexos…En este sentido, las investigadoras asocian lo biológico con "lo dado", lo innato y los factores culturales, con "lo construido", lo aprendido…Subrayan las investigadoras mencionadas, confusiones existentes en el medio: "desde un análisis científico se observa que muchas argumentaciones carecen de rigor ya que se confunden continuamente los planos biológicos y culturales.

Sobre esta base aclaramos los términos Sexo y Género:

Leído lo anterior, podemos entender que existe un consenso entre los investigadores de áreas biológicas y los del área social, al establecer que el Sexo tiene un origen biológico, innato y el Género, un origen social, por lo que es aprendido.

González, González y Valdez (2016) nos hacen referencia a la procedencia de la palabra sexo "Etimológicamente, la palabra "sexo" proviene del latín sexus, que significa "cortar o dividir" (Gómez, 1995), implicando con ello la división y clasificación en machos y hembras…

Expliquemos mejor lo anterior, hablamos del origen Biológico del Sexo: para ello, se consideran cuatro tipos de bases o indicadores del sexo en una persona: base cromosómica, base fenotípica o anatómica, base genética, y base gonadal. Atendiendo a estas bases, estamos hablando entonces que el sexo está asociado a lo Biológico, no a lo social:

  • Sexo cromosómico: definido por la presencia de cromosomas sexuales XY en el Varón y XX en la hembra.
  • Sexo fenotípico o anatómico: determinado por los caracteres sexuales primarios (la presencia de órganos sexuales y reproductores según sea varón o hembra; es decir el sexo genital) y secundarios (signos físicos y fisiológicos, relacionados con la madurez sexual que diferencian los dos sexos de una especie).
  • Sexo genético: viene determinado por la presencia/ausencia del gen SRY (sex-determining region Y). Cuando hay presencia del cromosoma Y, sucede que alrededor de la sexta semana de la gestación, acciona un gen, el SRY, el cual dirige la indiferenciada cresta gonadal al desarrollo de testículos.
  • Sexo gonadal: presencia de testículos u ovarios, los cuales son productores de hormonas. Los testículos producen, la tetosterona y los ovarios la progesterona.

Ante las confusiones es conveniente tener presente lo sostenido por el Dr. Fernando Bianco (1972) médico psiquiatra y reconocido sexólogo "el estudio y análisis de la Conducta Humana es un proceso de orden cognoscitivo y conductual esencialmente complejo pues debe considerar la integración que logra conformar a la Persona, donde se inter-relacionan dos determinantes fundamentales lo biológico y lo social "lo cual traerá un estado de agrado o desagrado denominado resultante psicológica", que a su vez interactúa con los determinantes biológicos y sociales, creando así una unidad integral.

Espero que hasta aquí, tengamos ya muy claro, que para comprender la conducta humana y en especial la conducta sexual debemos reconocer por un lado, el hecho biológico, por otro lado, el hecho social y que de la convergencia de estos dos, se activa el hecho psicológico.

Ahora bien, hemos dicho que el Sexo de una persona es un hecho Biológico, Varón o Hembra, esta identificación permite clasificar el género, ya dijimos que se trataba de una construcción social, cultural, cada sociedad según sus normas y costumbres asigna a sus miembros unos roles de acuerdo al sexo, de allí que se hable de femenino y masculino; si eres hembra, perteneces al género femenino, en la mayoría de las sociedades, usas faldas, vestidos, escotes, lazos, tacones, atiendes la casa, entre otros; es decir, cumples unos roles específicos de tu sexo; igual para el Varón, quien pertenece al género masculino; aunque en las últimas décadas y dependiendo de la sociedad, algunos de estos roles se han compartido en la búsqueda de una visión de mayor complementariedad.

Destacamos igualmente, que el hecho psicológico está expresado en el sentir, Cómo te sientes con tu sexo y con tu género, cómo te sientes con los roles que la sociedad te asigna según tu sexo?

Lo anterior, nos deja claro hasta este momento lo que se puede cambiar, se cambia el género, cambiando los roles; puedo cambiar mi forma de vestir, mis modales, hasta la manera de pensar, mis creencias, mis actitudes, pero el sexo como tal no puedes; hasta ahora, cómo cambias tus XY? Por mucho que un hombre cambie sus roles, rediseñe su anatomía genital, podrá parir? Podrá amamantar? por muchos implantes que se instale, no puede ejercer esos roles. Son funciones de la hembra.

Cómo cambias tus conexiones cerebrales propias de un sexo específico? …Sí, Numerosos estudios demuestran que el patrón de las conexiones del cerebro masculino difiere del femenino. Destacan según el sexo las diferencias del lóbulo temporal implicado en el procesamiento de las emociones y del lóbulo frontal, implicado en procesos cognitivos… (López y Calleja ,2016)

La Neurociencia como ciencia integrada, nos está develando los secretos que nos ha guardado la naturaleza

Según López y Calleja, "Los estudios de neuro-imagen, tanto estructurales como funcionales, muestran varias alteraciones cerebrales en las personas transexuales"… en el próximo articulo reflexionaremos sobre la transexualidad.

*Orientadora

ruthcueto7@gmail.com

** Este artículo fue extraído de un artículo académico más amplio en preparación. En la segunda parte, trataremos el tema de la transexualidad y en una tercera, sobre pederastia y pedofilia.

Referencias

-Bianco, F. (1978). Sexología Clínica. Bases Fisiológicas y Fisiopatología. Edc. CIPV.

-Bianco, F. (1991). Sexología. Definición y Conceptos. Teoría de la Variante Fisiológica Sexual. Edc. CIPV. Caracas.

-González, E.; González-Arratia, N. I. y Valdez, J. L. (2016). Significado psicológico de sexo, sexualidad, hombre y mujer en estudiantes universitarios. Enseñanza e Investigación en Psicología, 21(3), 274-281.

-Kandel, Eric R. (2007) En busca de la memoria: nacimiento de una nueva ciencia de la mente -Traducido por: Elena Marengo. 1a ed. - Buenos Aires: Katz. Título de la edición original: In search of memory. The emergence of a new science of mind (2006)

-López, N. y Callejas, A (2016). Transexualidad: Una alteración cerebral que comienza a conocerse. Cuadernos de Bioética XXVII2016/1ª. Universidad de Navarra. España.

-Marcuello, A. y Elósegui, M.( ) "Sexo, género, identidad sexual y sus patologías"

. Hospital Miguel Servet. Zaragoza. Facultad de Derecho. Universidad de Zaragoza.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1068 veces.



Ruth Cueto


Visite el perfil de Ruth Cueto para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: