Hablemos de lo posible

   La guerra contra Colombia no es una posibilidad remota.  No es que la deseemos los venezolanos o un gran sector de la población colombiana. Lo que sucede es que la oligarquía del país vecino, está siguiendo al pie de la letra las órdenes que les dan desde el pentágono,  esa orden les dice que deben provocar una conflagración armada contra Venezuela, como parte de la estrategia según la cual se justificaría la intervención de las tropas yanquis mercenarias, apostadas en territorio colombiano. Pero ojo.  La jugada inicial es una guerra rápida parecida a la guerra de los seis días en el Sinaí, donde trataran de tomar control del golfo de Venezuela, la Guajira, el estado Zulia y Táchira.  En ese zarpazo tendrán garantizado más de millón y medio de barriles de petróleo, que sumado a los seiscientos cincuenta mil colombianos, serian una garantía de estabilidad relativa para el imperio en lo referente a energía fósil.  Además del cuantioso caudal de carbón en la Guajira venezolana.  Y un control efectivo del mar Caribe.

     En un supuesto negado que controlen esa región, el envalentonamiento y las apetencias de la oligarquía maldita colombiana se inflaran a tal nivel insoportable.  Las exigencias y las imposiciones serian peor que las que el estado ilegal israelí le impone a los árabes y especialmente a los palestinos.  Luego seguiría el ataque o guerra abierta contra Ecuador, siempre con el apoyo y asesoramiento de las tropas asesinas de USA e  ISRAEL. A continuación,  seria Bolivia y, de esa forma los brasileños, no les quedará más recurso que hacer silencio ante la posibilidad de tener que lidiar directamente contra los asesinos gobernantes Sion judíos que gobiernan en EE.UU.

      No especulo.  Por eso pretendieron primeramente debilitar o desaparecer las F.A.R.C.   y el  E.L.N del escenario de guerra; a la vez, mediante esa guerra en contra de los grupos guerrilleros, sirvió de excusa para armar al ejercito colombiano sin levantar sospechas. Hay factores que aceleraron el paso para la fase de ataque a Venezuela.  Dentro de los cuales se puede nombrar:  el fracaso por controlar el petróleo de Irak, la pérdida de la guerra en Afganistán, el avance de las conquistas populares en varias naciones de la región latino sur caribeña,  la decadencia económica del imperio, la marcada desaceleración o, pérdida de reservas disponibles baratas de energía fósil etc. Hoy según los reportes de las agencias de comercialización de armas,  el parque de guerra de Colombia,  es dos veces y medias superior a lo que reconocen públicamente. Gran parte de esas armas son desechos de la guerra de Irak, pero están repontenciadas y renovadas en alta  proporción,  incluso la prueba de fuego de esos equipos fue durante la invasión del territorio Ecuatoriano, donde experimentaron también la destreza de los pilotos colombianos  en el manejo de los equipos Norteamericanos. El resto procede de Israel e Inglaterra.

   Veamos el otro lado de esa posible guerra.  Las quintas columnas sembradas en los barrios de caracas y otras ciudades importantes de Venezuela, se activaran tan pronto la frontera se encienda.  Esos paramilitares, trataran de controlar las reacciones del pueblo. Las tropas de reserva nacionales, deben ser entrenadas con urgencia, para neutralizar y eliminar esos bolsones de ataque dentro de territorio nacional.  Esta seria una guerra total del pueblo y el ejercito popular venezolano, en contra de las tropas regulares de Colombia, los paramilitares, los mercenarios y las quintas columnas.  Afortunadamente las FARC y el ELN, han declarado que serán un frente de batalla más, en contra de la oligarquía colombiana y el imperio.

     Quienes tengan duda de lo posible de lo que planteo. No tienen más que ver el movimiento actual y pasado de las  acciones de los yanquis, la oligarquía colombiana, los ensayos del plan balboa, la movilización de la cuarta flota, las declaraciones de sus comandantes que dicen que están preparados para surcar los tres tipos de aguas, la presencia de asesores israelitas en Colombia, las ultimas declaraciones que delatan la presencia también,  de los servicios secretos de la pérfida Albión.  ¿Que más quieren, que pongan una plasta para poderla oler?  Otra cosita: cual creen será la reacción del pueblo venezolano ante los escuálidos traidores que se alegran al pensar que los yanquis les pondrán la bota en el pescuezo y les violaran a sus mujercitas estúpidas y entreguistas? ¿Cómo será la reacción cuando las primeras victimas del pueblo caigan y vean a estos traidores celebrar?

    La victoria sobre el espantapájaros colombiano títere del imperio, debe ser rápida y contundente.  De paso debe servir para recuperar por la fuerza, lo que por amenaza arrebataron en 1941.  Ojo por ojo, diente por diente, plomo por plomo.  Después de eso, el apoyo al pueblo colombiano, para que tome el poder y se deslastre de esas alimañas dañinas que son la oligarquía colombiana será una necesidad

    No tengo ni siento odio, rencor o rabia por el pueblo colombiano.  Todo lo contrario me hiere el alma, ver como lo han destrozado, humillado, expulsado y convertido en enemigo de si mimo, por culpa de unas políticas oligarcas, que les niegan hasta el derecho sagrado a existir y vivir dignamente.  Se que ese pueblo noble de Colombia sabrá entender y comprender el sentido de la oportunidad de acabar definitivamente con su enemigo histórico natural: la oligarquía colombiana y el imperio yanqui que la manipula.

    Toda suma de dos mas dos es cuatro, eso no cambia jamás.  De esa forma lo que se presenta en el panorama no deja lugar a dudas.  Quieren guerra, tienen órdenes de guerrear, desean lo que tenemos.  Y como no se los entregaremos de nuevo, lo pretenden arrebatar como es su costumbre.  No ganaremos nada haciendo como el avestruz, menos aun si les demostramos temor.  La diferencia de potencial entre el imperio español y nuestros libertadores, era grande, más pese a esa diferencia, los derrotamos y los expulsamos del continente con la cooperación de otros pueblos.  La historia por escribirse, no será diferente. La victoria ha de ser de los pueblos. No puede haber otra solución.

       PATRIA GRANDE, SOCIALISMO O MUERTE… VENCEREMOS  IRREMEDIABLEMENTE.


javiermonagasmaita@yahoo.es    



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1197 veces.



Javier Monagas Maita


Visite el perfil de Javier del Valle Monagas Maita para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a85539.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO