¡Dos zapatos no son suficientes!

Quienes conocen la historia, quienes saben del dolor, llanto y muerte provocado por ese monstruo manipulado por el sionismo- judío, asesino y pervertidor. Deben coincidir que la sanción contra los engendros diabólicos llamados: G.W. BUSH, DICK CHENEY, CONDOLEZZA RICE, DONALD RUMSFELD, COLLIN POWER, John Negroponte y otros títeres asesinos, al servicio de los diablos doradores del dios dinero nominado: sionismo judío internacional y sus cómplices de las cúpulas eclesiásticas( léase vaticano).

El castigo terrenal es tan necesario como el castigo celestial. Del primero se sabe y conoce sus efectos al aplicarlo. Del segundo, todo queda en la especulación; Pero algo si es verdad, matar descaradamente a mas de un millón de personas inocentes en sus casas, sin tener la mas mínima oportunidad de salvarse, no puede quedar impune en este mundo. Si la humanidad ciertamente tiene moral y ética de justicia. Debe exigir un inmediato juicio a quienes por el solo hecho de robarse las riquezas naturales del país, están usando armas con triple poder destructivo. El primero, la muerte inmediata por efecto de la potencia del poder explosivo en su radio de acción, el segundo, la alteración del cromosoma humano, por efecto de la radioactividad, que permanece por más de quinientos años haciendo efecto destructivo, que ocasiona malformaciones de los que quedan expuestos. El tercer crimen, la destrucción de la capacidad de producir alimentos en los suelos contaminados y la imposibilidad de consumir las aguas afectadas. Como se puede ver, el objetivo no tan solo es robar lo que posee Irak. Es también destruir desde la esencia misma hereditaria, a una civilización que se caracterizó por crear grandes inventivas para el mejor vivir humano, es mas, sin los aportes tecno científicos de los otomanos Iraquíes, no hubiese sido posible la tecnología criminal de la que dispone hoy el imperio asesino Sion- americano –Israelí.

La cultura Iraquí es una herencia de toda la humanidad, no tienen derecho unos sátrapas, desvalijadores del bien ajeno, a privar a los pueblos de tan grande conocimiento, tan solo por satisfacer complejos infelices de posesión de riquezas malditas. Se debe generar una corriente de opinión mundial para llevar a esos cobardes, vampiros, inmorales a un tribunal y que les sea aplicada la pena que mas les duela en su egoísta inconsciencia. Pero no debe haber impunidad. Si los seres humanos de hoy, permitimos que salgan ilesos estos atroces asesinos. Pasaremos a la historia como la generación de seres mas indigna y cómplice de la que se hable por siglos y siglos; si es que esos avaros, acumuladores de bienes insensibles materiales, permiten que continúe la vida en el planeta.

Éllos y su locura, no han llegado al limite de la maldad que los posee. Todo lo contrario. Afganistán Pakistán, Bolivia, etc. son ejemplo de ello. Por otro lado; Quienes creyendo que con ser serviles y sumisos los hace sentirse a salvo de la maldad de estos perros opresores, se equivocan. Esa conducta tan solo los coloca en un lugar privilegiado para ser sacrificados cuando el amo imperial así lo considere. Si no, vean el destino de panamá y Noriega, de Saddam e Irak, y el próximo de Uribe y Colombia, solo como ejemplos. Esas bestias son mafias, se comportan como tales y no tienen amigos o enemigos. Solo tienen intereses. Así lo han dicho y así lo practican, la única manera de romper el yugo de estos perros perversos, es peleándoles con armas, populares colectivas y que les de donde más les duele. Vietnam nos señaló la senda. Sigamos su ejemplo.

Lo del zapatazo a ese maldito, es solo una muestra de la indignación que hay en el pueblo Iraquí y en todos los pueblos del mundo en contra de la bestia. Es la señal de que ese pueblo no se rinde. También es señal de que no habrá sitio seguro para quienes creyéndose todos poderosos, cometen el error de pretenderse inalcanzables.

Si la humanidad existió y vivió sin el poder Norteamericano –Sion -Judío, durante toda su existencia pasada, ¿Por qué vamos a creer que ahora no se puede vivir sin esa maldición?. Si apenas tienen un siglo y algo de historia; contra millones y millones de años transcurridos… No son necesarios, no son importantes. Tengamos honor y dignidad, desechémosles como lo que son : piltrafas ladronas, que se apoderan de lo ajeno matando y sacrificando a inocentes. Que llevan un tren de vida, sustentado sobre rumas de cadáveres de seres humanos indefensos. Pero que ahora, esa bestia, se están volviendo contra su propio pueblo. Pueblo que es y fue cómplice de muchas maneras, pero ahora le decretaron el momento de su sacrificio. Hagamos a los sectores dignos de ese pueblo ( que lo hay) aliados de nuestra cruzada por librarnos de la bestia opresora imperial.

No fue solo un zapatazo, fue el grito gestual del ¡ya basta, hasta aquí!

Acompañémoslo

Javier Monagas Maita.. javiermonagasmaita@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1525 veces.



Javier Monagas Maita


Visite el perfil de Javier del Valle Monagas Maita para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a68886.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO