Ante la nueva agresión imperialista

LAS NUEVAS AGRESIONES SOLO PUEDEN SER DERROTADAS, GOLPEANDO DE MANERA ORGANIZADA AL IMPERIALISMO Y SUS ALIADOS EN SUS INTERESES ECONÓMICOS

Una nueva agresión contra nuestro país ha sido realizada por el máximo representante del imperialismo yanqui. La agresión se concretó con la firma del decreto donde: ""Todos los bienes e intereses relativos a los bienes del Gobierno de Venezuela que se encuentran en EEUU, que en lo sucesivo se encontrarán en EEUU, que pertenecen o están controlados por cualquier persona de EEUU, están bloqueados y no pueden ser transferidos, pagados, exportados, retirados o tratados de cualquier otra manera", dice el texto.

Se precisa que el decreto se aplica "al Estado y al Gobierno de Venezuela, a cualquier subdivisión política, agencia o su estructura, entre ellos, el Banco Central de Venezuela (BCV) y la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA)".

El bloqueo entró en vigor a partir del 5 de agosto." (Tomada de Sputnik mundo del 08/08/2019).

El presidente Trump ha vuelto a mostrar que mientras no se le responda de manera contundente, como lo hizo la Cuba revolucionaria a principios de los ´60 del siglo pasado, cuestión donde Maduro ha mostrado ir en sentido contrario, seguirá usando todos los recursos a su mano para imponer la voluntad imperialista de tener en Miraflores un presidente que le sea absolutamente incondicional.

Hace tan solo unos meses Trump tomó medidas que sancionaban a quiénes comercializaran con nuestro petróleo, sabiendo que ese es el centro motor de la economía nacional y lo hizo después de reconocer como presidente de Venezuela a un títere que se autonombró tal; luego intentó invadir Venezuela con un grupo de mercenarios por la frontera colombiana, que fue un rotundo fracaso. Más tarde propició un alzamiento militar que mostró que no ha logrado captar ninguna fuerza significativa en el seno de la oficialidad de la FANB.

Las agresiones imperialistas que se dan contra el gobierno de Maduro tratando de derrocarle, desde el gobierno tan solo se le ha respondido con amenazas, advertencias de que si nos siguen atacando y tomando medidas contra el país y el pueblo, algún día se radicalizará el "proceso revolucionario". Pero la cuestión es que en todos estos años el proceso no solo no ha avanzado y/o estancado, sino que ha retrocedido. Los gobernantes amenazan con poner a pelear a "RONDON", PERO SE ASEGURAN DE AMARRARLE LAS MANOS Y LOS PIES A ESTE.

Durante 20 años, los gobiernos de Chávez y Maduro, han querido negociar en plano de igualdad con el imperialismo, cuando es sabido que este no puede aceptar esta tesis, sino el de la subordinación y el vasallaje. Durante 20 años se le han ofrecido y entregado jugosos negocios a sus transnacionales y dado demostraciones de que no se plantea salir de los marcos del capitalismo, pero la negociación con otras potencias económicas, en momentos que se desarrolla una pelea a muerte por la redistribución del mercado mundo, donde Venezuela juega el papel de suministrador vital de petróleo, no entra en los planes imperialistas norteamericanas. O todo o todo, se plantea el imperialismo.

Más allá de las agresiones imperialistas, que constituyen una verdadera guerra económica contra Venezuela y nuestro pueblo, los trabajadores venezolanos venimos sufriendo las consecuencias de la crisis internacional del capitalismo explotada en el seno de los EEUU en el año 2008 – 2009. Una crisis agravada por la destrucción de PDVSA que el gobierno chavista se la hace pagar al pueblo venezolano con inflación, servicios públicos deficientes, desmejoramiento en los servicios de salud, educación, transporte, gas, que muestran que el gobierno solo ha sido "socialista" de palabra, pero en la realidad siempre ha sido un gobierno capitalista.

La firma de nuevos endeudamientos externos que son verdaderos contratos antinacionales y el desarrollo de una corrupción que hace palidecer la de la IV República y que solo ha beneficiado a burócratas de gobierno, a empresarios de vieja y nueva data asociados al gobierno y a prominentes dirigentes de la oposición burguesa que hoy se identifica con Guaidó, desmienten el carácter antiimperialista y anticapitalista que reclama Maduro.

El pueblo trabajador hemos visto destruir las pocas concesiones que dio el gobierno para conseguir una base de masas que lo sustente políticamente, como las Misiones Barrio Adentro, las educativas que nos beneficiaban, las cajas CLAP han sido reducidas en contenido y ahora no alcanzan para alimentarnos ni una semana; así mismo las prestaciones sociales han sido destruidas como forma de abaratar los despidos. Hoy los contratos colectivos y el derecho a huelga son letra muerta, recordando los oscuros años del primer gobierno de Rafael Caldera. Nos han precarizado los trabajos y mientras vemos como empresarios y burócratas "bachaquean" los alimentos del Programa de Alimentación CLAP. Si de represión se trata, esta también ha aumentado cuando el pueblo trabajador ha salido a pelear por sus derechos y algunos dirigentes y luchadores han pagado y están pagando cárcel por su atrevimiento como son los casos de Rubén González y Rodney Álvarez de Ferrominera.

El gobierno de Maduro dice que "Hay que defender la Patria", CLARO QUE SI!, pero mientras para Maduro defender la PATRIA es defender a los banqueros y empresarios que nos explotan, que se dicen bolivarianos pero tan solo lo hacen para negociar con el gobierno y llevarse los dólares que quedan de la renta petrolera, para los trabajadores es enfrentar las medidas económicas y políticas imperialistas y una posible invasión militar, es defender y rescatar nuestros derechos y reivindicaciones económicas y políticas, es exigir que se tomen medidas de expropiación contra los intereses imperialistas y de quienes le secundan, es construir una nueva institucionalidad que nos permita a la clase obrera ejercer el poder en Venezuela.

Nosotros creemos que hay que luchar contra el imperialismo, pero desde una posición de clase, de nuestra clase trabajadora e independiente de los partidos y gobiernos capitalistas. Tenemos que condenar las agresiones imperialistas, pero también las de patronos públicos y privados; Tenemos que castigar a los responsables de la crisis que estamos viviendo y por ello hay que decretar el NO AL PAGO DE LA DEUDA EXTERNA!!, HAY QUE NACIONALIZAR EL MERCADO EXTERIOR para controlar todo lo que se exporta e importa y el uso de cada dólar que nos ingresa; parejo HAY QUE NACIONALIZAR SIN PAGO TODO EL SISTEMA BANCARIO Y LOS MONOPOLIOS, BAJO CONTROL de los OBREROS constituidos en poder estatal Y SOCIAL para realizar una verdadera planificación económica de emergencia, de la producción de bienes, entre ellos alimentos, que beneficien al pueblo y no a los empresarios y burócratas del gobierno; no puede haber mejora en nuestro nivel de vida y condiciones de trabajo, sino expropiamos los monopolios y la banca imperialista y de sus socios nacionales. Hay que EXPROPIAR A TODOS AQUELLOS EMPRESARIOS Y POLÍTICOS QUE HAN VENIDO APOYANDO Y APOYAN LAS AGRESIONES IMPERIALISTAS CONTRA NUESTRO PAÍS Y PUEBLO!! Tenemos que impulsar UN CONGRESO NACIONAL DE TRABAJADORES, con DELEGADOS DE BASE REVOCABLES Y CON MANDATO, que sustituya todos esos organismos heredados de la IV República burguesa y a la cual solo se le ha cambiado de nombre y que no ha servido, ni servirá a los intereses del pueblo trabajador. Hay que convocar a todos los trabajadores del mundo y a las organizaciones que se reclaman antiimperialistas y revolucionarias para marchar contra las agresiones imperialistas contra Venezuela y para pelear para que en cada país se expropie los monopolios y la banca imperialista que agrede a nuestro pueblo, al pueblo cubano, al sirio, al libio, al chino, al coreano, al africano, al iraní y a todos los pueblos del planeta.

Desde la Corriente Socialista Revolucionaria – El Topo Obrero, llamamos a impulsar un antiimperialismo consecuente, militante. Invitamos a todos aquellos compañeros (as) revolucionarios (as) a unificar fuerzas para construir un verdadero PARTIDO SOCIALISTA REVOLUCIONARIO DE LOS TRABAJADORES y una INTERNACIONAL LENINISTA DE COMBATE que sirva de motor indoblegable de ese plan de lucha antiimperialista. Sin partido leninista de combate no habrá lucha antiimperialista consecuente y por el socialismo.

 

josefinatopoobrero@yahoo.es



Esta nota ha sido leída aproximadamente 503 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a281473.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO