El yuan llegó a EEUU

Hasta julio del 2010 el yuan solo se negociaba en China, luego empezó a negociarlo en Hong Kong, y ahora por primera vez el gobierno chino permite su negociación en los Estados Unidos.

El banco chino, el más internacional del país permite a las personas y compañías comprar y vender el yuan a través de cuentas en las sucursales en EEUU, y a través de algunos bancos occidentales como HSBC, HOLDINGS, PIC, CITY BANK y otros que se están sumando.

El gobierno dispone del 70% del capital en el banco chino, Beijing, desea que el yuan sea una moneda de uso global porque China es una potencia comercial global. Li Xiao Jing, gerente general del banco chino en New York, en una entrevista a los medios de comunicación dijo, “la meta es convertir al yuan en la cámara de compensación de EEUU”.

La convertibilidad del yuan es una fortaleza de la segunda economía mundial para competir con el dólar, el yen y el euro, el día de ayer 1000 yuanes significan 170.51 dólares. El único obstáculo que podría existir es que el gobierno chino cambie de parecer y reduzca el avance del yuan en el mercado offshore que actúa como mercado paralelo pero sin afectar la tasa del yuan que Beijing, establece cada día.

La visita en estos días de Hu Jintao, a la casa blanca es para llegar a un acuerdo acerca del yuan férreamente controlado por el gobierno chino que no gusta a Washington, quien presiona para que el yuan sea liberado para subir el valor de sus exportaciones y para que el yuan sea comercializado en los bancos norteamericanos, también para limar asperezas políticas entre los aliados más importantes que tiene el sistema económico mundial en estos momentos.

Washington demando a Beijing ante la OMC por los subsidios chinos a sus productos porque los estadounidenses consideran que los productos deben competir con sus propios méritos, calidad, beneficios y ventajas, que ofrece cada producto mas no por el financiamiento y por su valor económico, son los argumentos de los norteamericanos ante la Organización Mundial de Comercio.

China, espera pagar un 30% de sus importaciones calculadas en 2.3 billones en yuanes desde este año, es una manera para que la moneda china gane terreno en mercados asiáticos y latinos en donde los chinos influyen enormemente para que esas regiones crezcan como potencias mundiales dice Gallup Internacional y CEDATOS, basados en el muestreo realizado a 64000 personas elegidas al azar en 53 naciones de esos continentes para elaborar el barómetro internacional, que indica que las poblaciones de esos continentes crecen económicamente en un 35% mientras que las naciones desarrolladas caen en su índice neto al 19%.

El poderío económico de Pekín, no solo influye en los precios de las materias primas a nivel mundial sino que está dictando las nuevas fronteras geopolíticas ante la impotencia de Washington, utilizando todo lo que está a su alcance como ofrecer paradigmas para hacer más viable la vida a las naciones productoras de materias primas, obligando a la Reserva Federal a librar una permanente batalla contra la debilidad de su economía por la poca ayuda que ofrece un yuan frenado.

Las naciones en vías de desarrollo no pueden darse el lujo de renunciar al desarrollo que propone China, en cada país encuentra hierro, acero, aluminio, petróleo, gas, y lo compra con préstamos pagaderos con esos productos a 2-4-6-10-15-20 años comprometiendo recursos sensibles de esas naciones por ese lapso de tiempo. Los gobiernos comprometidos en estas operaciones comerciales con los chinos guardan silencio por comprar la colaboración de Beijing. Terrible dependencia a un alto interés.

Beijing, cuantifico un objetivo global y la subordinación de enormes regiones del planeta controlando las decisiones macroeconómicas sensibles en el orden de las inversiones a nivel gobierno creando la adaptación en el orden de la oferta y la demanda en el mercado mundial.

El canciller chino Yang Jiechi, hace un mes comunico que Sudáfrica ya es miembro pleno del BRIC, China es el mayor socio comercial de los sudafricanos quienes ocupan el puesto número 31 del mundo según el BM y es menos de un cuarto del tamaño de la menor economía de los BRIC que es Rusia.

No solo los BRIC buscan una mayor influencia en los mercados mundiales por su rápido crecimiento económico sino que Beijing y Moscú se posicionan mejor en la geopolítica ante EEUU y Europa, por el manoseo al G20 del que también son parte, y porque Washington puso los ojos en la India y Brasil, para políticamente presionar a los chinos en Asia y Latinoamérica.

China ha vuelto tabú la geopolítica dictada por EEUU y Europa, desbordados por la elite política china que viaja por el mundo haciéndolo dependiente, ahora, hay que ver si esa tremenda expansión no repita los errores del capitalismo en una alianza imperial Washington- Pekín.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3501 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: