Esta vez no lo entiendo Comandante

Presidente oh, perdón comandante, es mejor acortar las distancias llamando como el pueblo lo conoció... yo lo conocí en TV una mañanita cuando el dichoso por ahora, esa vez lo entendí perfectamente aunque no quería que parara hasta derrocar al malvado de CAP, también lo entendí cuando dijo que votáramos por usted, por un cambio, por una esperanza, para echar atrás los 40 años de tortura, créame también lo entendí.

Comprendí cuando usted comandante, dijo que no era fácil el camino para salir del hueco, en el cual nos echaron estos políticos títulos comprados de la cuarta, de corazón también lo comprendí, comprendí que era el momento de cerrar filas, por mis hijos, por la patria, por amor a los mas humanos ideales a la realización de una utopía el desarrollo de la Venezuela bonita.

Comandante, cuando usted, amigo, compañero de camino, dijo que estaba desarrollándose un golpe de estado, lo entendí, entendí que estaba en riesgo este proyecto de vida, de desarrollo, comprendí que querían callarnos, volvernos a cerrar los ojos, adormecernos, ponernos otra vez los pies en el cuello, y casi lo logran, pero el pueblo comprendió y comprende que esta es nuestra oportunidad, oportunidad valiosa que usted guía.

Camarada, Compañero, le entendí cuando, por un mensaje de texto vía celular leí que usted no había renunciado, y que después leyeron la carta y salimos, sin mirar que dejábamos, pero sí mirando que defendíamos, en su glorioso regreso entendí su actitud pacifista llamando al dialogo, aunque ellos son los sordo y ciegos, créame le entendí.

Compatriota, comprendí su grito de guerra en el golpe petrolero, otra vez a cerrar filar, rodilla en tierra, salimos, colas y colas para encontrar un litro de gasolina, todo se paró, menos el pueblo, por que entendió que era una nueva avanzada del oposicionismo... otro golpe de estado, los empelados que nunca han pasado hambre, ni calor, los mismo empleados de la PDVSA de la cuarta, saboteando su propio trabajo, entendí que la locura, el odio, el golpismo, se adueño de ellos, usted nos dijo y yo lo entendí.

Amigo Chávez, le entendí perfectamente, cuando me pidió que lo siguiera en la profundización del socialismo y vote a favor de la reforma, pero entendí también que hay unos ineptos, incapaces, que solo saben disfrutar de aires acondicionados y de escoltas, pero se olvidaron de patear la calle, gobernadores, alcaldes, diputados, concejales, que solo desean salir o montar una foto a su lado y decir que son rojos rojitos, pero a la hora de sudar.... que suden otros.

Pero discúlpeme comandante, pero esta orden si que no la entiendo, dejar libres a los golpistas, dejar libres a los lobos rapaces, que ni siquiera lo van a agradecer???. Dejar libres a aquellos que sabotearon la empresa petrolera, libertad parar aquellos que, mientras las abuelitas cocinaban con leña, la madre que no encontraba trasporte para ir al hospital con su hijo enfermo, aquel taxista que no encontró gasolina, aquel comerciante que quebró, aquel Anderson que perdió su vida, aquellos venezolanos que fueron perforados por balas golpistas, aquellos trabajadores votados por ser afectos al proyecto de vida. Ellos tomaban whiskies y contaban las horas regodeados de una inflada altivez, la supremacía blanca pisoteando al negro.

No entiendo, porque no van a cambiar de actitud, seguirán siendo los mismo, pero estilizando sus métodos, siempre se les verá la cara de diablo, la faz de la muerte, el hambre del dinero, las manos llenas de trucos y trampas, aquí amigo de la esperanza, no hay que negociar nada, ellos tuvieron su turno y la derrocharon, ahora nos toca a nosotros... a ellos les toca correr o encaramarse, que cojan mínimo, y que no se coman la luz.

Perdóneme, compañero de luchas pero realmente esta vez no lo entiendo.

PATRIA, SOCIALISMO Y VIDA.

owernet@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3039 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas