Masacre de Cantaura: 38 años de impunidad

El 4 de octubre de 1982 quedó grabado para la historia como un día de terror, de crueldad por parte del Estado y el gobierno de Venezuela que utilizaron una fuerza descomunal para asesinar con tiros de gracia a 23 jóvenes revolucionarias y revolucionarios pertenecientes al Frente Guerrilleo Américo Silva (FAS) en la conocida Masacre de Cantaura, ocurrida en el municipio Freites, estado Anzoátegui. Fue una acción criminal de la cual se cumplen 38 años de total impunidad pese a que los autores intelectuales y materiales han confesado su participación directa.

En esa ocasión siguiendo los lineamientos de la doctrina del entonces presidente de Estados Unidos, Ronald Reagan, diseñada por el imperialismo yanqui para acabar con los movimientos revolucionarios latinoamericanos en armas, el gobierno lacayo de Luis Herrera Campins, de Copei, ordena una desproporcionada acción de Terrorismo de Estado en contra del FAS, compuesto por unas 40 personas, quienes son atacados por más de 1.500 efectivos de fuerzas combinadas del Ejército, Aviación, la Guardia Nacional, Dirección de Servicios de Inteligencia y Prevención (DISIP), la Policía Técnica Judicial (PTJ) y las policías estadales y municipales; además de la colaboración de los hermanos Norberto y Alirio Rabanales, entre otros agentes infiltrados. El resto de los combatientes lograron romper el cerco criminal.

En esta acción, además, se activaron aviones bombarderos, helicópteros artillados, toneladas de explosivos y fuerzas militares y policiales quienes ajusticiaron con tiros de gracia a los guerrilleras y guerrilleros capturadas y capturados con vida, hecho comprobado científicamente luego de realizar exhumaciones ordenadas por la Comisión de la Justicia y la Verdad que investigó los crímenes por razones políticas durante el período 1958-1998. La comisión creó una jurisdicción especial para proseguir las averiguaciones y castigar a los culpables, pero esa instancia cesó sus actividades y hasta le fecha no hay enjuiciados por esta masacre.

Las guerrilleras y guerrilleros ajusticiados con tiros de gracias fueron 17 nombres y seis mujeres, todos comprometidos en la lucha por el socialismo. Al FAS se integraron trabajadoras y trabajadores, campesinas y campesinos y estudiantes.

A 38 años de la Masacre de Cantaura continua la impunidad pero las ideas no mueren.



 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 890 veces.



Alcides Castillo

Periodista-Politólogo-Especialista en Sistemas y Procesos Electorales

 acastillo472@hotmail.com

Visite el perfil de Alcides Castillo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Alcides Castillo

Alcides Castillo

Más artículos de este autor