La rutina fácil del prejuicio y la preconcepción

¡Ah, sí, Javier Vivas Santana, sí es un intelectual!...

  • Dando por cierto que somos multitudes.

Y asi como dijo esto, me atrevo también a dejar escrito lo siguiente:

La lectura de mis cartas anteriores, https://www.aporrea.org/ddhh/a291107.html y https://www.aporrea.org/ddhh/a291232.html, enviadas a Nicolás Maduro Moros o a cualquier lector de APORREA que se acerque a estas páginas de buena fe y con ánimo de comprender, me golpean un poco, lo confieso. Siento que me acorralan, me ponen contra la pared, me señalan con el dedo, y pone en evidencia mi atraso y anacronismo impenitente, el populismo exacerbado de mis ideas y mi cultivada ceguera ante la realidad, al mismo tiempo que desenmascara el culto a la violencia que yo debo tener y el protofascismo de mi pensamiento.

A juzgar por este portal APORREA y por quienes en él escriben, muchos de ellos amigos o conocidos míos, hay una buena cantidad de venezolanos que están convalidando una gran farsa, un estrepitoso fracaso, conducidos por artistas de gran renombre, columnistas de toda la vida, prestigiosos analistas políticos, economistas de grandes méritos, monseñores en activo, premios nacionales, magistrados, profesores universitarios y un montón de ex, a saber, exministros, exsecretarios generales, exdiputados, exgobernadores, exgerentes de empresas públicas, expresidentes de confederaciones, exgenerales, e incluso hasta exguerrilleros, todos ellos configurando un gran frente intelectual, sólido, macizo, uniforme.

Y son tantas y tan importantes las firmas que avalan permanentemente el planteamiento acusador que asocian "la publicación de unas fotografías de una oficial de la FANB desnuda con la de un caudillo con graves problemas de personalidad". Una gran farsa que, de un momento a otro, va a desplomarse con estrépito, por tanta hipocresía, malignidad y ensimismamiento perverso, para saldar viejas cuentas y satisfacer rencores ocultos con actos de trato cruel, inhumano y degradante de esa jauría institucional en contra del Dr. Javier Vivas Santana.

La mayoría de los intelectuales están alli. Lo dicen ellos, lo dan por descontado. Y se deslumbran entre sí con sus observaciones y argumentaciones. No les cabe duda de que ellos representan la inteligencia, el conocimiento, la madurez de la razón, el sentimiento de modernidad, el ecumenismo moral, la independencia de pensamiento, el civismo y el equilibrio emocional.

El Dr. Javier Vivas Santana, por el contrario, representa, la caverna, con ideas decimonónicas, totalmente desvinculadas del mundo contemporáneo. Parece gentuza, no un intelectual. Y, además, está solo, suponen ellos.

Me pregunto: ¿Acaso los intelectuales no tienen intereses? ¿Será que ellos no los tienen? ¿Haber logrado ocupar un puesto en el ámbito público intelectual, (hablo de renombre, audiencia, acceso a la opinión), acaso es una garantía de independencia e integridad por su parte?

Y asi como formulo estas preguntas, para mí mismo y para ellos, me atrevo también a dejar escrito lo siguiente:

Ah, no, amigos, no se oigan tanto a sí mismos, pues no parecen intelectuales. No crean todo lo que ustedes se dicen unos a otros en círculo cada vez más cerrados. Dejen la rutina fácil del prejuicio y la preconcepción, que cada vez les hace más daño y desafina más.

Sepan que, ustedes lo que están haciendo simplemente es tomar posición, ni más ni menos. Y ni sus habilidades ni sus talentos creativos son argumentos válidos y suficientes para avalar esa posición tan cuestionable.

Dejen, por eso el autoelogio, el elogio mutuo, y la complicidad. Es decir, dejen de lado la medianía que hoy los empantana. Arriésguense un poquito. Y, sobre todo, pongan a un lado las motivaciones subalternas. Junto con la razón, unan el corazón a la mirada y vean hacia un país que vive más allá de la gallera de ustedes.

En todo caso, y eso sería de agradecer, háganse independientes de verdad y no simuladores de independencia. Digo, ustedes, que presumen de independencia.

No yo, que no tengo problemas por esa primera y más valiosa razón: la de haber tomado opción por los derechos humanos y la libertad del Dr. Javier Vivas Santana, aquél que, si no es así, si no es por Hugo Chávez Frías, seguiría sin esperanza ninguna de que sus derechos fueran tomados en cuenta. Y no hablo de derechos especiales, de tipo político, o de otro tipo. Hablo de los más elementales derechos humanos, a la vida misma, a un mínimo de dignidad como persona.

Cc.

Como base de todo razonamiento organizado, voy a permitirme enviar el LINK del presente artículo a los ciudadanos, Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, al Presidente del Tribunal Supremo de Justicia, al Presidente del Poder Moral Republicano y al Fiscal General de la República, porque considero que muchas de las razones de Hugo Chávez Frías, gran parte de sus propuestas y, desde luego, absolutamente su ejemplo intelectual, siguen vigentes para muchos de nosotros.

Posdata

¡Por la adopción de medidas que garanticen la vida, salud, integridad y dignidad del Dr. Javier Vivas Santana!… ¡El Dr. Javier Vivas Santana es un preso político!... ¡Basta de la utilización de la justicia para la persecución política, el linchamiento moral, la instigación al odio y la destrucción moral del Dr. Javier Vivas Santana!... ¡Libertad Plena para el Dr. Javier Vivas Santana!...

¡Que se abran cien flores y florezcan cien escuelas de pensamiento… ¡



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2400 veces.



Servando Marín Lista

Arquitecto- Es autor del libro "Desde la Comunidad": la arquitectura de multitudes (junio, 2010) dirigido a la formulación de propuestas de planificación del desarrollo estratégico para captar el objetivo esencial y específico de clarificar el compromiso y la responsabilidad de la explosión del Poder Popular con la problemática total de la ciudad, mediante todas las escalas de sus propias acciones para marchar rumbo al nuevo sistema de Ciudades Comunales, los Distritos Motores de Desarrollo y los Territorios Federales. Y autor, también, del libro "La Ciudad Comunal, la lucha de clases por el espacio" (nov, 2013) donde plantea una interpretación de los fenómenos urbanos, que constituye una herramienta sobre lo que ?desde afuera? de la estructura urbana, el poder económico y el poder político, conforman la lucha de clases por el espacio y avanza en el señalamiento de la necesaria ruptura con los valores, instituciones, relaciones de poder y las raíces más profundas de la sociedad capitalista.

 tetralectica77@gmail.com      @chevan2

Visite el perfil de Servando Marín Lista para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: