Cantaura: Crónica de una masacre

Cinco y media de la mañana del amanecer de aquel lunes 4 de octubre de 1982, hora de diana en la guerrilla: Cinco minutos para levantarse, recoger carpa, hamacas y ordenar el morral.

Un miembro de la comandancia llamaba la atención por la concentración alrededor del fogón que violaba las normas de seguridad establecidas.

Un ruido de aviones en dirección a Cantaura, rompe el silencio en la montaña, un disparo y la orden imperativa del Comandante Roberto Rincón Cabrera ¡¡apaguen la candela!!.Enrique Márquez Velázquez, segundo Comandante, mas conocido como "Florencio "grito: "a las posiciones. Después inmediatamente después, dos gamberras lanzan sus bombas mientras los Broncos ametrallan. Dan tres pasadas de fuego. El primer disparo pega muy cerca del fogón, evidentemente orientado por la candela o por el humo.

Cinco cohetes, y el fuego de metralla caen sobre diversos puntos del campamento .seis guerrilleros son heridos .No hubo muertos más por la casualidad y la cobertura que busco el personal, que por la intención de los atacantes.

"Las bombas no se apuntaron al Campamento sino a sus contornos, prueba de ello es que las mismas no causaron daño, el ataque de la aviación tenía un propósito disuasivo y no destructivo declaro el Min.de Defensa de entonces Vicente Narváez Churion.

Para avalar esa información oficial, habría que pensar que allí se hizo presente la mala puntería del equipo atacante, que apuntando para no dar en el campamento termino por colocar sus bombas justamente dentro de él.

La sorpresa del ataque aéreo y los seis heridos, generó una dispersión de las fuerzas guerrilleras, la conjetura elemental es que se trataba de un cerco a gran escala.

Se logró organizar dos columnas con todo el personal, sobre la base más por las posiciones en las cuales fueron concentrándose que de una planificación previa. El apresuramiento y la confusión separan ambas columnas.

De la columna que se dirige a la carretera (10 minutos), comandada por Rincón Cabrera, Enrique y Emperatriz Guzmán Cordero y donde iban Carlos A. Zambrano y Fanny A. Salazar, miembros del Comité Político de Bandera Roja no quedo sobreviviente. Once de ellos con tiros en la nuca desmienten el parte oficial: "Todos murieron en combate y con el fusil en la mano". La verdad es que muchos murieron fuera de combate, cuando no estaban en condiciones de sostenerlo, Márquez Velázquez al ser herido perdió su arma, muy cerca de él -dice la fuente- , cayo María Luisa Estévez con una herida no mortal y al igual que Velázquez fue rematada.

"Sentimos la muerte de jóvenes que bien podían ser útiles a la patria "declaro el hipócrita Presidente Luis Herrera Campins de Copey.

Nota: Días antes a esta masacre, me toco la misión (como retaguardia), de contactar la guerrilla y entregar al Cmte. Rincón (entre otros), Documentos, cartas y demás informes enviados de la ciudad.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 761 veces.



Hermes Escalona Acuña

Miembro del Periódico alternativo DIGALO AHI

 digaloahiprensa@gail.com

Visite el perfil de Hermes Escalona Acuña para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ddhh/a270172.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO