Democracia real sin "elecciones"

La palabra "Democracia" da para todo. Viene de la Grecia antigua, en donde sólo los hombres libres tenían el derecho a ejercerla. Desde entonces, se ha practicado de muchas formas, sobre todo en el mundo "occidental". Creo que ha sido un sistema fallido, ya cumplió su ciclo histórico.

En nuestro "occidente", la llamada democracia es en realidad un sistema más de mercado. Quienes deseen postularse, pueden hacerlo por un sistema bastante comercial, venden su imagen, los electores la compran o no, gana el que convence. Cada quien vota en forma individual, secreta, bajo el supuesto de que la suma de los intereses individuales representaría el interés colectivo. Quien más recursos tiene, más oportunidades tiene de ser electo. Es un sistema de competencia, que desgasta a la sociedad y sólo abre camino a quienes tienen grandes recursos económicos. Quien gana se lleva todo (aunque se han desarrollado diversas formas de representación proporcional de las minorías); quien pierde se dedica a hacer oposición, es decir, a sabotear al ganador.

La esencia dañina de este sistema es su concepción de mercado. El candidato es una mercancía. El elector un consumidor.

La sociedad humana está lista ya para otro nivel. La "Democracia Real".

Propongo un sistema que definiré en pasos, para mayor comprensión.

  1. Sistema parlamentario, sea a nivel local, regional, nacional o mundial. Se establece un Parlamento, lo suficientemente amplio para que puedan estar representadas todas las tendencias. De acuerdo a la población del territorio en cuestión, se diseña en términos estadísticos, para que toda tendencia superior a un porcentaje mínimo (por ejemplo 10%) esté representada en su justa proporción. Por ejemplo, a nivel mundial, puede ser entre 1.000 y 2.000 parlamentarios. A nivel nacional, regional, local, dependiendo de la población del país, región, localidad.

  1. Para elegir el Parlamento, el ente electoral define las condiciones para ser parlamentario. Normalmente, en los sistemas existentes, sólo se fijan condiciones de edad y de no estar inhabilitado por causas legales. Yo creo que hay que añadir otras condiciones de capacidad, pasar un examen o un baremo.

Entre los elegibles, los interesados se postulan y entran a una Base de Datos de Elegibles. El ente electoral procede a seleccionar a los parlamentarios al azar. En Venezuela, por ejemplo, los miembros de las mesas electorales son seleccionados así.

No hay campañas electorales. Se evita el financiamiento por intereses de cualquier tipo. No se desgasta la sociedad en confrontaciones de campañas electorales.

  1. Para el funcionamiento del Parlamento, las decisiones no son por mayoría simple, no se trata de que arrase el que sea mayoritario. Se debate. Es lógico pensar que la tendencia mayoritaria tiene derecho a que sus políticas sean las que se apliquen; pero los sectores minoritarios tienen derecho a encontrar respiro dentro de ella. Se pueden diseñar formas novedosas, adaptadas a cada localidad. Imagínese, por ejemplo, que una facción mayoritaria tenga el 54,3% de los electores en las encuestas; se puede exigir entonces un 65,2% para aprobar una moción en el Parlamento (54,3% más un 20%); así se garantiza que las minorías participen en las decisiones.

Hay quienes dudan de esta forma de elección, pues temen que no represente en su justa proporción a las diferentes opciones políticas. Pero está demostrado que la elección al azar expresa fielmente las diversas visiones de la sociedad.

  1. El Parlamento es la máxima autoridad, de donde emanan los demás poderes. El Ejecutivo sale de su seno, bien sea por acuerdo de los parlamentarios o por selección al azar entre sus miembros. Podría ser un ejecutivo colegiado (un triunvirato, por ejemplo), que se turne.

  1. Los demás poderes surgen igualmente del Parlamento, bien sea por consenso o por selección al azar, entre los elegibles que se deseen postular.

Necesitamos deslastrarnos del mercantilismo en los sistemas electorales, si pretendemos tener democracia real. A nivel local, regional y nacional, esto puede implementarse desde ya.

A nivel mundial, es necesario un paso previo: Establecer un gobierno mundial democrático, federado, que sustituya a la ineficaz ONU. Para dar ese paso, proponemos la Constitución Mundial para la Federación de la Tierra (https://constitucionmundial.com/form_asociado).



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1026 veces.



Leopoldo Alberto Cook Antonorsi


Visite el perfil de Leopoldo Alberto Cook Antonorsi para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: