¿Debe Venezuela impulsar una organización para el desarrollo propio de los países no industrializados?

Todos los conocidos como organismos internacionales, nacieron con el objetivo de resolver problemas de los países imperialistas. Ninguno de ellos fue creado para resolver problemas de los países pobres, tercer mundo, no industrializados, etc. por lo que es necesario que ahora se comiencen a crear esos organismos internacionales que si tengan como objetivo el desarrollo de nuestros países, con una estructura, programa e indicadores propios que muestren los avances que se vayan logrando.

Estos organismos internacionales actualmente existentes han recibido críticas permanentes sobre su desempeño y resultados, tal como lo hizo la propia UNICEF, la cual planteo que "los programas de ajustes estructurales del Banco Mundial habían sido responsables de la "disminución de la salud, de los niveles de alimentación y educativos de decenas de millones de niños de Asia, Latinoamérica, y África" o la realizada contra el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, criticas parece que ya olvidadas, "que las políticas de ajuste estructural impulsadas por esos organismos han impuesto enormes costos sociales a los grupos vulnerables en los países en desarrollo".

A pesar de todos estos juicios y de ser ampliamente conocida la trayectoria de estos organismos y su baja disposición a colaborar realmente con nuestros países, no se hace ningún esfuerzo por crear mecanismos internacionales propios, que si tengan como primer objetivo nuestro bienestar y desarrollo económico y social. Habría que preguntarse porque los países marginados del desarrollo, muchos de ellos con un alto nivel de combatividad por su independencia nacional no han promovido verdaderos organismos de cooperación y desarrollo efectivo y eficiente, y otros mecanismos en apoyo a la solución de esta problemática y siguen inscritos dentro del radio de acción de la estructura imperialista internacional. Estas organizaciones deben ser un objetivo prioritario para todos.

Podría ser un problema de alienación a los poderosos por los países pobres, esperando que desde el exterior llegue la ayuda, el impulso, para que nosotros tengamos el arranque que necesitamos para salir de lacerantes situaciones de pobreza y dominación. Brasil y Colombia, parece que lo están esperando. Eso no pasará, ni Estados Unidos ni todo el imperialismo colectivo tiene eso entre sus metas, ni inmediatas ni a largo plazo, a pesar de que sus dirigentes van a su misa todos los domingos en la religión cualquiera que practiquen.

Por ello creo que Venezuela puede impulsar una propuesta para la creación de una organización de los países no industrializados, con diagnósticos diferenciados, que permitan emprender el camino tan ambicionado de la prosperidad y el desarrollo adecuado a las necesidades, historia y realidades de cada país. Venezuela tiene la visión global para hacer esta propuesta, promoviendo la producción, creación de unidades de producción, la cooperación y el intercambio comercial, de conocimientos y tecnologías.

Una estructura organizativa básica podría ser:

Una dirección ejecutiva que planifique, coordine y supervise.

Un consejo directivo integrado por representantes de los países miembros.

Un equipo técnico especializado encargado de diseñar e implementar los programas y proyectos de la organización.

Mecanismos de evaluación y seguimiento.

Es el momento oportuno para esta propuesta de una organización para el desarrollo de los países no industrializados por parte de nuestro país y es una oportunidad para que Venezuela demuestre su compromiso con la solidaridad y el progreso global, al tiempo que se reafirma como un actor relevante en la escena internacional.

¡Inventad o Pereceréis ¡



Esta nota ha sido leída aproximadamente 618 veces.



Oscar Rodríguez E


Visite el perfil de Oscar Rodríguez E para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: