Gestiones para dominar el mundo

En 1978 el vaticano se encontraba en elecciones, Juan pablo I, pocos días después de ser electo Papa, murió misteriosamente, Juan pablo II asumió el pontificado, como primer jefe de la iglesia católica de origen polaco, hecho coincidente con el asenso vertiginoso del sindicato solidaridad de lech Waleza, ya para entonces Ronald Reegan era contactado por las multinacionales petroleras, por las monarquías europeas y por la OTAN, en una de las épocas mas duras de la guerra fría entre los EEUU y la ex URSS.

Ya en plena campaña electoral Reegan criticaba duramente la gestión del presidente Jimmy Carter, por haber conducido a la nación, catalogada en esa administración como país débil, en campaña hacia la presidencia Reegan manifestaba: devolver a los Estados Unidos un ejercito fuerte y poderoso, capaz de velar por la seguridad nacional y devolver la confianza a su gente. Como presidente en su discurso a la nación dijo: recuperare el primer lugar como potencia militar, económica mundial.

Cada año, el gobierno federal de los EEUU, gasta 70 ctvs, de dólar del presupuesto en guerras pasadas, presentes y futuras, desde el 2001 los norteamericanos, están aumentando los recursos al negocio de la guerra, de los que emplean los gobiernos federal, estatal, local, en salud publica, ayuda publica, desempleo, desarrollo habitacional, seguridad social, solo 11 ctvs se destinan al desarrollo de la sociedad norteamericana. El resultado de esta gigantesca inversión destinada a las guerras, a la industria militar, ha sido situar al pueblo estadounidense entre los más inseguros del planeta, estos sentimientos se reflejan en una sociedad cuya violencia va en aumento. Los rectores tienen que empezar a dirigir las universidades con la ayuda de la guardia nacional, y es que la institución de la guerra, es incompatible con la supervivencia de la raza humana. Sin embargo los Estados Unidos, el mayor poder militar del mundo, el consumidor anual del 65% de los recursos de consumo del mundo, se esta convirtiendo en la ex fuerza dominante de la economía mundial; ha respondido a la supuesta amenaza terrorista, haciendo de los preparativos de guerra, la actividad principal del gobierno de Bush o de cualquier presidente futuro, con proyectos militares ofensivos como el escudo antimisiles, actuando así, engroso con mas miembros a la OTAN, dando la tónica a la comunidad internacional.

Una vez en sus cargos, los dos huéspedes de la casa blanca y del Vaticano se acercaron, Estados Unidos permitió que el secretario de finanzas de la santa sede, negociara mas de 300 millones de dólares falsos con la mafia italiana en Nueva York, según documentos del FBI desclasificados 10 años después, de esta manera se salvo el Vaticano de un colapso económico. Una vez fortalecidos se dividieron las operaciones encubiertas. Desde Polonia con el Papa y lech Waleza como presidente, empezó la desestabilización del Pacto de Varsovia cuyo efecto domino, afecto inmediatamente después, a Yugoslavia con la muerte de Tito, luego siguió Rumania y así sucesivamente hasta el derrumbamiento del muro de Berlín y la caída de la URSS.

Por su parte Reegan aseguro su patio trasero. Subió los intereses de la deuda externa de América latina, consolido la dictadura de Chile, Argentina, Paraguay, Perú, impulso la lucha contra los movimientos subversivos de Nicaragua, el Salvador Ecuador, por esa década, los ochenta, Juan pablo II y Reegan empujaron los gobiernos social cristianos de las oligarquías. El papa en 1985 en su visita a latino América excomulgo a los sacerdotes progresistas de México, Brasil, Nicaragua, el Salvador; Perú, dividiendo a la iglesia católica en dos, de la cual se aprovecho el cristianismo evangélico, impulsado desde los Estados Unidos por el club 700.

En 1982 se produjeron dos hechos que pulsaron la reacción política de Rusia y China, ya para entonces Estados Unidos había creado la fuerza de reacción rápida, una división capaz de ser movilizada en 48 horas al Medio Oriente para cubrir el punto mas estratégico que Estados Unidos consideraba como neurálgico en ese entonces, aun ahora es de mucha importancia, de no que lo diga Irak. Se produjo la invasión de Israel al Líbano, con enormes masacres de palestinos ocurrida en los campos de refugiados de Sabra y Shatila, en el mismo año Inglaterra invadió las Malvinas, islas Argentinas, en ambos casos el imperio se salio con la suya; fortaleció para siempre militarmente a Israel, e hizo saber a los latinos que la OTAN es mas Importante que el TIAR (tratado internacional de ayuda reciproca), firmado entre los países sudamericanos con los Estados Unidos.

Era tanto el fortalecimiento militar que perseguía el imperio con la OTAN, que derivo en la segunda debacle económica de los Estados Unidos, en esa década los 80, algo parecido a lo de hoy, guardando las diferencias. El oro, todavía reservas federales en algunos países se cotizo a 850 dólares la onza, segunda alza significativa, la primera fue en los setentas con Nixon. Ya para entonces se presento al pentágono el proyecto de paraguas atómico, también conocido como guerra de las galaxias, por la película del mismo nombre, la mas taquillera hasta ese entonces, hoy ese proyecto lo conocemos como escudo antimisiles e involucra a los mismos actores, los Estados Unidos, sin importar cual sea su presidente, la OTAN con 28 miembros y ya prácticamente en la frontera de Rusia, al Vaticano, cuyo Papa por estos días festeja su cumpleaños en el imperio, estrechando los lazos de hermandad con los norteamericanos y criticando no sancionando a los curas violadores. Esto no es ninguna casualidad, estos tres actores se están acercando, y fortaleciendo para una nueva etapa de dominio mundial, con la consolidación del escudo antimisiles.

Una nación que solo confía en el poder militar para resolver sus problemas, y dar resolviendo los de los otros, se debilita como nación en diferentes formas, la mas desastrosa, crear poder de las instituciones militares a expensas del resto de la sociedad, para convertir al pueblo en un país guerrero, dispuesto a sacrificar sus valores mas preciados, incluyendo la misma libertad, por la defensa contra enemigos siempre débiles militarmente hablando o imaginarios.

La idea que los gastos de defensa deben incrementarse a medida que la economía se expande, es parte de la religión estadounidense sobre seguridad nacional, los gastos en armamentos, actualmente son imposibles de controlar, por las invasiones en Irak, Afganistán y Colombia, a mas de los conflictos que preparan, presentando el proyecto antimisiles al mundo con una doble envoltura, una interna, la libertad, la seguridad nacional, la estabilidad económica de la nación, esta ultima en el suelo, y detalles técnicos que ya nadie cree, y la otra externa basada en el fascismo, como es la ley de seguridad democrática, basada en sus 200 años de fracasos militares, a los que ellos llaman experiencia, manejando el presupuesto como un misterio, protegiéndolo con leyes, en una red de silencio. Cada vez que un proyecto se les viene al suelo, por los debates políticos porque la verdad sale ha flote, aterrorizan al publico, con los años de máximo peligro, armas de destrucción masiva, terroristas es la palabra de moda en la CIA, el Pentágono y la casa blanca.

¿Qué persigue Estados Unidos con este nuevo proyecto, netamente militar? Este proyecto involucra la estratosfera, por la utilización de satélites espías y militares, en la destrucción de misiles rusos o chinos en vuelo, irrespetando los acuerdos START, último de los tratados, desde la aparición de la bomba atómica, se han firmado diversos tratados, para limitar las armas nucleares, en gran mediada no han funcionado, por el continuo armamentismo norte americano. A todas luces se analiza que este proyecto al proteger un puñado de naciones amigas, las que son parte de su coalición desde 1991, es una ventaja militar, por lo tanto no puede ser considerado un proyecto defensivo, EEUU lleva ya 26 años continuos desarrollando este proyecto, en la tierra, en el espacio y en los océanos, ya son 4 los presidentes norteamericanos trabajando en el escudo antimisiles, eso nos enseña, que no importa si son demócratas, republicanos o independientes, el imperio es el imperio, solo buscan controlar el mundo, sus proyectos son a largo plazo, nosotros no lo entendemos todavía, el mundo los deja avanzar hasta que siempre es demasiado tarde, Rusia sufre lo dicho, ya la OTAN esta en sus fronteras, China cayo bajo el halago económico de las patentes norteamericanas, hace aproximadamente 20 años, las consecuencias culturales y políticas, empezaron con Tianamen, todavía no terminan, están lejos de hacerlo, mientras tanto los chinos ya alcanzaron a los norteamericanos en el primer lugar por contaminación ambiental, de los 100 nuevos ricos que tiene el mundo capitalista, 44 son Chinos, proyecto que empezó “casualmente” hace dos décadas, misma época del proyecto escudo o paraguas atómico, presentado por el pentágono a Ronald Reegan.

Los misiles TITAN II, los mas de 68 submarinos nucleares, capaces de disparar 860 ojivas nucleares bajo el agua, sin ser detectadas, los B52 con bombas de 20 megatones cada una, una parte de estos aviones siempre están en vuelo, armados y listos, por lo tanto no son vulnerables a un ataque sorpresa. Los EEUU, gastan mas de 250 mil millones de dólares al año, para mantener y aumentar el numero de armas nucleares que puedan lanzar a Rusia y China, dando a los tratados las armas obsoletas como el Minuteman I, Reemplazado por el Minuteman II, y cuando llego el tratado START II, entregaron los viejos misiles para reemplazarlos por los Minuteman III, a la vez que seguían produciendo los Polaris, luego los reemplazaron por los Poseidon, equipados con el sistema MIRV(multiple independentli targeted reentri vehicles) sistema que puede lanzar en forma diferente y en distintas direcciones preseleccionadas diversas armas nucleares, cada comandante de submarino tiene poder para destruir 150 ciudades. Por lo tanto el escudo antimisiles no es un proyecto disuasivo, los Estados Unidos han pedido mas miles de millones de dólares para investigación y así potenciar su fuerza nuclear,” para enfrentar mayores mas que esperadas amenazas” esta es una receta para seguir desatando una carrera sin limites, el único freno a este desmesurado gasto militar, es la imaginación del Pentágono, el derroche es su forma de vida, el mayor problema del imperio es saber si una mayor cantidad de armas nucleares, aumenta o disminuye las amenazas a su seguridad nacional. Por lo tanto hace mucho tiempo que el ejército imperial perdió la facultad de defender a su pueblo.

Todo acuerdo se basa fundamentalmente, en una promesa entre las partes firmantes. En 1970 los SALT 1 y 2, los suscritos en los noventas, y el último en el año 2000 firmado por 187 naciones, dependen en gran medida de la buena voluntad de sus integrantes para tener armas nucleares o no. Este acuerdo prohíbe a los países fuera del club nuclear, que desarrollen este tipo de armamento, sin embargo Estados Unidos ayudo a Israel y a Pakistán a fabricar bombas atómicas, gestando la segunda era nuclear, en gran medida impulsada por los gringos, apuntando al Asia ¿Por qué? Por Corea del norte o por la India ¿o será por que provocando un conflicto nuclear, se extermina por esos lados a la mitad de la población mundial?

Que otra explicación, le podemos encontrar a ese empeño del escudo antimisiles.

¿Por que se sigue fortaleciendo militarmente los Estados Unidos y la OTAN? ¿ de cara a que la unión europea, el imperio y el vaticano confabulan sus lazos de amistad con armas? ¿Acaso el vaticano empezara una etapa de influencia moral para el perdón celestial, si los imperios deciden el exterminio de 3000 millones de personas? Para mejorar los problemas climáticos de la humanidad, o sacarse de una vez por todas a Rusia, protegiendo con el escudo antimisiles su nación y la de los países miembros de la OTAN, con el mínimo de bajas posibles, párese una locura, pero no lo es, con el imperio las enseñanzas históricas nos demuestran que todo es posible.

La ultima canción del imperio es la lucha contra el terrorismo, en gran medida con el plan Colombia se ha demostrado, que la mayor parte de la fuerza de ese proyecto militar, no esta para defender a su aliado, el gobierno de Álvaro Uribe de un ataque exterior, sino para defender a su gobierno de su propio pueblo, y por la prioridad de utilizar el poder militar contra los movimientos revolucionarios de la región, pero esta tentativa sigue fracasando, política, militar, y moralmente, el gobierno de Lugo en Paraguay, ratifica lo mencionado. Nos queda otra lección de esto, lo de Irak, Afganistán, Palestina, Colombia, nos enseña todos los días, que un poder militar no puede traducirse en poder político. Los EEUU pueden destruir, pero jamás podrán construir en nuestros países una sociedad a su gusto.

rcpuma061@yahoo.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3705 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: