Objetivo: “Venezuela”

La soberanía no se discute, se defiende con las armas en la mano
Augusto César Sandino

Quién iba a pensar que mis abuelos, mis padres, mis hijos, mis hermanos mis amigos y vecinos representamos una “amenaza inusual y extraordinaria” para el Imperio norteamericano, estamos en el objetivo de sus armas diplomáticas y belicistas de destrucción debido a que se trata de la imperante necesidad de ese “gobierno” de apropiarse de la más grande reserva de petróleo comprobada del mundo que posee nuestra patria y que para los gringos representaría una inmensa fuente de energía destinada a saciar el voraz apetito consumista que caracteriza a la nación del norte.

No es casualidad que la empresa Exxon Mobil haya sido licenciada por Guyana para que explote un bloque (llamado Stabroek Block), de unos 26.800 kilómetros cuadrados, a unos entre 160 y 320 kilómetros de la costa. El territorio abarca la zona del Esequibo reclamada por Venezuela desde 1899 cuando un laudo arbitral desestimó su solicitud de obtener más de 150.000 kilómetros cuadrados que (hasta hoy) reclama como suya por pertenecer a la antigua Capitanía General. El laudo arbitral de París falló a favor del Reino Unido, que antes colonizaba Guyana.

El inocultable interés de Obama por complacer a las corporaciones que lo manejan deriva en que en la zona Esequiba donde ya están instalados, posee múltiples recursos naturales. Destacan los forestales (madereros), que ocupan más de ocho millones de hectáreas en las tierras altas. Además, posee una amplia superficie de tierras agrícolas, asimismo "importantes recursos minerales y energéticos", como: oro, diamante, mica, bauxita, manganeso, minerales radiactivos (uranio), petróleo y gas natural. Se sabe, además, de hierro y coltán, recurso estratégico imprescindible en la fabricación de componentes electrónicos avanzados.

En Hidroelectricidad Guayana Esequiba, representa otra “amenaza inusual y extraordinaria” ya que posee seis cuencas hidrográficas: la mayor (72% del área) corresponde al río Esequibo. Las otras son las de los ríos Orinoco, Amazonas, Guaini, Pomerún y Moruca. Todas con numerosos afluentes. Son ríos caudalosos que desembocan en el Atlántico, navegables en algunas áreas, porque otras poseen saltos y raudales que "potencian las condiciones favorables para la generación de energía hidráulica en aproximadamente el 85% del área de la Guayana Esequiba". Los petrodólares llevaron al gobierno de Georgetown, quebrantar el acuerdo de Ginebra, que impide a Guyana ejecutar cualquier acción en el territorio mientras se dirime el diferendo a pesar que Naciones Unidas media en la disputa.

Ante las recientes agresiones y las que vendrán, la Asamblea Nacional sancionó la Ley Habilitante Antiimperialista para legislar en defensa de nuestra Patria. No obstante podemos concluir que afortunadamente Venezuela no está sola, hemos recibido de distintas partes del mundo la solidaridad de los pueblos que creen en el proyecto de Inclusión que lleva adelante nuestro país.

Somos una “amenaza” y el objetivo para la diplomacia belicista porque poseemos por gracia de Dios las más grandes reservas de petróleo, biodiversidad, riqueza mineral y agrícola, ubicación geográfica estratégica a la cabeza del mar Caribe en Suramérica, tierras fértiles y muchos patrimonios más. Con lo que no cuenta Obama es que este “patio trasero” como ellos nos llaman, cuenta con un escudo humano que ante cualquier circunstancia saldrá contra todos los pronósticos a defender lo que tanto nos ha costado como lo hizo aquel 13 de abril del 2002 en rescate del hombre que despertó para siempre el orgullo de ser Venezolanos.




Esta nota ha sido leída aproximadamente 1178 veces.



Carlos E. Zambrano J.


Visite el perfil de Carlos E. Zambrano J. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Carlos E. Zambrano J.

Carlos E. Zambrano J.

Más artículos de este autor